¿Quiénes son los nuevos radicales en el PIT-CNT?

Las bases de la central sindical no se alinearon con la cúpula mayoritaria
La reunión del presidente Tabaré Vázquez con la cúpula del PIT-CNT –el secretario general Marcelo Abdala y el presidente Fernando Pereira– parecía encaminar hacia la paz las relaciones entre el gobierno y la central sindical.

La imagen del encuentro fue poco común. Por el Ejecutivo fueron solo Vázquez y el prosecretario de la Presidencia, Juan Andrés Roballo. Ningún representante de los ministerios de Economía o de Trabajo, como es habitual en estas reuniones. Del lado del PIT-CNT también fue una delegación pequeña, a diferencia de lo que sucede cada vez que la central se reúne con el mandatario.

Pero el resultado dejó conforme a todos los presentes, porque 48 horas después de la reunión el gobierno cedió en algunos aspectos de la pauta salarial y los sindicalistas bajaron su tono público.
Pero pasado el tiempo no todo fue color de rosas. ¿Por qué? Los líderes del PIT-CNT no pudieron convencer a sus bases del acuerdo previsto y la central sindical se partió en dos.

"En la Mesa Representativa hubo acuerdo en que hay avances importantes en las negociaciones (con el gobierno), pero también en que todavía falta mucho". Ricardo Cajigas, dirigente de la Unión Ferroviaria

Luego de que el Secretariado Ejecutivo resolviera a comienzos de esta semana proponerle a la Mesa Representativa Nacional suspender el paro parcial previsto para la primera quincena de setiembre, este jueves la votación salió a favor de mantener el paro. Y además, redoblaron la apuesta porque resolvieron que se ponga a consideración de todos los sindicatos del país la posibilidad de realizar un nuevo paro general de 24 horas.

¿Qué pasó en el medio?

Al menos en la última década, el PIT-CNT tuvo representación mayoritaria de dos grandes corrientes: los comunistas y Articulación. Y en la cúpula, luego del último congreso, esa representación de ambas corrientes se mantuvo con las figuras de Abdala (PCU) en la secretaría general y Pereira (Articulación) en la presidencia, además de otros dirigentes de esos sectores.

En el secretariado, además, también hay dirigentes vinculados al Partido Socialista y al MPP, entre otros, pero con mucho menos peso. Pero aún así, no fue posible que se alineara a todos los sindicatos.
No es algo puntual. Al PIT-CNT ya no se lo puede entender solo mirando las corrientes ideológicas o políticas. También pesan los sindicatos por si mismos y hasta los personalismos.

Por ejemplo, tiempo atrás sucedió con Richard Read. En los inicios de Articulación, el exlíder del sindicato de la Bebida estaba alineado con esa corriente. Pero luego tomó decisiones que estaban por fuera de ese sector e intentó en 2013 formar su propio espacio. Luego, dos años después, se alejó definitivamente de la cúpula del PIT-CNT.

Pero otros dirigentes, que tampoco se alinean con ninguna de esas corrientes mantienen un peso propio importante. Tal es el caso de José Lorenzo López. "Joselo", lidera a COFE, el sindicato de los funcionarios públicos que trabajan en la administración central. COFE fue uno de los gremios que votó en contra de la propuesta del Secretariado Ejecutivo para suspender el paro parcial de setiembre. Otros de los que estuvieron "desalineados" con la propuesta "oficial" del PIT-CNT fueron los sindicatos de la bebida, de la educación y la Unión Ferroviaria.

¿Se los puede considerar "radicales"? ¿Se puede decir que ahora los comunistas son "moderados"? Nada es tan lineal.

Populares de la sección