Economía y Empresas > CRISIS ECONÓMICA

Argentina anunció retorno de retenciones a exportaciones de bienes y servicios

Dujovne: "Sabemos que hay argentinos que la están pasando mal, que cuesta llegar a fin de mes, pagar las tarifas mientras los precios suben, somos conscientes"  

Tiempo de lectura: -'

03 de septiembre de 2018 a las 10:35

El ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, anunció en la mañana de este lunes las medidas económicas que tomará el gobierno argentino tras la devaluación del peso argentino la semana pasada y la desconfianza de los mercados sobre el futuro de ese país. 

"La Argentina arrastra desde hace 70 años un déficit fiscal crónico que nos ha arrastrado a situaciones de endeudamiento y de inflación, que a su vez provocaron atraso, pobreza y crisis de las cuales tenemos que salir definitivamente. Sabemos que hay argentinos que la están pasando mal, que cuesta llegar a fin de mes, pagar las tarifas mientras los precios suben, somos conscientes", comenzó señalando Dujovne antes de detallar las medidas que tomará el gobierno.

Lea también: Macri: "Sabemos que con esta devaluación la pobreza va a aumentar"

Las iniciativas impositivas que adoptará el gobierno argentino serán cambios en la política tributaria sobre la exportación de granos y oleaginosos, extendiendo las retenciones a los principales rubros exportadores, con el fin de obtener una recaudación extra equivalente a 1% del PIB. La cartera de Hacienda obtendrá de esta forma 4 pesos argentinos de ingreso extra por dólar para las exportaciones primarias y servicios, además de 3 pesos argentinos para todas las exportaciones. A su vez, se sumará una reducción de 18% en la alícuota para porotos, harina y aceite de soja, hasta diciembre de 2020. 

Según apuntó, estas medidas implicarán una mayor recaudación de 68.000 millones de pesos argentinos en 2018 y de unos 280.000 millones de pesos argentinos para 2019, lo que equivaldría a cerca del 1,5% del PIB. Según se informó, el gobierno argentino además reducirá las inversiones  en 0,7 puntos y se eliminarán algunos subsidios, que representará 0,5% del producto, mediante el traspaso de ese gasto a las provincias, que deberán hacerse cargo de la tarifa social eléctrica y de las bonificaciones que pesan en el transporte automotor. 

El ministro de Hacienda argentino, Nicolás Dujovne

“Continuamos con la política de reducción de gastos inédita para la historia de la Argentina, en la cual desde 2015 hasta 2019 habremos bajado el gasto primario de la administración nacional desde 24 puntos del PIB hasta 20 puntos del PIB”, explicó. “Si sumásemos la contribución a la reducción de las provincias, la baja del gasto supera los 6 puntos porcentuales”, agregó.

Dujovne señaló que Argentina apunta a lograr para el año 2019 un superávit primario. "Queremos decir que en 2019 en vez de apuntar a una meta de déficit de 1,3% de PBI vamos a confluir al equilibrio fiscal antes del pago de intereses. Eso implica que vamos a ahorrar US$ 6.000 millones más que no necesitamos financiar en los mercados", dijo.

También se adelantó la postergación por un año de la suba del mínimo no imponible de las contribuciones la seguridad social prevista para el año 2019, lo que significará, según lo presentado por el Ministerio de Hacienda, una recaudación adicional de 40.000 millones de pesos argentinos. 

"Argentina venía creciendo a buen ritmo en 2017, parte de 2018 también, pero cambió el contexto: tuvimos una fuerte sequía, subieron las tasas de interés internacionales, las monedas internacionales se apreciaron, y eso nos agarró en un momento en el que no habíamos corregido nuestros desbalances macroeconómicos. Esos desbalances nos dejaron expuestos en esta situación. En nuestro afán de completar a todos nuestros objetivos, que es cuidar a los vulnerables y bajar el déficit, dejamos descubierto el flanco fiscal, y eso dejó un desbalance en Argentina”, agregó.

Este lunes de noche Dujovne viajará a Washington junto a otros integrantes de su cartera y a jerarcas del Banco Central argentino, para mantener una reunión con la directora del Fondo Monetario Internacional, Christine Lagarde.

Comentarios