Richard Read: es "publicidad engañosa" la cerveza sin alcohol

La normativa establece que son las que tienen hasta 0,5% de graduación
La normativa vigente en el país establece que la cerveza etiquetada como "sin alcohol" es la que tiene entre 0 y 0,5% de graduación de esta sustancia. Las cervezas clasificadas como sin alcohol que se venden en el país tienen un porcentaje mínimo de alcohol, por lo que su consumo es perjudicial para embarazadas -ya que produce malformaciones y otros problemas en el feto- y además marca positivo en las espirometrías a conductores.

El dirigente de la Federación de Obreros y Empleados de la Bebida, Richard Read dijo a El Observador que a pesar de que las empresas estaban dentro de la normativa -por lo que no hubo irregularidad-, dejar un producto a la venta que el envase dice que no tiene alcohol y tiene 0,5 "es una publicidad engañosa". "O le cambian la etiqueta a la publicidad en el envase o las tienen que retirar", aseguró.

"Es un problema, porque soy un consumidor que no tengo por qué leer publicidad. Compro porque dice cero alcohol. ¿Va a seguir estando en la góndola un producto que dice sin alcohol -en el envase- y es mentira?", agregó.

Problema para embarazadas

El 50% de las mujeres embarazadas consumió alcohol durante la gestación, de todas ellas 13% tuvo un alto nivel de exposición a esa sustancia. Esas fueron dos de las conclusiones a las que llegó un estudio realizado por la Cátedra Ginecotológica, Neuropediatría y Neonatología del Hospital Pereira Rossell.

Los efectos del alcohol en el bebé varían según el momento de gestación , de la dosis de alcohol que consuma la mujer y del tiempo de exposición que tenga el feto a esta droga.

Sin embargo, "el síndrome de alcohol fetal no es dosis dependiente, (es decir que) no depende de si es mucho o poco alcohol el que consume la embarazada", aclaró a El Observador Francisco Cóppola, profesor adjunto de la Clínica de Ginecotocología de la Facultad de Medicina. La exposición del feto al alcohol puede generar graves consecuencias en su posterior desarrollo, como abortos espontáneos, problemas en el crecimiento, malformaciones, bajo peso y disminución de la capacidad intelectual.

"Todo lo negativo que hagas en la primera mitad del embarazo marca el pronostico neurológico futuro del bebé", explicó el ginecólogo Roberto Sergio, jefe de ginecología de Maldonado."No es habitual que las embarazadas consuman sin alcohol para prevenir consecuencias en el bebé. Las que toman son las diabéticas, los que van a conducir, que lo toman como un hecho puntual y no crónico, no lo hacen para reducir del daño", aseguró.

En comparación con la cerveza con alcohol, el efecto "es mucho más a largo plazo, no en lo inmediato porque la cantidad de alcohol es mínima. Es difícil que una paciente embarazada de nueve meses tenga efectos con las cervezas sin alcohol, los riesgos son mayores en la con alcohol", dijo. "Hay evidencia de que no hay nivel seguro de consumo de alcohol en las embarazadas", aseguró el ministro de Salud, Jorge Basso. Por esa razón desde el gobierno recomiendan a las mujeres en período de gestación que no consuman tampoco la cerveza que se comercializa como "sin alcohol".

Aumentó el consumo

La venta de cerveza sin alcohol pasó de US$ 4 millones en 2013 (lo que equivale a 400 mil litros) a US$ 7,8 millones en 2014 (1 millón de litros), lo que implica un crecimiento de 95%, según datos de la consultora de investigación de mercado Euromonitor. Según estimaciones de Euromonitor, en 2015 pasó a US$ 9 millones (1,2 millones de litros), lo que significaría una suba de 15% con respecto a 2014.

Populares de la sección