Economía y Empresas > Comercio

Trump sube su apuesta a la guerra comercial y advierte a México y Canadá

La Unión Europea dijo que responderá a aranceles de EEUU con medidas equivalentes al daño económico

Tiempo de lectura: -'

05 de marzo de 2018 a las 12:59

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, pareció sugerir este lunes que Canadá y México podría retirar su plan de aplicar aranceles a las importaciones de acero y aluminio si firman un nuevo acuerdo del TLCAN y toman otras medidas.

Los comentarios se conocen mientras Estados Unidos, Canadá y México están a punto de concluir la séptima ronda de negociaciones para modernizar el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), vigente desde 1994, y provocaron temor a que comience una guerra comercial global.

Lea también: Trump desata vientos de guerra comercial al prometer tarifas al aluminio y acero

"Tenemos enormes déficits comerciales con México y Canadá. El TLCAN, que está siendo renegociado ahora, ha sido un mal acuerdo para Estados Unidos. Masiva reubicación de compañías y empleos. Aranceles al acero y el aluminio sólo podrían evitarse si se firma un nuevo y justo TLCAN", escribió en Twitter.

Trump ha amenazado con retirar a Estados Unidos del TLCAN si no puede renegociar mayores beneficios para el país y sus trabajadores.

En tanto, Canadá y México han advertido que tomarán represalias si Trump les impone aranceles.

Hasta ahora, los negociadores del TLCAN reunidos en Ciudad de México han sido esquivos cuando se les ha preguntado cómo los tres países pueden continuar tratando de actualizar el pacto en un momento en que el presidente de Estados Unidos está a punto de tomar una medida muy proteccionista.

Unión Europea dispuesta a represalias

Por su parte, la Unión Europea dijo que aplicaría aranceles del 25% a las importaciones que compra a Estados Unidos -por unos US$ 3.500 millones si se concreta el plan-.

"La cantidad de medidas de defensa comercial debe ser equivalente a la cantidad de daño (en términos económicos) que las medidas estadounidenses hagan a nuestros productos", subrayaron las fuentes.

La dirección general de Comercio de la Comisión Europea (CE) está elaborando estos puntos sobre la asunción de que los porcentajes de aranceles serán exactamente los anunciados por Trump, pero señalaron que las aspectos exactos se ajustarán una vez que la decisión se formalice y se conozcan las cantidades precisas.

"Queremos estar lo más preparados posible por si esto acaba sucediendo, lo cual queremos evitar", añadieron las citadas fuentes, que dijeron que la UE "no va a entrar en ningún tipo de escalada de la situación", ni de forma comercial ni de forma verbal.

"Solo puede haber perdedores de este tipo de situación", incidieron.

La UE estudia además la introducción de salvaguardas para proteger sus productos, para lo cual debe monitorizar los flujos de importaciones de acero y aluminio hacia el bloque comunitario para constatar si las acciones de Estados Unidos conllevan un aumento abrupto de las mismas.



REPORTAR ERROR

Comentarios

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Cargando...