Ministerio del Interior advierte por casos de "sextorsión"

Graban escenas sexuales por chat y luego extorsionan a la víctima

El Ministerio del Interior dio a conocer una "alerta roja" lanzada por Interpol Internacional respecto a la modalidad delictiva conocida como sextorsión, que implica que víctimas son atraídas por internet e inducidas a realizar actos sexuales frente a su cámara web para ser grabadas sin su consentimiento, para luego extorsionarlas con la divulgación de esas imágenes.

"Los delincuentes utilizan ese material para chantajear y amenazar con hacerlo llegar a los amigos y familiares de las víctimas si no aceptan sus peticiones. En la mayor parte de los casos, el móvil de este delito es financiero. Los delincuentes piden dinero que debe enviarse a países como Costa de Marfil, Ghana y Nueva Guinea", informó el Ministerio del Interior a través del Departamento de Investigaciones Complejas de la Dirección General de Lucha contra el Crimen Organizado e Interpol.

"La mayoría de las víctimas son hombres contactados por delincuentes que usan perfiles falsos de muchachas atractivas", indicó la secretaría de Estado. La plataforma más usada para la maniobra es Facebook, pero se han registrado casos en Badoo y Linkedin.

Quienes llevan a cabo la maniobra, convencen a la víctima de que acceda a tener "sexo virtual" mediante Skype y graban el video en forma clandestina. Luego, envían la amenaza de hacerlo llegar a personas de su entorno y le piden una cifra que oscila entre los US$ 500 y los US$ 3.000 para no hacerlo.

"En algunos casos, las víctimas recibirán también e-mails fraudulentos enviados supuestamente por policías, en los que se les comunica que han recibido ese material indecente y que la persona está siendo investigada, a fin de someterlas a una mayor presión", dice el comunicado.

El Departamento de Investigaciones Complejas de la Dirección General de Lucha contra el Crimen Organizado e Interpol exhortó a "no realizar el pago y denunciar inmediatamente en cualquier dependencia policial", a través de la línea anónima 0800-500 o en la División de Delitos Tecnológicos en el teléfono 2908 37 26.


Populares de la sección