BBC

BBC > Turismo

Exceso de atracción: cómo Ámsterdam, Barcelona y otros destinos "llenos de gente" están controlando el turismo masivo

Están experimentando con formas de hacer que la creciente afluencia de visitantes sea más manejable y menos perjudicial para sus habitantes

Tiempo de lectura: -'

18 de agosto de 2018 a las 19:53

Maya Bay con mucha gente.
Getty Images
Maya Bay en Tailandia se volvió famosa por una película y tuvo que ser cerrada al público temporalmente por daños y perjuicios.

Hay cosas que uno creería que nunca se puede tener demasiado, pero resulta que se puede ser demasiado atractivo.

Es un problema que sufren ciertos destinos turísticos que se han convertido en víctimas de su propio éxito: atraen a tantos visitantes que la calidad de vida en el área se deteriora.

Varios lugares populares en todo el mundo están luchando en este momento con la creciente afluencia de visitantes internacionales.

Algunos países han recurrido a medidas duras para mitigar el impacto sobre sus atracciones y la vida de sus habitantes.

Maya Bay, en Tailandia, que se hizo famosa por la película "The Beach", protagonizada por Leonardo di Caprio, es un ejemplo reciente.

Las autoridades han cerrado temporalmente el acceso al destino, famoso por sus aguas y arena prístinas.

¿La razón? Hacinamiento, especialmente gracias a la llegada incontrolada de botes y basura, pero sobre todo la destrucción del 80% de los arrecifes de coral alrededor de la bahía.

A diferencia de muchos otros destinos abarrotados, Maya Bay está deshabitada.

Las autoridades de ciudades de todos los continentes están tratando de manejar el impacto del exceso de turismo sin perjudicar esa importante fuente de ingresos.

Las soluciones varían desde herramientas de marketing a legislación, o simplemente una orden para mantenerse alejado, como verás a continuación.

Protesta contra el turismo en Barcelona.
Getty Images
Residentes de Barcelona se manifestaron en contra del exceso de turistas.

La guerra de Barcelona contra Airbnb

Pocos lugares alrededor del mundo se ven tan afectados por el turismo como Barcelona.

La capital catalana tiene una población de 1,6 millones de personas, pero más de 30 millones de personas la visitan cada año.

Barcelona se convirtió en una de esas "víctimas de su propio éxito" tras ser la anfitriona de los Juegos Olímpicos de verano de 1992.

La ciudad se convirtió en un punto turístico importante y hubo un gran aumento en la demanda de alojamiento, una necesidad que explotaron más recientemente las plataformas de alquiler a corto plazo, como Airbnb.

Sin embargo, estos servicios fueron señalados como la razón principal de los fuertes aumentos en los precios de alquiler en la ciudad: según las cifras locales, los precios promedio aumentaron un 62% entre 2015 y 2017.

Las autoridades de la ciudad están ahora librando una guerra contra los alquileres a corto plazo, especialmente los ofrecidos en Airbnb.

En mayo, el ayuntamiento ordenó la eliminación de 2.577 listados en el sitio, pues se descubrió que operaban sin licencia.

Las autoridades también están haciendo que todos los propietarios de apartamentos de vacaciones soliciten una licencia y, según los informes, rechazan las que están en zonas saturadas de alojamiento turístico.

Tienda con suecos en Ámsterdam
Getty Images
Las autoridades de Ámsterdam no están dando permiso para que se abran más negocios para vender recuerdos a los turistas.

Veto al souvenir en Ámsterdam

El número de visitantes a Ámsterdam aumentó 5 millones en 5 años: de 12 millones en 2011 a 17 millones en 2016.

Esa es una tentación para abrir un negocio orientado al turismo, ¿verdad?

Desafortunadamente para los empresarios potenciales, la ciudad anunció el pasado octubre la prohibición de cualquier tienda nueva destinada a los visitantes, desde ventas de souvenirs hasta lugares de alquiler de bicicletas.

Fue una medida impulsada por una petición popular firmada por los residentes, quienes le escribieron al alcalde para objetar lo que llamaron la "disneyficación" de la ciudad más famosa de los Países Bajos.

La cantidad de negocios orientados al turismo en el centro de la ciudad de Ámsterdam se estima en 280.

"Apoyamos esta iniciativa para regular y coordinar las cosas que se pueden hacer, ver y comprar en la ciudad: la diversidad atraerá no solo a los turistas sino a los habitantes y las empresas", dijo un portavoz de Amsterdam Marketing, una agencia de promoción oficial de la ciudad.

Voluntarios limpiando una de las playas de Bali.
Getty Images
La basura sobrepasó el límite.

¿Nuevos Balis?

Un millón de los casi 14 millones de turistas que visitaron Indonesia en 2017 eligió Bali como destino.

La isla ganó su reputación como un paraíso exótico en la década de 1960 y eso ha crecido exponencialmente.

Sin embargo, la popularidad ejerció una gran presión sobre la infraestructura de Bali.

El año pasado, se declaró una "emergencia de basura" después de que sus playas más populares fueran ocupadas por desechos de plástico.

