Una caja de Pandora

Putin, Macri, Mubarak y el futbolista argentino Lionel Messi aparecen mencionados en Panama Papers, una filtración masiva de documentos relativos a sociedades offshore
Varios líderes mundiales, políticos, deportistas y otras figuras mundiales quedaron expuestos ayer domingo luego de que diversos medios internacionales publicaran los resultados de la investigación de la mayor filtración de documentos de la historia. Más de 11 millones de archivos y 2,6 terabytes de información pertenecientes a la firma legal panameña Mossack Fonseca fueron filtrados por una fuente anónima al medio alemán Suddeutsche Zeitung, donde se establecen los movimientos de empresas offshore en paraísos fiscales como las Islas Vírgenes o Panamá.

La investigación, que fue titulada Panamá Papers (Documentos Panamá), fue coordinada por el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ, por su sigla en inglés) e incluyó la colaboración de 202 medios de todo el mundo.

Mossack Fonseca es una empresa que se dedica a asesorar el establecimiento en los denominados "paraísos fiscales" de empresas offshore y asesorar los negocios que se relacionan con ellas.

Según informó el medio español El Confidencial –uno de los encargados de revelar los resultados de la investigación– una sociedad offshore es aquella que se crea al amparo de las leyes de un Estado extranjero y que mantiene sus actividades fuera de la jurisdicción donde esta registrada, generalmente en países catalogados como "paraísos fiscales". Además, es usual que estas empresas no realicen actividad comercial alguna, sino que solo se utilicen para sacar ventajas de las libertades impositivas de estos países.

Según estableció La Nación de Argentina, otro de los medios que trabajó en la investigación, Mossack Fonseca "prestó" nombres de directores, managers y accionistas, para esconder a los verdaderos titulares detrás de estas empresas. A su vez, el medio explicó que la firma trabajó para mantener en secreto la identidad de sus clientes.

Más allá de que el establecimiento de una offshore es algo legal, los movimientos y negocios que generalmente pasan a través de ellas suelen estar empañados con sospechas de lavado de dinero y evasión de impuestos, entre otros delitos. Como indica la página oficial de la ICIJ, los documentos de Mossack Fonseca demuestran que entre los clientes de la firma se encuentran capos de la droga, evasores de impuestos y al menos una persona procesada con prisión por ofensa sexual.

Según publican los medios, los archivos documentan los trabajos de Mossack Fonseca con empresas offshore durante un período de casi 40 años. Entre los 12 jefes de Estado que nombran los archivos, se encuentran el presidente argentino Mauricio Macri, el presidente de Ucrania, Petro Poroshenko, y el primer ministro de Islandia, Sigmundur David Gunnlaugsson. Además, en las investigaciones salen a la luz los nombres de familiares y personas cercanas a varios dirigentes políticos, como, por ejemplo, familiares del presidente sirio Bachar Al Asaad; el padre del primer ministro británico David Cameron; el asistente del matrimonio Kirchner, Daniel Muñoz, y el hijo del expresidente egipcio Hosni Mubarak.

También aparece entre los nombres mencionados el de Juan Pedro Damiani, presidente de Peñarol, ya que según la información divulgada por dichos medios, su estudio contable habría asesorado legalmente al menos a siete compañías offshore vinculadas al exvicepresidente de la FIFA, Eugenio Figueredo.

La conexión con Rusia

Sin embargo, uno de los más nombrados por los medios, pese a que su nombre no está en ninguno de los millones de archivos filtrados, es el del presidente ruso Vladimir Putin. Según el diario británico The Guardian, varios amigos de la infancia del mandatario se beneficiaron de contratos y concesiones públicas, que no hubiesen sido posibles sin su intervención, para establecer una red de offshores por un valor de casi US$ 2 mil millones. Entre los nombres relacionados con Putin, se encuentra Segei Roldugin, músico profesional y amigo de la infancia, quien además es el padrino de su hija.

The Guardian establece que Roldugin estaría en el centro de un esquema en el cual el dinero, proveniente del banco ruso Rossiya, se habría ocultado detrás de una offshore a nombre del músico y que luego habría sido invertido en un centro de esquí donde la hija de Putin contrajo matrimonio. El banco Rossiya fue sancionado por Estados Unidos y la Unión Europea luego de la anexión de Crimea por parte de Rusia.

Macri, actual presidente argentino y empresario de amplia trayectoria, también aparece en los documentos filtrados, junto a su padre Franco y su hermano Mariano. Según La Nación, Macri figura como titular del directorio de una sociedad offshore registrada como Fleg Trading Ltd en las Bahamas desde 1998 hasta 2009, año en que la sociedad se disolvió. Según declararon asesores del presidente, la sociedad tenía como objetivo "participar en otras sociedades no financieras como inversora o holding en Brasil", y Macri habría sido designado como director sin participación accionaria. "La actuación de Mauricio Macri fue circunstancial", expresaron los asesores.

En tanto, Lionel Messi, futbolista del Barcelona, es otro de los nombres argentinos que aparecen. En este caso, La Nación establece que Messi abrió una sociedad offshore en Panamá bajo la asesoría de Mossack Fonseca en la cual su padre, Jorge Messi, es su único socio accionista.

Mossack Fonseca fue creada en Panamá en 1986 y tiene despachos en varios países del mundo. Este bufete de abogados se especializa en derecho comercial y es una de las cinco mayores firmas del mundo dedicadas a la creación de sociedades offshore.

Luego de que la filtración fuese pública, la firma panameña remarcó que nunca promovió actos ilegales. Según declaró su cocreador, Ramón Fonseca Mora, la compañía tiene 40 años de ejercicio legal y tras haber creado 240 mil estructuras jurídicas en ese período nunca enfrentó acusaciones formales ni condenas por ningún delito porque su actividad es legal y no se asocia con la actuación de sus clientes.

Messi y el estudio uruguayo

El diario español El Confidencial informó ayer que el futbolista argentino Lionel Messi había comprado una sociedad panameña -Mega Star Enterprises- a través de un estudio uruguayo, Abreu, Abreu & Ferres, horas después de que la Hacienda española le imputara un fraude que ascendió a 4,1 millones de euros. Consultado por El Observador, Sergio Abreu (uno de los socios del estudio y exsenador de la República, entre otros) señaló que "la sociedad esa funciona en Panamá, en un estudio panameño, donde seguramente le llevan la contabilidad y todo lo demás. ¿Nosotros qué tenemos que ver con eso?". Abreu fue enfático en que su estudio "no tiene absolutamente nada que ver en esto".

Fuente: Con agencias

Populares de la sección