Macri da un golpe de timón para enderezar el rumbo económico

Relevó al ministro de Hacienda y en su lugar asumirán dos técnicos con probada experiencia
El rumor finalmente se convirtió en realidad. La mala perfomance de la economía, sumada a las diferencias cada vez mayores con otros integrantes del equipo de gobierno llevaron al presidente de Argentina, Mauricio Macri, a decidir ayer el relevo de su ministro de Hacienda, Alfonso Prat-Gay.

El cese del funcionario fue acompañado de una reestructura de esa área, que fue dividida en dos ministerios: Hacienda por un lado y Finanzas por otro.

El nuevo titular de Hacienda será Nicolás Dujovne, mientras que al frente de Finanzas estará Luis Caputo, que ya trabajaba en ese rubro en el gobierno. Ambos son cercanos al presidente.

"El presidente le pidió la renuncia (a Prat Gay). Es un tema de diferencias políticas", anunció el jefe de Gabinete, Marcos Peña, en una sorpresiva conferencia de prensa al anunciar los cambios en la cúpula económica.

"Debido a las diferencias a veces que había respecto al funcionamiento del equipo creíamos que era lo mejor para el equipo, para esta etapa, hacer un cambio", acotó el jerarca.

Prat-Gay, que era uno de los ministros estrella del gabinete, fue destituido en un momento en el que, tras un año de gestión, el país sigue sin salir de la recesión.

La economía acumula en el año un derrumbe de 2,4% tras los ajustes aplicados por Macri para afrontar un pesado déficit fiscal y atraer inversiones. La recesión comenzó con la devaluación de 32% dispuesta por el presidente al asumir en diciembre de 2015, y se profundizó con una inflación anual de más de 40%, con una fuerte caída del poder adquisitivo de los salarios y el consumo, según consultoras económicas.

Prat-Gay mantenía diferencias con el titular del Banco Central, Adolfo Sturzenegger, a quien le pedía bajar la tasa de interés de 25% para reactivar la economía.Sin embargo, Sturzenegger mantiene alto el tipo de interés con el argumento de que se debe derrotar la inflación.

Impacto

La decisión de Macri, que descansa en la ciudad de Villa Angostura, en la región de los lagos andinos –a donde fue convocado el ministro cesado– provocó una suerte de terremoto político en Argentina.

Es que Prat-Gay no solo era de los ministros más reconocidos sino que fue quien levantó el cepo cambiario e impulsó las negociaciones para llevar un acuerdo con los denominados "fondos buitre", lo que permitió que Argentina pudiera volver a solicitar financiamiento en los mercados internacionales.

Pero no todo lo que reluce es oro: la euforia y las constantes promesas de que la economía se recuperaría en el segundo semestre del año quedaron en saco roto y generaron una creciente impaciencia pública, que se tradujo en encuestas desfavorables para la gestión presidencial.

Uno de los caballitos de batalla de la nueva administración era terminar con la pobreza, pero un 32% de argentinos está en esa situación. Y la responsabilildasd apuntaba al ministerio encabezado por Prat-Gay, que auguró un aluvión de inversiones que todavía no llegan.

"Queremos agradecer la tarea de Prat-Gay, que ha manejado un ministerio muy desafiante en un año muy desafiante por la transición económica", dijo Peña.

Mientras Caputo fue decisivo para acordar con acreedores en Nueva York, Dujovne deberá conseguir los recursos financieros para mantener la infraestructura del Estado.

Elogios

Marcos Peña elogió las cualidades de los dos nuevos ministros. De Dujovne dijo que que es una persona "joven" que tiene "experiencia". De Caputo mencionó que "maneja muy bien" las finanzas.


Un puntal que cayó en desgracia

A los 51 años, Alfonso Prat-Gay se había convertido en diciembre de 2015 en el titular del Ministerio de Hacienda y Finanzas, una de las áreas surgidas tras la división de la cartera de Economía heredada del gobierno kirchnerista.

Cuando apenas llevaba una semana en su puesto, el entonces ministro consiguió que concluyera el denominado "cepo" al dólar para tratar de recuperar el camino del crecimiento.

Además, con esa medida buscó desterrar el complejo montaje de restricciones para el acceso a divisas extranjeras, instaurado en el año 2011 por el gobierno de la expresidenta Cristina Fernández de Kirchner.

De esa manera, el gobierno de la exmandataria había buscado -aunque sin éxito alguno- contener la fuga de divisas.

Expresidente del Banco Central entre 2002 y 2004, Prat-Gay dirigió los equipos de la Coalición Cívica -aliada del actual presidente Mauricio Macri en las elecciones presidenciales- y entre 2009 y 2013 ocupó una banca en la Cámara de Diputados.

Desde el comienzo, Prat-Gay había sido uno de los puntales del equipo económico del nuevo gobierno argentino.

Nicolás Dujovne, ministro de Hacienda

Fue economista jefe del Banco Galicia y consultor del Banco Mundial. Con un perfil mediático (es columnista de La Nación), dirige una consultora y se convirtió en uno de los principales asesores del presidente Mauricio Macri en temas fiscales y de hacienda.

Luis Caputo, ministro de Finanzas

Licenciado en Ciencias Económicas, con más de 30 años de experiencia en el sector financiero. Fue jefe de departamento en la financiera JPMorgan, ocupó puestos ejecutivos en el Deutsche Bank y lideró una gestora de fondos de inversión.




Fuente: El Observador y agencias

Populares de la sección