Un tramo de playa de 5,8 kilómetros llegó a estar tan lleno de basura que tuvieron que cerrarlo y se informó que durante diciembre los trabajadores estaban retirando hasta 100 toneladas de basura al día.

Si bien no han sido anunciadas medidas de control más directas, las autoridades indonesias están tratando de enviar gente a otra parte: las juntas de turismo comenzaron una promoción de relaciones públicas "vendiendo" otros destinos del país como un "nuevo Bali".

Esperan desarrollar nuevos destinos y distribuir las multitudes con la ayuda de dinero extranjero, principalmente China, que ya es el segundo mayor inversor en Indonesia y cuyos turistas están realmente detrás de la creciente demanda mundial de turismo.

Los grupos ambientalistas, sin embargo, advierten que el desarrollo necesita un marco sostenible para evitar los mismos problemas del "viejo Bali" en otros lugares.

Machu Picchu
Getty Images
La UNESCO estima que recibir 5.000 visitantes al día en Machu Picchu es más del doble de la cantidad apropiada.

Tiempo limitado en Machu Pichu

En 2016, las ruinas de la antigua ciudadela inca de Machu Pichu en Perú, que data del siglo XV y se encuentra en una cadena montañosa a 2.430 metros sobre el nivel del mar, recibió más de 5.000 visitantes por día.

Esa afluencia fue el doble del número recomendado por expertos en arqueología, incluida la UNESCO, la agencia de la ONU para asuntos culturales.

Las autoridades peruanas han intentado controlar el turismo en la región desde 2014, cuando se hizo obligatorio el uso de guías oficiales.

Desde el año pasado, impusieron franjas horarias de visita con límite de tiempo para evitar multitudes y el daño a un lugar que no fue construido para grandes multitudes: la cantidad de personas que caminan en el sitio ha causado una grave erosión en los últimos años.

Sin embargo, los turnos disponibles permiten más de 5.000 visitantes diarios.

Las autoridades peruanas evaluarán posibles topes en 2019.

Multitudes en Venecia
Getty Images
Las grandes multitudes son cosa común en Venecia.

Extranjeros desviados en Venecia

Las imágenes de callejones y puentes abarrotados en Venecia se convirtieron en una característica común en las historias sobre el exceso de turismo.

La "ciudad flotante" medieval italiana tiene una población de 55.000 personas, pero es visitada por más de 20 millones de personas al año.

Los lugareños se quejan de que han sido "invadidos por los turistas".

La ciudad ha adoptado varias medidas para aliviar la presión en los últimos años, desde la limitación de las llegadas de cruceros a la implementación de multas por el comportamiento ruidoso y revoltoso.

Pero en abril las autoridades fueron más allá e instalaron retenes en los principales puntos de entrada para desviar a los visitantes a rutas alternativas y crear vías menos concurridas para los locales. Inicialmente, la medida es solo para la temporada de verano.

No parece que a los lugareños les guste unánimemente el experimento: hubo protestas de que los puntos de control "convirtieron la ciudad en un parque temático".

Construcción en Nueva York
Getty Images
Las autoridades de Nueva York New York están solicitando un límite a la construcción de nuevos hoteles.

Nueva York dice 'basta' a los hoteles

Recientemente, la Gran Manzana fue noticia por poner en la mira a alquileres similares a Airbnb como Barcelona, pero también está proponiendo leyes que impidan la construcción de nuevos hoteles o la conversión de propiedades en áreas específicas de la ciudad.

Si bien el principal objetivo oficial es proteger los empleos en las áreas industriales, también forma parte de una estrategia para hacer frente al aumento del número de turistas: en 2017, las visitas alcanzaron un máximo histórico de 62,8 millones de personas.

Un grupo de turistas tomándose una foto en Tokio.
Getty Images
El turismo ha provocado animosidad en Kioto.

Kioto "esconde" sus flores

Japón se ha convertido en el destino turístico de más rápido crecimiento en el mundo: el número de visitantes aumentó de 3,3 millones en 2005 a 28,7 millones en 2017, impulsado en parte por la gran cantidad de chinos que viajan al exterior.

El fenómeno ha provocado cambios importantes para las ciudades japonesas, incluida Kioto, su antigua capital imperial.

Los medios japoneses informan que los residentes de la ciudad, una de las más visitadas en el país, se quejan de no poder usar el transporte público ni obtener reservas en los restaurantes.

Si bien las autoridades japonesas han aumentado los impuestos a los turistas en general, el principal esfuerzo para controlar las masas en Kioto provino de las asociaciones de vecinos.

En la primavera de este año, los residentes locales en el distrito de Gionshinbashi, un popular lugar turístico con casas tradicionales al estilo de Kioto, decidieron no alumbrar las flores de cerezo por la noche.

La decisión interrumpió una tradición de 27 años consecutivos.

"Tanta gente vino a ver los cerezos en flor que nos preocupamos de seguir atrayendo a más y más personas", dijo Toshio Akiyama, director del comité organizador del evento de iluminación, a los medios locales.

"Pensé que nosotros, los residentes, no podríamos lidiar con tanta gente".


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

BBC

Comentarios