20 de mayo 2024
9 de abril 2024 - 22:35hs

El FC Barcelona visita este miércoles al Paris Saint-Germain en el Parc des Princes (21.00), en la ida de los cuartos de final de la Liga de Campeones, en un duelo lleno de emoción para un Barça que no estuvo en esta fase en los últimos tres años y que se mide al PSG de Luis Enrique Martínez, de Ousmane Dembélé y de un Kylian Mbappé que de momento sigue siendo el 'Príncipe' del parque parisino.

Partido importante en la 'Champions' y nervios en Can Barça. Una sensación que hacía años que no se vivía tras dos eliminaciones consecutivas en fase de grupos y, tres campañas atrás, una derrota en los octavos de final contra, precisamente, el Paris Saint-Germain que ahora vuelve a cruzarse en su camino.

Es un duelo entre Luis Enrique y Xavi, entre Mbappé y Lewandowski, entre Ousmane Dembélé y Lamine Yamal... Es un PSG-Barça que seguirá haciendo grande la historia compartida y la rivalidad creciente entre estos dos clubes que se han 'robado' varios jugadores y, ahora también, entrenadores. Y es que Luis Enrique, tras sus dos etapas al frente de España como seleccionador, vivirá su primer duelo como entrenador contra un Barça del que salió en junio de 2017.

Más noticias

Quedará pendiente la vuelta en Barcelona, pero el feudo parisino será el escenario de un primer pulso clave. Y quiere salir vivo el Barça del Parque del Príncipe Mbappé. Si los rumores aciertan, y coincidien con fuerza, el delantero francés podría vestir de blanco el año que viene. Pero, ahora mismo, es el gran estandarte y el gran peligro de un PSG que según el técnico blaugrana, Xavi Hernández, está "hecho para ganar la 'Champions'" y que debería tener el favoritismo y la presión de su lado.

Todo lo contrario piensa Luis Enrique Martínez, quien quiere quitar presión a sus jugadores y asegura que, con cinco Ligas de Campeones en su palmarés, es el Barça quien debe ser tildado de favorito. Pero la última 'Champions' del Barça la recuerda bien el técnico asturiano, pues la levantó el ahora técnico Xavi Hernández, entonces capitán en su último año como jugador blaugrana, en 2015 y jugando a las órdenes de 'Lucho'.

Mucho ha llovido desde entonces. Tanto que, de por medio, ha habido varios duelos entre parisinos y barceloneses en los que han saltado las chispas. El último precedente fue en ese cruce de octavos en 2021, con un 1-4 en el Camp Nou que dejó el camino bien fácil a los parisinos, que no sufrieron con el 1-1 del Parc des Princes. Protagonismo total para un jovencísimo Kylian Mbappé y sin estar presente Neymar, el gran 'robado' por entonces del PSG al Barça tras el pago en 2017 de su cláusula de rescisión.

Y vestía entonces de blaugrana un Ousmane Dembélé que este verano optó por fichar por el PSG y dejar tirado a un Xavi que le defendió hasta la saciedad en todo momento, a nivel de vestuario y también ante la prensa. El extremo, de 26 años, no ha marcado esta temporada todavía en la 'Champions' y habrá que ver si sale revolucionado ante su exequipo, en el que estuvo de 2017 a 2023 con la irregularidad por bandera.

Más atrás todavía está un duelo histórico, en los octavos de final de la temporada 2016/17. En la ida, en París, el PSG ganó 4-0 y pareció sentenciar la eliminatoria. Pero, en Barcelona, en una noche mágica, el todavía superviviente Sergi Roberto culminó una remontada de escándalo (6-1) asistido por el entonces 'culer' Neymar. El brasileño, a sus 32 años, está ya de retiro en Arabia pero fue clave en el nacimiento de las hostilidades entre Barcelona y París.

Es la cuarta ocasión en la que Barça y PSG se ven las caras en unos cuartos de final de la 'Champions', y sin duda el mayor morbo es ver a Luis Enrique Martínez intentando eliminar al equipo de sus amores --por detrás del Sporting de Gijón-- y al que guió al triunfo en 2015. Desde entonces no ha vuelto a ganar el Barça una 'Champions' pero, aún así, el técnico asturiano quiere ver al Barça favorito.

El asturiano, que vio a su equipo encallarse el pasado sábado ante el Clermont (1-1) en una Ligue 1 que siguen dominando con holgura, tiene problemas en el lateral derecho por la ausencia del sancionado Achraf Hakimi y ante la lesión de Nordi Mukiele, que sufrió un golpe este fin de semana. Y, en las quinielas, ganar ver a Zaïre Emery ejerciendo de 'stopper' de Ferran Torres, Lamine Yamal o quien decida poner Xavi en el extremo zurdo. El resto de jugadores del PSG están bien, también Dembélé y, aunque no vaya a jugar, el portero exblaugrana Arnau Tenas, que alejado de los focos también se enfrenta a su anterior club, en el que se formó como portero.

Más problemas podría tener Xavi Hernández, pero en París espera ver la luz. El Barça está bien, en un gran momento en esta irregular temporada. Y, sin duda, salir vivo de París daría alas al Barça para buscar, en su alquilada casa de Montjuïc, regresar a unas semifinales de la elite continental cinco años después de caer ante el Liverpool en 2019.

Sin el alta médica viajaron a París tanto Pedri como Frenkie de Jong. Y los dos, además de un Andreas Christensen que también fue baja en los últimos partidos, apuntan a estar disponibles. Así que las bajas, en el mejor de los casos, serían las de Gavi --en la capital gala para animar a sus compañeros-- y las de Alejandro Balde, que se quedó en Barcelona para no cortar su proceso de recuperación. Europa Press

Temas:

España Barcelona PSG UEFA Champions League Champions League

Seguí leyendo

Más noticias

Más noticias