Nacional > SEGURIDAD

Indagan si un mismo cabecilla organiza asaltos a remesas desde 2015

Está detrás del robo de varios blindados de transporte de valores desde 2015

Tiempo de lectura: -'

06 de septiembre de 2018 a las 05:04

La primera vez que se supo de la banda que el pasado lunes asaltó un blindado que llevaba dinero para la sucursal del Banco Itaú de Avenida del Libertador y Avenida de las Leyes fue el 3 de enero de 2015 cuando, con una violencia similar a la aplicada esta semana, rapiñaron el peaje de Pando llevándose $ 2 millones, según información que maneja la policía.

En aquel entonces, habían sido ocho los hombres que con sus rostros tapados llegaron sobre las 2:30 de la mañana al peaje que en aquellos días guardaba una gran cantidad de efectivo por la llegada de turistas. Sin mediar palabra, dispararon contra la garita del policía de tránsito que trabaja apostado en ese lugar, le robaron el arma de reglamento y las esposas de un agente 222 que montaba guardia,  y arrastraron de los pelos a una funcionaria por diez metros para que los llevara hasta donde se guardaba el dinero, según recogió la crónica de El País.

En el robo perpetrado este lunes fueron diez los delincuentes que con rostros tapados y portando armas largas dispararon contra los guardias de seguridad ni bien llegaron al lugar. Al igual que en 2015, necesitaron unos pocos minutos para hacerse de un botín millonario: $ 4,3 millones (unos US$ 128.700 según la cotización actual) y US$ 51 mil.

En ambos casos, los delincuentes llegaron en autos robados, actuaron con inusitada violencia y con gran planificación para dar un golpe exitoso en tiempo record. Los investigadores no tienen dudas de que se trata de la misma banda criminal que va cambiando de integrantes, la cual es dirigida por una persona que hasta ahora no tienen identificada.

La banda que asaltó el peaje de Pando pudo ser relacionada, además, con otros asaltos de alto perfil en los últimos años. En diciembre de 2016, asaltaron una remesa en el Geant de Parque Roosevelt llevándose cerca de $ 18 millones y US$ 70.000.

Como en 2015 y en 2018, llegaron en dos autos de alta gama robados, y dispararon durante varios minutos contra los guardias que trabajaban para la empresa transportadora de valores, al punto de que al menos 30 tiros impactaron en la fachada del Centro Comercial.

Pocos días después la policía logró capturar a un hombre que participó del asalto al Géant, y que pudo ser relacionado con el robo al peaje de Pando, gracias a que en aquella oportunidad resultó herido y dejó una huella de sangre que Policía Científica pudo utilizar para cotejar su ADN.

Ante la Justicia, este hombre declaró que cobró US$ 30 mil por el robo al Géant, pero se negó a aportar información sobre el resto de la banda.

Para la policía este grupo criminal es el mismo que robó un blindado de Prosegur el pasado 16 de diciembre de 2017 en una sucursal del supermercado Devoto de Sayago. Fue así que tras enfrentarse a tiros con los guaridas, siete delincuentes se llevaron $ 7 millones y huyeron en una camioneta que quemaron a pocas cuadras del lugar.

A la espera del próximo golpe

Una fuente policial dijo a El Observador que días antes de que se produjera el asalto de este lunes  había elementos para creer que se avecinaba el robo de alguna institución financiera o transportadora de valores.

Uno de los elementos que tienen en cuenta para llegar a esa conclusión es que se haya cometido algún robo de auto mediante rapiña. Los delincuentes que participan de este tipo de actividades suelen abordar a personas que circulan en autos de alta gama, a las que encañonan y obligan a entregar el vehículo.

Hasta ahora, el trabajo de Policía Científica fue clave para procesar a uno de los integrantes de la banda cuyo ADN quedó en la escena del crimen luego de resultar herido en medio del asalto cometido en el peaje de Pando.

Según supo El Observador, al menos tres de los delincuentes que el lunes robaron el blindado en Avenida del Libertador y Avenida de las Leyes fueron heridos y su muestra de ADN pudo ser recabada por Policía Científica, lo que le permitiría a los investigadores vincularlos con otros robos, o incluso llegar a identificarlos.  

Sin embargo, las posibilidades de que esa sangre corresponda al líder de la banda son bajas, ya que para los investigadores, quien comanda la organización no participa de los atracos.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Cargando...