Incautaron dos autos de alta gama de Sanabria

La investigación del caso Cambio Nelson va camino a probar que hubo lavado de activos

La Justicia incautó dos autos de alta gama del propietario del Cambio Nelson, Francisco Sanabria, sobre quien pesa una orden de captura nacional por emisión de cheques sin fondo y apropiación de dinero que empresarios locales tenían depositados en cuentas informales que él administraba. Se trata de un Audi Q7 y un BMW, cuyo valor las fuentes no supieron precisar.

Según supo El Observador, ayer la Policía allanó al menos siete propiedades que el empresario y ex suplente del diputado colorado Germán Cardoso, tenía en Punta del Este, Maldonado, Manantiales, y San Carlos.

Sanabria abandonó el país el pasado 24 de febrero, cuando perseguido por millonarias deudas, decidió cerrar el cambio en el que varios empresarios de la zona tenían cuentas de ahorro informales con importantes sumas de dinero.

Estos empresarios se enteraron del cierre de la empresa con la que operaban desde hacía años cuando al llegar a la puerta vieron un cartel con la leyenda: "Cerrado por reorganización empresarial hasta después de carnaval". Cuando, preocupados por la situación, quisieron retirar el dinero, cerca de US$ 15 millones, la plata no estaba.

cambio nelson

Esta mañana los 90 trabajadores de la compañía fueron a trabajar como estaba previsto, pero sin la orden de reabrir, abandonaron el lugar. La Justicia espera que con la confirmación de que la empresa no abrió según lo prometido se sigan sumando denuncias, que en los últimos días han llegado a cuentagotas.

Hasta ahora son ocho las denuncias por emisión de cheques sin fondos y apropiación o desaparición de cuentas que los empresarios tenían de manera informal, la última llegó a última hora de ayer.

En la investigación del caso participó una unidad especializada en delitos financieros de Crimen Organizado e Interpol, y según supo El Observador está camino a probarse que más allá de una presunta estafa, hubo un delito de lavado de activos. De confirmarse, el juez podría emitir una orden de captura internacional.

Uno de los puntos clave para probar que hubo lavado es corroborar si horas antes de irse del país realizó una transacción de unos US$ 2,5 millones a una cuenta en el exterior, presuntamente obtenidos de ganado que vendió.

Las mentiras de Sanabria

Fuentes judiciales y policiales dijeron desconfiar del audio en el que Sanabria asegura que se presentará en la justicia en los próximos días. Primero, porque en él dice que se encuentra en el Mercosur "muy cerquita", aunque la policía tiene información de que está en Miami; y segundo, porque nadie se ha comunicado con el juez para confirmar que el empresario tiene pensado entregarse.

Según supo El Observador, Sanabria tiene pensado retornar al país hoy, pero la policía del Crimen Organizado estuvo chequeando la lista de pasajeros de aviones, ómnibus o barcos que llegarán en las próximas horas a Uruguay, y él no figura en ninguna de ellas.

"La cara la vamos a dar como la hemos dado siempre, no hemos dejado de responder un mensaje" aseguró el empresario, quien desde que cerró el cambio tiene el celular apagado.


Populares de la sección