MSP modificará protocolo del aborto y simplifica pasos previos

La consulta con los tres especialistas deberá ser el mismo día
El Ministerio de Salud Pública prepara cambios en la implementación de siete artículos del decreto que reglamentó la ley del aborto. Las autoridades están trabajando en un documento que será presentado en los próximos días y entre los cambios plantea que los médicos podrán presentar objeción de conciencia en cualquier etapa del proceso de interrupción del embarazo, dijo a El Observador la encargada del programa de Salud Sexual y Reproductiva del Ministerio de Salud Pública (MSP), Ana Viscontti.

Pero el cambio más novedoso es que el equipo interdisciplinario que atiende a las mujeres deberá hacerlo de forma conjunta en una sola consulta. De esta manera se simplifica el proceso, que antes se podía realizar en tres consultas separadas.

Esos cambios se realizan a partir de una sentencia del Tribunal Contencioso Administrativo (TCA), que falló a favor de la impugnación de 7 de 11 artículos cuestionados por algunos médicos.

Según la ley 18.987 de Interrupción Voluntaria del Embarazo (IVE) implementada en 2012, las mujeres que estén dentro de las primeras 12 semanas del embarazo pueden solicitar hacerse el aborto en su prestador de salud y un equipo interdisciplinario –conformado por un ginecólogo, un psicólogo y un asistente social– las debe atender.

Como plazo para hacerlo la ley les otorga un día a los prestadores de salud para conceder la primera consulta. Luego, se deberá dar cinco días a la mujer para que reflexione si efectivamente quiere abortar.

El TCA encontró diferencias en cómo se plantea el plazo en la ley y en el decreto reglamentario posterior, que menciona que los cinco días comienzan a correr luego de que la mujer manifiesta por primera vez su deseo a un médico.

Según establece la sentencia del TCA, el ministro Juan Pedro Tobía sostuvo que luego del primer encuentro, las mujeres podrían no tener tiempo suficiente para seguir con el procedimiento. "Puede ocurrir que la usuaria haya recibido solo el asesoramiento del ginecólogo y, antes de entrevistarse con el resto del equipo, ya haya transcurrido el plazo mínimo de reflexión legalmente previsto", expresa la sentencia.

El fallo dispone que las diferencias en los plazos resultan "de singular gravedad".

Por ese motivo, el tribunal anuló el artículo que pautaba que los cinco días de reflexión comenzaban a correr a partir de la primera entrevista, es decir, cuando la mujer se lo plantea a su médico. Con la anulación, los cinco días de reflexión comienzan cuando la mujer se haya reunido con los tres integrantes del equipo técnico.

Ahora, al unificar la atención de los tres especialistas en una sola consulta, se simplificará el trámite
para la mujer y se logrará agilizar los plazos, salvo en algunos lugares del interior del país donde la modificación puede ser una barrera si no hay disponibilidad de los tres especialistas a la vez, advierten desde el MSP.

"A veces es dificultoso que se pueda completar que el equipo integrado por tres especialistas pueda lograr la consulta, más en el interior del país porque no hay tantos técnicos y especialistas", dijo Viscontti. En ese sentido manifestó que uno de los problemas es que no en todos los departamentos se cuenta con psicólogos, ginecólogos y asistentes sociales que puedan actuar a la vez, por lo que están evaluando qué alternativas se pueden tomar para cumplir con los plazos de consulta establecidos por ley, teniendo en cuenta esa problemática. La complementación de servicios entre centros de salud públicos y privados es una de las posibilidades, pero es algo que el MSP está evaluando.

Las autoridades sanitarias le solicitarán información a todas las instituciones sobre cómo van a hacer para cumplir con lo establecido en el nuevo documento.

"Si todas plantearan que no pueden cumplir se verá cómo hacer", dijo Viscontti.

En Salto –luego de la implementación de la ley– los ginecólogos del departamento presentaron objeción de conciencia y el recurso que se implementó fue que uno de Montevideo se dirigía al departamento para atender las consultas. "Se han tratado de solucionar los problemas pero sigue habiendo déficit", aseguró la responsable del programa de salud sexual y reproductiva del MSP.

En febrero una mujer de 21 años murió en el Hospital de Maldonado luego de que le hicieran un aborto clandestino y se provocara una infección generalizada en el aparato genital. Su pareja y el médico fueron procesados con prisión por el delito de "aborto efectuado con la colaboración de un tercero con el consentimiento de la mujer", como autor y coautor respectivamente.

Populares de la sección

Acerca del autor