20 de abril 2024 - 9:50hs

"Sólo se habla de él." "Es una candidatura ganadora." "Las expectativas son mejores ahora que hace dos meses". Estas frases, expresadas por diversas fuentes de Junts consultadas por EFE, reflejan el estado de ánimo en las filas del partido, a escasos días del inicio de la campaña del 12M.

La candidatura que encabeza el expresidente catalán Carles Puigdemont para las elecciones del 12 de mayo ha insuflado optimismo en JxCat, que aspira a recuperar la presidencia de la Generalitat y plantea la cita como un duelo con el socialista Salvador Illa.

"Estas elecciones serán las del desempate entre independentistas", aseguran fuentes de Junts, que dan por hecho que adelantarán a una ERC que quedaría relegada a la tercera posición.

Más noticias

El factor Puigdemont

La candidatura de Puigdemont tiene efectos más allá de la base de votantes de Junts y puede sacar de la abstención a independentistas descontentos con el 'procés', lo que desactivaría otras opciones como Alhora, fuerza impulsada por la exconsellera Clara Ponsatí.

ERC es la principal perjudicada en el bloque independentista por la irrupción electoral de Puigdemont, que por ahora ha esquivado las propuestas de debates "cara a cara" con el presidente catalán, Pere Aragonès.

La figura de Puigdemont polariza, lo que puede provocar una movilización superior en el bloque contrario: PPC y Vox podrían beneficiarse de ello, aunque Illa puede apelar al voto útil para evitar que el expresidente logre su "restitución".

Regreso sí o sí para la investidura

Una de las críticas que más se repiten hacia Puigdemont es que ésta será la tercera campaña en la que promete su regreso a Cataluña si gana; la diferencia es que, esta vez, se espera que la ley de amnistía entre en vigor a finales de mayo y facilite su regreso para el debate de investidura, como muy tarde el 25 de junio.

Su retorno no se producirá en plena campaña electoral ni será "un acto de partido", sino de "restitución" de su presidencia, aunque si no puede ser investido -incluso si decide dejar la política- se ha comprometido a acudir igualmente al Parlament para la investidura.

Para preparar su regreso, Puigdemont se ha trasladado a los alrededores de Perpiñán -autocares con simpatizantes desembarcarán casi cada día de campaña en la "Catalunya Nord", en el sur de Francia, para asistir a sus mítines presenciales, ya no telemáticos-, y el cartel electoral juega con esta idea: muestra al candidato sentado en el asiento trasero de un coche mirando por la ventanilla.

La incógnita de la amnistía

Los tempos de aprobación de la amnistía encajan con el calendario que maneja Puigdemont, ya que una vez aprobada, según sus cálculos, decaerían las medidas cautelares contra él y podría volver sin ser detenido.

Puigdemont prevé regresar para la investidura incluso aunque exista el riesgo de detención si no le ha sido retirada la orden de detención nacional.

"No sé qué acabará pasando con la amnistía, pero gracias a Dios tenemos un plan B en las listas", sostiene una fuente de Junts, en alusión al exconseller Josep Rull, número tres por Barcelona y que figuraba en las quinielas para ser candidato a la Generalitat.

Una candidatura más allá de Junts

Puigdemont se presenta con la marca "Junts+ Puigdemont x Catalunya", con la intención de ir más allá del partido, e incluso sustituye el turquesa de JxCat por un azul marino más institucional.

Anna Navarro (2), Ennatu Domingo (6) o Agustí Colomines (9) son algunos de los independientes que ha fichado Puigdemont para una lista con personas de su confianza, como Josep Rius o Albert Batet, y perfiles del sector pragmático representado por Jordi Turull.

"El precio de incorporar a independientes es poner en la lista a algunos nombres con pasado en el PDeCAT", señala una voz del ala más unilateralista, afín a la presidenta de JxCat, Laura Borràs, que ha perdido peso internamente.

Puigdemont, ¿presidente de Junts?

"Haremos un congreso y espero que todos nombremos por unanimidad al president Puigdemont, porque es nuestro president", aseguró el exalcalde de Barcelona Xavier Trias en TV3, verbalizando en público una opinión que comparten en privado dirigentes de Junts, que quieren que su líder natural presida de nuevo el partido.

Puigdemont dejó la presidencia de Junts en junio de 2022, pero en función del resultado electoral y de los pactos posteriores habrá quien le pida que recupere el liderazgo orgánico.

Los rumores sobre un congreso extraordinario son una constante en Junts y algunas fuentes creen que en verano de 2025 podría celebrarse este cónclave.

 

EFE

Temas:

España Cataluña Carles Puigdemont Salvador Illa

Seguí leyendo

Las más leídas

Más noticias

Más noticias