Nacional > CAMBIOS EN LAS FUERZAS ARMADAS

FA se propone aprobar nueva ley orgánica militar en setiembre

El Ejecutivo enviará el proyecto al Parlamento este mes y el debate se dará en conjunto con el de la reforma de la caja militar

Tiempo de lectura: -'

16 de agosto de 2018 a las 05:00

El Poder Ejecutivo enviará a fines de agosto al Parlamento el proyecto de ley de reforma orgánica militar, que entre otros cambios, reduce el número de oficiales. Fuentes de la bancada del Frente Amplio (FA) dijeron a El Observador que la intención es votarla “lo más rápido posible”. Esperan aprobarla en setiembre en la Cámara de Diputados.

De esta forma, la discusión de la reforma de la ley orgánica se dará casi simultáneamente al debate por la reforma de la caja militar, que actualmente está en manos de una comisión bicameral del oficialismo.

El MPP, que en su momento había planteado la necesidad de discutir ambos proyectos a la vez, presentó en ese ámbito una serie de propuestas modificativas al proyecto del Ejecutivo, llevando a retrasar su tratamiento en la comisión del Senado.
Entre las propuestas, el grupo mayoritario del oficialismo propuso en mayo de este año reducir el número de funcionarios afectados por los cambios. Mientras que el proyecto del gobierno establecía que los militares con 20 o más años de servicio no estarían comprendidos en las modificaciones, el sector liderado por el expresidente José Mujica propuso que no se afectaran a aquellos que sumaran 10 o más años.

Según informó La Diaria, la fórmula intermedia consistía en dejar por fuera de la reforma a los militares con 15 o más años de servicio. Como en esa hipótesis habría menos efectivos a los que alcanzaría la reforma, se compensaría con una reducción de la tasa de reemplazo, esto es, la proporción del último sueldo nominal que se usa para calcular el haber jubilatorio. En lugar de 90% del último sueldo nominal como se incluía en el proyecto original, la propuesta es llevarlo al 85%. El sector Ir, a través del diputado Alejandro Zavala, había planteado también la reducción de los topes jubilatorios, llevándolo de $ 101 mil a $ 85 mil.

Hasta ahora hubo cierto consenso en establecer los 15 años de servicio como frontera entre los que quedarán comprendidos en la reforma y los que no.
El MPP, a través de la senadora Ivonne Passada, planteó establecer dos tasas de reemplazo diferenciadas: de 85% para los funcionarios de mayor rango, y de 95% para los de menor rango. La agrupación mayoritaria del FA entiende que de esta manera se contempla la precariedad de los sueldos más bajos de las Fuerzas Armadas, exigiéndole un mayor esfuerzo a los que ganan más.

Otros sectores, como el Partido Comunista (PCU) y el Frente Líber Seregni (FLS) procuran que el proyecto sufra las menores modificaciones posibles. El Nuevo Espacio, por ejemplo, advirtió que de no haber un acercamiento entre las partes se apegará al proyecto del Ejecutivo, según informaron fuentes de la agrupación.
Mientras tanto, en la oposición aguardan los avances que puedan tener lugar en el seno del oficialismo para continuar la discusión en el Parlamento. Aníbal Abreu, militar retirado y diputado suplente del Partido Nacional, dijo que el proyecto le genera “inquietudes”, especialmente en lo que tiene que ver con “los derechos adquiridos”. En ese sentido, opinó que una reforma “justa” debería afectar únicamente “a los que ingresen de aquí en más”.

Ascenso por concurso

La nueva Ley Orgánica Militar suplantará a la que está vigente desde 1974. Si bien los militares la valoraban de forma positiva desde el punto de vista administrativo, funcional y operativo, contenía elementos de su tiempo como la Junta de Comandantes en Jefes y otras disposiciones que fueron derogadas en 1985.

Otro cambio que plantea el proyecto de ley es la creación de un sistema de ascenso a través del concurso para todas las Fuerzas Armadas. En la actualidad, solo el Ejército hace concursos de ascenso. A partir de que esta ley se implementará esta modalidad para la Fuerza Aérea y para la Armada en todas las jerarquías.

En materia de jurisdicción para las Fuerzas Armadas se mantienen los parámetros actuales, sea crean dos “zonas” especiales que se ajustan a las nuevas misiones, como la custodia perimetral de las cárceles, y la novedosa legislación prevista para el rol que los militares cumplen en la frontera.

El proyecto establece que en una zona de 20 kilómetros de ancho de la franja fronteriza, los militares podrán realizar tareas de patrullaje, identificación de personas y control de vehículos y detención en caso de delitos flagrantes.

La nueva Ley Orgánica hace mención a las actividades conjuntas desarrolladas por las fuerzas desde los niveles más bajos como los jefes de pequeñas unidades, secciones y pelotones. Esto plantea un tema de discusión en las Fuerza Armadas pues el nivel de coordinación conjunta normalmente es más alto: batallón, escuadrón aéreo o unidad naval.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Cargando...