Vázquez volverá a hablar sobre tabaquismo en Naciones Unidas

El presidente hará su discurso el 20 de setiembre ante la Asamblea General
Con el espaldarazo de una victoria paradigmática en el juicio contra la tabacalera, Philip Morris, el presidente Tabaré Vázquez llegará el próximo 17 de setiembre a Nueva York para atender y participar de una nueva sesión de la Asamblea General de las Naciones Unidas.

Está previsto que el día 20, el mandatario se suba al púlpito desde el cual los jefes de Estado ensayan sus discursos a sus colegas de la sociedad de naciones y les vuelva a hablar de forma predominante sobre un tema: tabaquismo, según pudo saber El Observador.

No es la primera vez que Vázquez hablará sobre éste tema en la sala de la Asamblea General de las Naciones Unidas. Durante su discurso del 29 de setiembre de 2015, el presidente dedicó algunos minutos de su discurso para hablar sobre salud, cáncer y tabaquismo.

En esa ocasión, Vázquez criticó con dureza a la tabacalera Philip Morris, con quien el estado uruguayo mantenía un litigio por las políticas anti-tabaco que se comenzaron a implementar en la primera administración del Frente Amplio.

"La vida vale y no tiene precio. Para enfrentar la creciente morbilidad del cáncer es imprescindible adoptar posiciones políticas", dijo Vázquez. El mandatario señaló en esa instancia que el "vector" del tabaquismo "no son los mosquitos o las aves, o las ratas".

"Es la industria tabacalera internacional que para redoblar sus ganancias no tiene ningún tipo prurito de matar a sus propios clientes", concluyó ese día.El presidente recordó la demanda internacional que la multinacional plantó contra Uruguay "por aplicar el marco de control de tabaquismo de la Organización Mundial de la Salud" para desalentar a otros países de seguir el camino uruguayo en la lucha contra el tabaquismo.

El falloNueve meses después de que el presidente hiciera esa exposición en Naciones Unidas, la sentencia del Centro Internacional de Arreglo de Diferencias Relativas a Inversiones (Ciadi) dio la razón a la política iniciada por el país hace 10 años y además sentó un precedente mundial. Para Tabaré Vázquez se trató de un espaldarazo político y personal muy importante, como presidente y oncólogo que desarrolló un interés en los efectos del tabaquismo desde antes de iniciarse en la política.
"El Estado uruguayo ha salido ganancioso y las pretensiones de las tabacaleras han sido rotundamente rechazadas", aseguró Vázquez en cadena de radio y televisión que se emitió el 8 de julio en dos oportunidades.

El fallo dio total respaldo a las medidas que el gobierno uruguayo había tomado a partir de 2005, y que limitaron de forma agresiva la publicidad de tabaco a la población. Philip Morris, aludiendo al tratado de protección de inversiones con Suiza –que está vigente con Uruguay– recurrió esas imposiciones del país y llevó al caso al tribunal internacional.

La demanda contra Uruguay se presentó en febrero de 2010 por una cifra que luego derivó en US$ 25 millones por presuntos perjuicios derivados de la normativa que el primer gobierno del presidente Vázquez (2005-2010).

Por otra parte, el Ciadi obligó a la compañía tabacalera a pagar US$ 7 millones por costos del juicio, entre los cuales se encuentran los honorarios de los abogados que Uruguay debió costear en el largo proceso de arbitraje.

Objetivo personalLa lucha contra el tabaquismo se había tornado en una obsesión para Vázquez, quien siempre confió en que el fallo del litigio fuera favorable para Uruguay.
Tan personal era el asunto para el presidente y tan confiado estaba en la necesidad de presentar una defensa fuerte en este tema que, al final del gobierno de José Mujica (2010-2015), Vázquez se reunió con el entonces mandatario para plantearle su preocupación por la marcha del caso. El 5 de mayo de 2014, en Torre Ejecutiva, ambos mantuvieron un encuentro para dialogar sobre esa inquietud de Vázquez.

"Existiendo evidencia científica que, de manera irrefutable, prueba que fumar causa adicción y provoca una serie de enfermedades tales como cáncer de pulmón, enfisema pulmonar, insuficiencia cardíaca y accidentes cerebro-vasculares, entre otras, y que ha matado a más personas que las que murieron en los conflictos bélicos que el mundo padeció en el siglo XX; ante tal evidencia decidimos instrumentar firmemente el convenio marco para el control del tabaco, ejerciendo el poder soberano que ostentamos para la defensa y promoción de la salud pública, mediante la adopción de regulaciones apropiadas contra el tabaquismo", argumentó Vázquez en cadena nacional luego que se conociera el fallo.

AceptaciónTras el fallo, Philip Morris comunicó que aceptaba el fallo y anunció que no tomaría nuevas acciones. "Nunca hemos cuestionado la autoridad de Uruguay para proteger la salud pública, y este caso no se trataba acerca de temas generales de política sobre el tabaco", indicó Marc Firestone, vicepresidente senior y abogado general de Philip Morris.

La firma también dijo que tenía intenciones de colaborar con el gobierno: "Reiteramos nuestro deseo de reunirnos con representantes del gobierno uruguayo, especialmente para explorar marcos de regulatorios que permitirían a los miles de fumadores adultos del país tener información y acceso a productos alternativos de riesgo reducido", subrayó.

En virtud de ese triunfo legal y del hecho de que el gobierno valoró que su lucha contra el tabaquismo ha dado resultado, Uruguay dará continuidad a con la implementación de nuevas medidas.
Hay varios proyectos que están en carpeta en el Ministerio de Salud Pública desde hace algún tiempo para desarrollar en los próximos cuatro años.El objetivo es profundizar con la aplicación del Convenio Marco de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y para ello se considera varias líneas de acción, según se desprende del plan de acción del Ministerio de Salud Pública.

En primer lugar se piensa implementar una Estrategia Nacional de Impuestos al tabaco que sea consistente en el largo plazo. El objetivo de esta medida es que los impuestos a los cigarros se incrementen por encima de la inflación y del aumento del ingreso para que el precio relativo no baje.
En segundo lugar, se buscará implementar un "empaquetado plano", con el mismo color y tipografía sin importar la marca.

Una tercera línea de trabajo apunta a tener hoteles 100% libres de humo de tabaco, así como exteriores de escuelas y centros de salud donde no se pueda fumar. También se reconoce problemático el consumo de tabaco en automóviles, sobre todo cuando está vinculado a la presencia de niños y embarazadas.

Otro aspecto en el que el Ejecutivo hará foco es el comercio ilícito de los productos del tabaco, es decir: contrabando, según se desprende del plan del Ministerio de Salud.
Con algunas de estas ideas volverá Vázquez a la ONU para hablar de tabaco y salud, y para exhibir el precedente uruguayo.


Un premio y reuniones privadas


El presidente Tabaré Vázquez llegará a Nueva York el 17 de setiembre y permanecerá en Estados Unidos durante cuatro días.

Además de exponer ante la Asamblea General de las Naciones Unidas, Vázquez tiene en agenda algunas "reuniones privadas" y destinará algunas horas para atender a la prensa internacionales.
También está previsto que el presidente reciba una condecoración por su lucha contra el tabaco. La agenda de Vázquez en Estados Unidos se completará con una reunión bilateral con el nuevo presidente de Brasil, Michel Temer, según anunció el canciller brasilero José Serra.

Vázquez volverá a viajar en octubre, cuando haga una visita oficial a China con el objetivo de avanzar en la posibilidad de un Tratado de Libre Comercio con ese país y captar inversiones para las obras que se requieren para la instalación de una nueva planta de UPM.



Populares de la sección