PIT-CNT baja el tono y Vázquez acepta reanudar el diálogo

Ocurre horas después de rechazar el pedido de reunión y acusar a la central obrera de "amenazas"
Un día después de que el presidente Tabaré Vázquez hiciera llegar una carta al PIT-CNT rechazando su solicitud de reunión urgente, el mandatario informó a la central que finalmente sí los recibirá.

En una nueva carta dirigida al presidente y secretario general de la central sindical, Vázquez expresó: "Teniendo en cuenta el tenor de la misma y las consideraciones que establecen en el segundo párrafo cuando expresan que: 'en ningún momento tienen el sentido de faltarle el respeto ni amenazar o provocar diatribas ni a su gobierno ni menos a Ud. y su alta investidura', considero superado el desencuentro que motivó este intercambio y restituido el diálogo entre el PIT-CNT y quien suscribe".

Embed

En su primera carta, Vázquez acusó al PIT-CNT de haber hecho "amenazas o diatribas" hacia él y su gobierno en diversos discursos de dirigentes sindicales, por lo que consideró que no era el momento "oportuno" para concretar la entrevista.

La noticia sorprendió a la central sindical, que el mismo día envió una carta en respuesta al presidente bajando el tono de sus dichos y señalando que sus "apreciaciones políticas, en el acierto y en el error" no tuvieron intención de "faltar el respeto ni amenazar o provocar diatribas" al gobierno ni al jerarca, por lo que pese al rechazo siguen abiertos al diálogo.

Esta postura fue reiterada el miércoles por el presidente de la central sindical, Fernando Pereira, quien en declaraciones a Informativo Sarandí dijo que "siempre está la posibilidad de que (al PIT-CNT) se le vaya la mano en un discurso". "Hay frases más felices y menos felices, de repente en alguna le erramos. En ningún momento se quiso ofender al gobierno, al presidente ni a su figura, porque naturalmente fue electo por la mayoría de los uruguayos y yo en particular lo aprecio", expresó.

Dificultades momentáneas


La negativa de Vázquez planteó al PIT-CNT un panorama difícil para concretar su objetivo de cambiar las pautas salariales en el que las alternativas eran dos: evitar nuevas presiones o incrementar la lucha.

En ese sentido, el integrante del Secretariado Ejecutivo del PIT-CNT, Ricardo Cajigas, dijo a El Observador que "claramente, (el rechazo) generó una molestia" mayor a la que ya había en la central sindical, por lo que podría haber nuevos planteos por parte de los gremios para incorporar al plan de acción otras movilizaciones.

"Al mostrar el presidente una inflexibilidad mayor de la que esperábamos puede motivar que cuando tengamos la Mesa Representativa Nacional Ampliada vengan propuestas de los trabajadores aparte de las medidas que ya estaban pensadas. Claramente esto genera una molestia, más de la que ya había", expresó.

La Mesa Representativa del PIT-CNT aprobó la semana pasada un plan de acción que incluye un nuevo paro parcial en agosto, una campaña de firmas para sumar adherentes y el apoyo a dos manifestaciones masivas. El mismo será puesto a votación de los gremios en una nueva mesa.

Sobre esto, el secretario general, Marcelo Abdala, había dicho a El Observador que la decisión de Vázquez no determinaría cambios en la propuesta. "Nosotros no tenemos que hacer nada. El que tiene que rebobinar es él", manifestó.

Populares de la sección