Vargas Llosa y la carta del Rey

A fines de marzo el escritor celebró sus 80 años con un encuentro multinacional, en el cual participaron expresidentes y referentes de la cultura; el escritor uruguayo Ruben Loza Aguerrebere también estuvo allí
Para la celebración del 80 aniversario del escritor Mario Vargas Llosa, la Fundación Internacional Libertad y la Cátedra Vargas Llosa de la Universidad de Madrid organizaron en Madrid un encuentro multinacional de escritores, periodistas y políticos para homenajear al peruano. Junto a plumas como Fernando Savater, Plinio Apuleyo Mendoza y el Premio Nobel turco Orhan Pamuk, estuvo presente el escritor uruguayo Rúben Loza Aguerrebere, que comparte una amistad con Vargas Llosa desde hace unos 30 años.

Los escritores se conocieron en diferentes eventos, y su camaradería artística continuó una vez que Vargas Llosa adoptó uno de los personajes del libro de Loza Aguerrebere, Muerte en el café Gijón.
Asimismo, el peruano se inspiró en el uruguayo para crear otro personaje. A lo largo de los años los escritores se mantuvieron en contacto a través de cartas y encuentros.

Loza Aguerrebere no solo fue invitado al evento, sino que también participó de un libro Vargas Llosa: Ideas en libertad, un compendio de ensayos que fue entregado como regalo a los participantes del evento, entre los cuales también se encontraban el expresidente Luis Alberto Lacalle, la senadora del Partido Nacional, Verónica Alonso y el economista Ignacio Munyo.

Tras su regreso, el escritor contó a El Observador algunas de las anécdotas que marcaron al encuentro.

"En la cena, en el Hotel Villamagna –a la que no se concurría ni de smoking ni las mujeres de vestido largo, como se informó por la prensa–, pasamos una noche muy agradable", contó Loza Aguerrebere.
"Cada mesa tenía el nombre de uno de sus libros. A mí me tocó en la llamada "El lenguaje de la pasión".

El día siguiente en Casa de América (una institución abocada a tender puentes entre España e Iberoamérica) comenzó el primero de los dos días de seminarios, encabezados por importantes referentes de la literatura y el periodismo.

La charla bajo el título "Vargas Llosa: cultura, ideas y libertad", la jornada fue inaugurada por el homenajeado, seguido por el presidente del gobierno español Mariano Rajoy. y cinco expresidentes: los chilenos José María Aznar y Sebastián Piñera, los colombianos Andrés Pastrana y Álvaro Uribe, y el ya mencionado Lacalle. Le siguieron los escritores Carlos Alberto Montaner, Plinio Apuleyo Mendoza y la bloguera cubana Yoani Sánchez.

"Yo estaba en la segunda fila, con el escritor español J.J. Armas Marcelo, presidente de la Cátedra Vargas Llosa, organizadora de este homenaje junto a la FIL; ante mí quedó Vargas Llosa y aproveché para darle mi libro Conversación con las catedrales. Encuentros con Vargas Llosa y Borges", contó.
"Dos secretarios se acercaron, uno de ellos le dijo que le había enviado sus saludos el Rey por medio de una carta y rápidamente volvió Vargas Llosa a su ubicación en la primera fila".

Al día siguiente, Armas Marcelo le contó que el homenajeado lo había llamado a las 11 de la noche preocupado: "no encontraba la carta del rey y no sabía qué contestarle, y estaba nervioso por ello", contó el uruguayo. "Y esa mañana lo llamó porque había encontrado la carta dentro de mi libro".

Los escritores amigos volvieron a cruzar caminos, más tarde, cuando Vargas Llosa le comentó que estuvo leyendo su libro.

"He visto que recoges hasta las primeras entrevistas que me hiciste; hace tantos años ya, que es mejor no decir cuántos", le dijo a Loza Aguerrebere.

El siguiente seminario, con el tema "Ética y literatura", fue presidido por el filósofo y escritor Fernando Savater, el escritor Javier Cercas y la ensayista y profesora Carmen Riera, moderado por Manuel Rodríguez Rivero, crítico cultural del diario El País de España.

Para el cierre del evento se celebró un encuentro titulado "Un diálogo entre Pamuk y Vargas Llosa", donde ambos Premios Nobel discutieron en inglés y español sobre literatura, sus influencias y la política.
Ambos dedicaron un tramo de la charla a hablar sobre la situación de los refugiados en Europa y el rol de Turquía en este conflicto.

Coronado con un brindis final, el autor peruano se despidió uno a uno de sus invitados, incluído su amigo uruguayo.

Populares de la sección