21 de julio 2024
Dólar El Observador | Auspicio BROU Cotizaciones
Compra 39,40 Venta 41,60
18 de septiembre 2022 - 9:59hs

Las autoridades japonesas ordenaron la evacuación de 4.030.000 personas en casi 1.94 millones de hogares en la isla de Kyushu, al momento de elevar el nivel de alerta por el tifón Nanmadol.

La Agencia Meteorológica de Japón emitió una alerta de nivel 5, la más alta en la escala de alertas de desastres, según la cadena estatal NHK, para más de 110.000 personas en 55.000 hogares de las prefecturas Kagoshima y Miyazaki, en la isla de Kyushu.

Los responsables de Kagoshima informaron que más de 8.500 personas ya se habían cobijado en refugios el domingo por la mañana.

Más noticias

También se suspendió la actividad de los trenes regionales y de alta velocidad, medio millar de vuelos y el transporte marítimo en la región, indicaron los servicios públicos.

El aviso del ente meteorológico advierte sobre la llegada de vientos fuertes, olas altas y mareas de tempestad y añadió que el potente tifón podría desencadenar el tipo de catástrofes que solo se ven una vez en varias décadas.

Según las autoridades japonesas, vientos máximos de hasta 180 kilómetros por hora azotarán el norte y el sur de la isla de Kyushu, así como las islas Amami, con ráfagas de hasta 252 kilómetros por hora.

El ente meteorológico de Japón estima que el sur de Kyushu podría recibir hasta 600 milímetros de lluvia en un período de 24 horas.

Ante el arribó en las próximas horas del tifón Nanmadol, el Gobierno japonés suspendió los vuelos en los aeropuertos de todo el país, así como los servicios del tren.

Se prevé que Nanmadol se desplace en dirección noreste y recorra la isla principal del archipiélago japonés, Honshu, hasta el martes.

En el terreno, un responsable de Kagoshima dijo a AFP que no había heridos ni daños mayores todavía, pero que la situación se deterioraba.

"La lluvia y el viento son cada vez más fuertes. La lluvia es tan fuerte que no podemos ver más allá. Todo parece blanco", dijo.

A las 13 hora local, el tifón se encontraba sobre la pequeña isla japonesa de Yakushima y el viento soplaba a 234 kilómetros.

Se espera que toque tierra en Kyushu, más al norte, este domingo por la noche antes de girar hacia el noreste y barrer la isla principal de Japón, Honshu, hasta la mañana del miércoles.

La temporada de tifones culmina entre agosto y septiembre en Japón, con fuertes lluvias susceptibles de provocar inundaciones y desprendimientos de tierra.

En 2019, el tifón Hagibis causó más de 100 muertos en el país, que acogía entonces la Copa Mundial de rugby.

Los científicos consideran que el cambio climático aumenta la intensidad y la frecuencia de tormentas y fenómenos meteorológicos extremos.

(Con información de agencias)

Temas:

Japón Nanmadol

Seguí leyendo

Te Puede Interesar

Más noticias de Argentina

Más noticias de España

Más noticias de Estados Unidos