Los militares regresan a la política

Dos excomandantes en jefe de gobiernos del Frente Amplio se disponen a trabajar en el Partido Colorado
Dos militares que llegaron a ser comandantes en jefe en gobiernos del Frente Amplio y que tienen vínculos familiares con la izquierda, piden cancha para entrar a la política partidaria. Pero no lo harán en el Frente sino en el Partido Colorado cuya interna intenta moverse para reflotar esa colectividad luego de tres elecciones en las que perdió votos.

Los colorados tuvieron desde 2015 resquebrajamientos internos que implicaron hasta la huida de legisladores hacia el Partido de la Gente, y al mismo tiempo se reagruparon con nuevas formaciones que competirán entre sí.

En medio de esos cambios, los colorados reciben nuevas adhesiones, en este caso de militares de alto rango, característica que era normal en los partidos años atrás.

Así aparecen hoy en escena el general Pedro Aguerre (Ejército) y el general del aire José Bonilla (Fuerza Aérea) quienes ocuparon los más altos cargos en sus armas bajo la presidencia de Tabaré Vázquez y José Mujica.

Uniformados

Hacía tiempo que militares de carrera no tomaban la opción de participar en política. En este caso, los uniformados van al partido fundado por el general Fructuoso Rivera. Desde los años 70, en el Frente Amplio había estado el general Liber Seregni quien lo lideró por décadas. Un Seregni que venía de filas coloradas. Y antes, en el Partido Colorado, estuvo el general aviador Oscar Gestido, quien fue Presidente de la República durante unos meses en 1967.

Tras su fallecimiento asumió Jorge Pacheco Areco.

En el Partido Colorado ahora parece ser el turno de los militares Aguerre y Bonilla.

José Bonilla, fue comandante en jefe de la Fuerza Aérea en el primer gobierno de Tabaré Vázquez y luego fue hombre de confianza del presidente José Mujica. En la presidencia de Mujica, Bonilla ocupó el cargo de Jefe del Estado Mayor de la Defensa y después de coordinador de Inteligencia del Estado, el organismo encargado de velar por la defensa del país.

Bonilla también había sido edecán del expresidente Julio María Sanguinetti y ahora analiza "dar una mano" en el Partido Colorado del cual no es afiliado.

Su padre, un maestro de escuela, fue fundador de la Lista 99 del Partido Colorado, la de Zelmar Michelini, y su mamá era funcionaria judicial. Además, tiene tres hermanos, uno militar aviador y los otros dos integraron el Movimiento de Liberación Nacional-Tupamaros, informó el portal Ecos.

Para esta etapa política, Bonilla dijo a El Observador que el expresidente Sanguinetti le recomendó realizar reuniones políticas con vecinos para expresar sus ideas y ver si capta apoyos.

El general del aire dijo que no se ve "como presidente ni diputado", pero siente que debe trabajar en el Partido Colorado con una visión diferente a la de los políticos tradicionales.

"Yo soy soldado, lo mío es al pan pan y al vino vino. Tal vez con mi experiencia pueda hacer algún aporte", dijo Bonilla quien aún no definió de qué forma trabajará.

"Yo vengo de afuera y primero hay que dar pasos. Para ser comandante también se empieza de abajo", dijo a El Observador.

Hoy, dice, trata de devolver lo recibido por la sociedad presidiendo la Escuela Horizonte que atiende a niños con parálisis cerebral.

Precandidato

Aguerre
General Aguerre
General Aguerre

El otro militar que llega a los colorados es el excomandante en jefe del Ejército, Pedro Aguerre, quien a través de un comunicado confirmó que competirá en las próximas internas para ser candidato en las nacionales del año 2019.


Aguerre, según supo El Observador de allegados al militar, está recorriendo el país y hará la presentación de su movimiento y de algunos técnicos que lo acompañan el próximo 19 de junio, día del natalicio del prócer José Artigas.

La fecha fue elegida por esa razón y busca dar un mensaje de unidad.En el texto de su comunicado habla de convocar a los "orientales".

Aguerre fue comandante del Ejército en el gobierno del presidente Mujica entre los años 2011 y 2014.
Su padre, que hoy tiene 89 años, fue amigo del general Liber Seregni y también fue fundador del Frente Amplio. Proviene del Partido Socialista y estuvo 11 años presos por oponerse a la dictadura (1973-1985).

"Personas amigas, y sus apreciaciones de situación, me han hecho notar que mi experiencia profesional, puede ser un importante aporte para nuestro país, y el sistema democrático republicano que nos rige, y que desde filas del Partido Colorado podría contribuir positivamente de manera práctica, proponiendo acciones, que permitan corregir la realidad que hoy aflige a la ciudadanía", afirmó Aguerre en el comunicado que anuncia su candidatura.

Cuando los partidos políticos tenían uniformados

En el pasado, los partidos políticos y la sociedad tomaban con normalidad que militares de rango estuvieran en la militancia partidaria. Algunos estuvieron en cargos de dirección o hasta se postularon a presidente.

El general Oscar Aguerrondo fue jefe de policía de Montevideo en 1959. Fundó la logia militar Los Tenientes de Artigas, de corte nacionalista y anticomunista, y militó en el Partido Nacional. De hecho en 1971 se postuló por ese partido a la Presidencia de la República.

El general Hugo Medina cumplió funciones de gobierno y era de filiación nacionalista aunque no militó activamente en partidos políticos.

En 1984 fue comandante en jefe del Ejército y tuvo protagonismo al fomentar el diálogo para la salida de la dictadura.

Luego fue ministro de Defensa en el primer gobierno de Julio María Sanguinetti entre 1987 y 1990. Medina, que reconoció públicamente haber ordenado torturas, frenó como ministro de Defensa, citaciones judiciales a militares implicados en denuncias de violaciones a los derechos humanos.

Entre los colorados se destacó el aviador Oscar Gestido que alcanzó la primera magistratura.
En el gobierno blanco de Luis Alberto Lacalle Herrera, la dirección de Aduanas fue confiada al mayor Armando Méndez.

El militar, acusado luego por organizaciones de derechos humanos de haber sido un torturador, había enfrentado a la subversión en las filas de la dictadura.

Fue también quien tras recibir información sobre los Tupamaros, acordó la salida del país del tupamaro Héctor Amodio Pérez y su compañera Alicia Rey. En el Frente Amplio, además del general Liber Seregni que estuvo entre los fundadores, participó, entre otros, el general Víctor Licandro quien era de extracción batllista.

Licandro cayó preso por oponerse al golpe de Estado de Terra y también se opuso al golpe de 1973 por lo que nuevamente fue a prisión. Licandro presidió en democracia la Mesa Política del Frente Amplio y suTribunal de Conducta Política.

Populares de la sección

Acerca del autor