Renuncias por escándalo sexual en Colombia

El jefe de Policía y el ministro del Interior son sospechosos de haber integrado una red de prostitución
El director de la Policía Nacional de Colombia, general Rodolfo Palomino, dejó su cargo ayer, al día siguiente de que se abriera una investigación disciplinaria por su presunta participación en una red de prostitución masculina vinculada a la institución.

El hombre, que llevaba 38 años de servicio público, estaba en el cargo desde 2013 y fue en varias ocasiones el funcionario mejor valorado por la ciudadanía, según diferentes encuestas. Se dijo inocente pero igual abandonó el cargo, tal como lo hizo en la víspera otro de los supuestos implicados, el viceministro del Interior, Carlos Ferro.

El ministro de Defensa, Luis Carlos Villegas, agradeció de modo especial al renunciante, que entregó "la policía más poderosa y eficiente de la historia de Colombia".

El martes la Procuraduría General de la Nación, la entidad en Colombia que controla a los funcionarios públicos, había anunciado la apertura de una "investigación disciplinaria formal" contra Palomino.
El hombre es indagado por "la creación y puesta en marcha de una supuesta red de prostitución masculina denominada periodísticamente 'La Comunidad del Anillo'", manifestó la Procuraduría en un comunicado.

De acuerdo con la entidad, los hechos habrían ocurrido entre 2004 y 2008 y ese "modus operandi habría tenido lugar presuntamente con la ayuda y complicidad de oficiales de la Policía Nacional", entre ellos Palomino.

Los supuestos implicados podrían enfrentar cargos por proxenetismo, inducción a la prostitución y trata de personas.

Video definitorio

También se difundió un video donde se veía una conversación de alto contenido sexual que supuestamente sería prueba de la existencia de esa red. Las imágenes provocaron la renuncia del viceministro, uno de los protagonistas del video grabado en 2008. También aparece el capitán de la policía Ányelo Palacios.

Tras la renuncia del viceministro, Palomino tomó el mismo camino, pues afirmó que no se puede permitir que se cuestione su "transparencia" y "honorabilidad".

"Que el señor procurador investigue, que estoy absolutamente cierto de que mi honor estará plenamente demostrado y que esta Policía es una institución que cada día es más fuerte para la tranquilidad y el servicio a la patria", aseguró el sospechoso, para quien las acusaciones en su contra son una "campaña contra la institución" que ha querido "polarizar al país" y "desvertebrar" al cuerpo de generales.

Además, la Procuraduría anunció que investiga a Palomino por "posible incremento patrimonial injustificado, presuntos seguimientos e interceptaciones ilegales a periodistas".

En diciembre, la Fiscalía colombiana inició una investigación por interceptaciones ilegales contra la periodista Vicky Dávila. Dávila y su equipo habían revelado las acusaciones de acoso sexual del coronel Reinaldo Gómez contra Palomino.

La Procuraduría ya había abierto en noviembre una investigación preliminar contra Palomino por supuestos actos de acoso sexual.

Fuente: Agencias

Populares de la sección