Por qué este año el Oscar no se le puede escapar a Di Caprio

El actor es el último ejemplo de actores que nunca ganaron el premio de la Academia a pesar de ser habituales nominados. Este año, una vez más, lo merece
Una vez más, todo parece indicar que Leonardo DiCaprio ganará finalmente este año el premio Oscar a Mejor actor, un galardón al que estuvo nominado en tres oportunidades (más una como Mejor actor de reparto). Hay que decir "una vez más", porque en otras ocasiones estuvo en similar posición aunque nunca logró hacerse con él.

Su trabajo en Revenant: el renacido, tiene la calidad necesaria para hacerse con el galardón, e una suerte de afeamiento físico de los suelen ser reconocido por la Academia (como en los casos de Charlize Theron, Matthew McConaughey y Nicole Kidman). Además, algunos premios previos que ha recibido parecen indicar un triunfo.
El Renacido

Pero hasta ahora el premio le ha sido esquivo, y varios de sus roles más destacados (ver recuadro) no fueron más allá de la nominación, lo que generó reclamos y burlas a partes iguales en internet, sobre todo en sus nominaciones más recientes.

Sin embargo, el actor de 41 años no es el único intérprete que fue postergado por la Academia de artes y ciencias cinematográficas. Hay varios actores, actrices y hasta directores que nunca fueron ganadores de la estatuilla dorada, o incluso ni siquiera nominados, una lista que contiene a varios nombres fundamentales de la historia del séptimo arte.

Figuras como Marilyn Monroe, Charles Chaplin, Orson Welles, Spike Lee, Greta Garbo, Ridley Scott, Alfred Hitchcock e Ian McKellen nunca han recibido el premio, aunque algunos si cuentan con nominaciones o galardones honorarios por sus carreras o sus aportes al cine.

Dentro de los que hasta el momento no se han llevado la estatuilla a pesar de ser multinominados (como DiCaprio), uno de los ejemplos más claros es el de Glenn Close. La actriz posee seis nominaciones al premio de la Academia, entre 1983 y 2012, pero nunca lo recibió.
Runion Glenn Close Mujica

Peter O'Toole es el actor con mayor cantidad de nominaciones, con ocho, que nunca recibió el máximo
galardón del cine comercial por una película puntual, aunque si recibió un premio honorario en 2002 por su trayectoria cinematográfica. De hecho, la última de sus nominaciones puntuales fue en 2006, por Venus, por la que tampoco ganó.

Otros actores de generaciones más cercanas a la de DiCaprio que tampoco ha recibido el Oscar a pesar de ser nominados son Johnny Depp, Tom Cruise o Joaquin Phoenix, todos ellos con tres candidaturas.

Si bien el eventual triunfo de DiCaprio en la ceremonia que se realizará el 28 de febrero interrumpirá la habitual producción de memes en internet (a la vez que generará otros nuevos), el premio le llega por un rol destacado, pero que quizás no sea su mejor obra, un lugar que le puede corresponder a sus roles en El aviador, El lobo de Wall Street o Los inflitrados, lo que lleva al siguiente punto.

Lobo de Wall Street

Merecidos pero desacertados


En la historia de los premios Oscar también están aquellos actores que debieron ganarlo en un momento anterior al que finalmente lo acabaron recibiendo, como es el caso de Al Pacino, quien tras siete nominaciones por películas de la talla de El Padrino y su secuela, Dick Tracy o Serpico, acabó recibiéndolo por Perfume de mujer, una película en la que no alcanza el estatus de actuación clásica que si logra en las anteriormente mencionadas.
Perfume de mujer

Algo parecido sucedió con Julian Moore, quien recién ganó su primer Oscar en la edición pasada por Siempre Alice, luego de otras cuatro nominaciones sin éxito. En estos casos, el premio puede verse casi como un reconocimiento a la trayectoria, además de a la actuación puntual que se premia.

El punto de contacto entre ambos, por ejemplo, es que mientras Pacino interpretó a un exsoldado ciego, Moore encarnó a una mujer que atraviesa las primeras etapas del Alzheimer. Las enfermedades, las discapacidades mentales o físicas siempre son bien consideradas por la Academia al momento de nominar y otorgar sus premios, algo en lo que DiCaprio incursionó en 1993, con ¿A quien ama Gilbert Grape?, rol que le valió su primera nominación.

El otro camino que suele ser exitoso para alcanzar premios como el que DiCaprio desea es el de encarnar a un personaje real, algo que antes tampoco fue suficiente para el actor de 41 años, pero que ahora vuelve a intentar en Revenant: el renacido, donde interpreta al explorador Hugh Glass.

Aplausos sin premio

DiCaprio Gilbert Grape

¿A quién ama Gilbert Grape?
Arnie Grape
1994
Perdió con Tommy lee Jones (El fugitivo)

A los 19 años, DiCaprio recibió su primera nominación al premio de la Academia como Mejor actor de reparto por su interpretación de un joven con una discapacidad mental, hermano del protagonista de la historia (Johnny Depp). El entonces incipiente actor fue uno de los puntos destacados de este drama sobre una familia disfuncional de Iowa, con sus movimientos torpes, sus gritos agudos y su inocencia.

DiCaprio Aviador

El aviador
Howard Hughes
2005
Perdió con Jamie Foxx (Ray)

Ya establecido dentro de Hollywood como actor y después de su etapa como galán juvenil, DiCaprio estableció una colaboración con el director Martin Scorsese, quien lo dirigió en este filme biográfico centrado en la figura del pionero de la aviación y productor cinematográfico Howard Hughes y su paso de millonario emprendedor a solitario enloquecido. Triunfos en premios como los Globos de Oro indicaban un posible triunfo de DiCaprio en los Oscars, en lo que fue uno de los mejores trabajos de su carrera.

DiCaprio Diamante de sangre

Diamante de sangre
Danny Archer
2007
Perdió con Forest Whitaker (El último rey de Escocia)

Apenas dos años después, DiCaprio volvía a estar nominado al premio de la Academia, en esta oportunidad por su rol como un traficante de armas que se dedica a ayudar a un pescador de Sierra Leona que ha encontrado un diamante de gran tamaño y tiene intención de venderlo y abandonar el continente. A lo largo del filme, Archer va ganando en complejidad y humanidad aunque su actitud cínica se mantiene a lo largo de toda la historia.

DiCaprio Lobo de Wall Street

El lobo de Wall Street
Jordan Belfort
2014
Perdió con matthew Mcconughey (El club de los deshauciados)

Quizás la ocasión en la que Di Caprio estuvo más cerca de ganar el premio y cuando los galardones que anteceden al Oscar así lo marcaban. Con otro personaje real, en esta oportunidad DiCaprio encarnó al corredor de bolsa Jordan Belfort encarcelado en 1999 por estafa. El actor lideró esta película de Scorsese, que a largo de tres horas mantiene un ritmo y un estilo frenético e irreverente que coincide con el estilo de vida de Belfort. En este trabajo, DiCaprio hace desde comedia física hasta pasajes serios.

Acerca del autor