Natalia Oreiro, entre Gilda y Siberia

La actriz y cantante, que presentará los Premios Platino, habló sobre sus próximos proyectos cinematográicos y su vínculo con Uruguay
"Soy del Cerro", dice Natalia Oreiro, más allá de que vivió en ese barrio montevideano durante poco tiempo y que desde los 16 años reside en Argentina, el país de procedencia de su esposo y del que su hijo se siente parte. "Me siento rioplatense, pero cada vez que estoy ahí siento que es mi casa", comentó a El Observador durante una charla en el marco de la previa de los Premios Platino al cine iberoamericano, que se otorgan esta noche en Punta del Este, y en donde Oreiro será una de las conductoras de la ceremonia.

Sobre ese punto, la actriz, cantante y diseñadora de modas considera que la organización la seleccionó por su país de origen, más allá de sus capacidades como presentadora. "Creo que ayudó que yo sea uruguaya, porque yo no me considero conductora, como sí lo son mis compañeros, Santiago Segura y Adal Ramones", argumentó, aunque afirmó que recibe la tarea con "respeto, aunque relajada", y adelantó que cerrará la ceremonia con un homenaje musical "al cine latinoamericano".

Así como en la entrega de premios, Oreiro hará coincidir el cine con la música, esa mezcla también está presente en su proyecto fílmico más próximo. Se trata de Gilda: no me arrepiento de este amor, la cinta biográfica en la que la uruguaya interpretará a la cantante tropical argentina.

Embed

"Para mí ese papel es un sueño cumplido, soy fan confesa de Gilda, y este proyecto tenía ganas de hacerlo desde hace mucho tiempo", explicó Oreiro. La película pasó por varios directores y se manejaba desde hace años, pero la falta de cesión de derechos la postergó. Fue gracias a una carta enviada por Oreiro y la directora Lorena Muñoz al hijo de la cantante que lograron el permiso necesario.

Para la película, Oreiro grabó las canciones que aparecen en ella, acompañada por la banda de Gilda, así como algunas versiones que fueron un gusto personal. Todo eso, adelantó la actriz, será lanzado en un disco que se presentará junto a la película, cuya fecha de estreno está prevista para setiembre.

"La idea no es solo mostrarla como cantante, sino también mostrar cómo era como madre, como maestra de escuela. Traté de conocer su parte personal, por fuera de lo que mostraba en el escenario. Usé además algunos accesorios o ropa de ella, más como amuleto que otra cosa", dijo Oreiro sobre el proceso de rodaje, que le sirvió para darse cuenta que a pesar de ser una de sus influencias no son tan parecidas como ella pensaba.

La uruguaya asegura que la película trata de contar la historia de alguien que por ser un personaje popular, se cree que se conoce, o al menos se tiene una idea, y que eso lo hace difícil, porque "no se sabe cómo era hasta que se conoce como era su vida". Oreiro asegura que su intención es interpretar y no imitar a Gilda, una figura clave de la cumbia argentina porque su estilo era levemente diferente al habitual. "Creo que por sus influencias, por las cosas que ella escuchaba, no cantaba y hacía las inflexiones de la cumbia tradicional. Era increíble", afirmó, en su rol de fanática.

teaser Gilda - No me arrepiento de este amor

La Rusia conquistada

A fines de junio se estrenó en el Festival de cine de Moscú el documental Nasha Natasha, dirigido por el uruguayo Martín Sastre (amigo de Oreiro y realizador de Miss Tacuarembó), que narra la vida de la actriz y cantante de 39 años y su relación con Rusia, un país donde es una de las estrellas pop más queridas.

Si bien el documental se estrenará más adelante en el Río de la Plata (con la intención de no pisarse con el estreno de Gilda), Oreiro habló al respecto, y aseguró que se trató de una iniciativa de Sastre. "Yo no considero que ningún aspecto de mi vida valga la pena como para contar en una película", dijo.

Oreiro explicó que viaja al país euroasiático desde los 20 años, y que se trata de una relación de "amor mutuo", que supera las diferencias idiomáticas. "Allá abrieron academias de español porque querían aprender mi idioma. Pero claro, les enseñaban el castellano, y la gente quería hablar con acento rioplatense. Entonces les bajaban puntos en la calificación, pero hablaban como yo", contó Oreiro, quien aseguró que la llena de orgullo ver como su público ruso canta en español durante sus giras. "Yo también trato de mejorar siempre con el idioma también, de hecho, dentro de poco va a venir una chica de 20 años desde Rusia a vivir conmigo durante un año, para aprender a hablarlo como ellos", revela.

Oreiro explica que su relación con el país está determinada por el hecho de que "crecieron juntos". Además, se maravilla con la idea de que "una mujer del Cerro tenga una conexión con alguien de Siberia". Nasha Natasha, que también muestra el recorrido de Oreiro en el tren Transiberiano durante una gira por Rusia, incluyó escenas en Buenos Aires y Montevideo, donde aparecen, por ejemplo, sus padres o su maestro de sexto de escuela.

Trailer del documental Nasha Natasha

En ese sentido, para Oreiro el documental es particular. "No es habitual que muestre mi intimidad, pero en la película hay varios elementos personales. Pasamos por ciudades con menos de 20 grados bajo cero, entonces no podía llevar a mi hijo, hasta que en un momento viajó con mi esposo, y eso se muestra, que no suele suceder".

Otro proyecto que la actriz maneja para el futuro es la biografía cinematográfica de la poetisa Juana de Ibarbourou, actualmente en guionado, y aún sin fecha proyectada de estreno.

Pero su compromiso inmediato es representar como presentadora a Uruguay en la ceremonia de hoy. Su expectativa es la de que el país logre ser "un buen anfitrión", así como el hecho de que los Platino permitan "conocernos y valorarnos más entre los países iberoamericanos a nivel cinematográfico, así como somos reconocidos en otras partes del mundo".

Populares de la sección

Acerca del autor