Personajes > Uno más y van

Después del "¡Queremos flan!", a Alfredo Casero le cancelaron dos shows

Los dichos del comediante argentino en el programa de Alejandro Fantino siguen generando consecuencias

Tiempo de lectura: -'

24 de agosto de 2018 a las 12:17

Alfredo Casero grita desquiciado, grita sin detenerse, grita mientras se tapa los oídos como si fuera un niño, grita y no deja que lo interrumpan. Dice, una y otra vez, la palabra flan. Está sentado en el living de Animales sueltos, el programa del comunicador argentino Alejandro Fantino.
 
La situación se replicó cientos de miles de veces en YouTube, en los programas de la tarde, en los diarios, en las radios. Y, de pronto, la palabra flan inundó las redes, las calles, los taxis, las conversaciones familiares, salió de fronteras, se convirtió en una humorada o, algunos dirán, un chiste de mal gusto. Llegó hasta la cuenta de Instagram del presidente Mauricio Macri. Casero, también, tuvo un papel preponderante en la marcha para pedir el desafuero de Cristina Fernández.
 
Embed
 
Además del show del flan Casero y sus comentarios en contra de los gobiernos kirchneristas, el comediante y actor argentino habló del trabajo de la Abuelas de Plaza de Mayo. Fantino introdujo el tema de la siguiente manera: "Lo que sí valoró es la lucha de las Abuelas". A lo que Casero le contestó: "Yo ya no creo nada, yo ya no creo en nada (...) ¿Estás seguro que el último señor es un nieto recuperado? Quiero estar seguro de todos los nietos porque la forma en que hablan... no hablan como si estuvieran a cargo de un organismo de Derechos Humanos, están haciendo política y yo no quiero Derechos Humanos que estén haciendo política".
 
Unos días después la Asociación Argentina de Actores emitió un comunicado repudiando los dichos de Casero. "La insensibilidad e incapacidad demostrada por dicho afiliado para ponerle un límite a su incomprensible odio, atacando lo que es un patrimonio moral de nuestro país, es una conducta abominable, ajena a las actrices y actores argentinos", decía el comunicado.
 
El humorista que se encuentra en plena gira de su unipersonal ¿De qué no se puede hablar? ya fue notificado de dos cancelaciones. Primero de parte del teatro Alberdi de Tucumán y el jueves se supo del Teatrino de Salta. En conversación con Clarín su director, Humberto Colautti, declaró lo siguiente: "Me arrepentí de haber pensado en darle un espacio en mi teatro. Cuando anuncié su espectáculo, la gente me decía: ‘¿Cómo podés abrirle las puertas a este tipo?’. Porque como soy nieto restituido piensan que tengo que ser partidario, pero yo pensaba que tenía que ser fiel a mis convicciones: no hice un teatro para hacer política partidista y acá se hicieron actividades de todo tipo (...). Lo del flan por ejemplo no me molestó pero que hable así de las Abuelas, no. Él no sabe el sacrificio que ellas hacen por recuperarnos, corroborando con el banco genético, haciendo de todo. No puedo ofrecer mi espacio y mi trabajo a una persona que dude de eso. Me sentí en la obligación de hacerlo, me molestaron muchísimo sus dichos”.
 
Embed
 
En entrevista con Jorge Lanata en su programa de radio Mitre, Casero dijo: "Es un teatro kirchnerista, no puedo hacer nada. Le molesta todo lo que decís en vez de disentir".

Comentarios