Amodio Pérez pide ser reconocido como víctima del terrorismo de Estado

El exguerrillero, procesado por haber colaborado en detenciones ilegales, hará planteo en base a ley de 2009

A casi nueve meses de haber sido procesado, Héctor Amodio Pérez espera que la Justicia decida sobre la apelación que presentó contra el fallo de la jueza Julia Staricco. Mientras tanto, el extupamaro, imputado por haber colaborado con las fuerzas militares al paticipar en operativos de detenciones ilegales, quiere que se lo reconozca como una víctima del terrorismo del Estado, según una ley de 2009.

Esa norma (18.596) reconoce el "quebrantamiento del Estado de Derecho" y las violaciones a los derechos humanos durante la dictadura entre el 27 de junio de 1973 y el 1º de marzo de 1985. Y asume las "prácticas sistemáticas de tortura, desaparición forzada y prisión sin intervención del Poder Judicial, homicidios, aniquilación de personas en su integridad psicofísica, exilio político o destierro de la vida social, en el período comprendido desde el 13 de junio de 1968 hasta el 26 de junio de 1973".

El artículo 9º de la ley, en base al que Amodio Pérez realizará su planteo, establece que una comisión especial que funciona en la órbita del Ministerio de Educación y Cultura "expedirá un documento que acredite la condición de víctima y la responsabilidad institucional" en relación a quienes pasaron por ciertas circunstancias, como la muerte durante la reclusión, desaparición, privación de libertad o debieron exiliarse.

"Un derecho"

Amodio Pérez, que actualmente cumple con prisión domiciliaria, dijo ayer El Observador que su objetivo es lograr un reconocimiento "histórico".

"Es un derecho que me corresponde como ciudadano y como víctima de la situación política de aquellos años. El Estado uruguayo me ha convertido en ciudadano uruguayo para procesarme y por esa misma razón es que voy a reclamar todos los derechos que me correspondan", afirmó el exguerrillero.

El literal A del artículo 9º de la ley 18.596 prevé ese reconocimiento a quienes estuvieron detenidos "por más de seis meses por motivos políticos, ideológicos o gremiales, sin haber sido procesados en el país o en el extranjero bajo control o participación de agentes del Estado o de quienes sin serlo, hubiesen contado con su autorización, apoyo o aquiescencia; y quienes hayan sido procesados por motivos políticos, ideológicos o gremiales en el territorio nacional".

Amodio Pérez indicó que estuvo preso en tres ocasiones antes del golpe de Estado de junio de 1973: entre junio de 1970 y setiembre de 1971; entre febrero y abril de 1972 y de abril de 1972 a octubre de 1973, cuando fue liberado y se radicó en España y su rastro se perdió hasta 2013, cuando tuvo sus primeras apariciones públicas.

El exguerrillero dijo que la posibilidad de solicitar una reparación económica dependerá del asesoramiento que le brinden sus abogados, Andrés Ojeda y Fernando Posada. "No voy a reclamar algo que no corresponda", indicó.

La jueza Staricco, al procesar a Amodio Pérez, concluyó que el ex tupamaro actuó "bajo la órbita" militar y así fue que en 1972, antes de radicarse en España junto a su pareja de ese momento, la también guerrillera Alicia Rey Morales, participó de operativos de detención de integrantes del MLN y por eso lo imputó por reiterados delitos de privación de libertad.


Populares de la sección