Cargando...

Mundo > CIERRE DE GOBIERNO

Trump le hablará mañana a su país sobre "crisis" de frontera sur

"Tenemos que construir el muro" dijo el presidente de Estados Unidos, que mantiene firme su idea a pesar de no contar con la aprobación del Congreso

Tiempo de lectura: -'

07 de enero de 2019 a las 14:57

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, anunció que este martes se dirigirá a la nación acerca de la situación en la frontera con México y su demanda de un muro, que considera fundamental para impedir la inmigración ilegal peligrosa.

Trump, quien está forcejeando con los demócratas en el Congreso por la financiación del proyecto del muro, escribió en su cuenta de Twitter que hablará al país a las 21H00 locales (02h00 GMT del miércoles) sobre lo que llamó "la crisis de la Seguridad Nacional y Humanitaria en nuestra Frontera Sur".

Más temprano se había anunciado que el jueves viajará a la frontera con México, según dijo portavoz, en un nuevo intento por presionar al Congreso en las negociaciones sobre el muro, que han forzado el cierre parcial del gobierno estadounidense.

El mandatario "viajará a la frontera sur para reunirse con los que están en la primera línea de la seguridad nacional y de la crisis humanitaria", dijo Sarah Sanders en un tuit.

Trump se mantuvo firme el domingo pasado en su demanda de obtener miles de millones de dólares para financiar la construcción del muro en la frontera con México, que forzó al cierre parcial del gobierno de Estados Unidos que ya entra en su tercera semana.

"Tenemos que construir el muro", dijo Trump a reporteros al salir de la Casa Blanca para dirigirse a Camp David, mientras admitía que la valla puede ser de "acero en vez de hormigón".

"Es un tema de seguridad, es sobre la seguridad de nuestro país. No tenemos alternativa", siguió al señalar que puede invocar a la emergencia de poderes para conseguir la construcción de un muro sin la aprobación del Congreso.

"Puedo declarar emergencia nacional, dependiendo de lo que suceda en los próximos días".

La falta de acuerdo con los legisladores sobre la inclusión en el presupuesto federal de los fondos para ese muro mantiene parcialmente paralizado al gobierno de Estados Unidos desde el 22 de diciembre.

Unos 800.000 empleados federales fueron enviados a sus casas o trabajan sin paga, mientras que muchos contratistas del gobierno también están perdiendo sus cobros.

Las discusiones que buscan poner fin al llamado "shutdown" deben continuar este domingo, luego de que pláticas la víspera entre el vicepresidente, Mike Pence, y los dos líderes demócratas en el Congreso, Chuck Schumer y Nancy Pelosi, terminaran con escasos avances.

Trump indicó que no esperaba un avance este fin de semana, al señalar que habrá "conversaciones muy serias el lunes, martes y miércoles".

Acusaciones de estancamiento

Los demócratas, que ahora controlan la Cámara de Representantes, no parecen dispuestos a hacer concesiones al presidente sobre un muro que Pelosi calificó de "inmoralidad".

En un reflejo de la profunda división, la legisladora agregó en el programa "Sunday Morning" de CBS que algunas veces Trump da la impresión de que "no solo le gustaría cerrar el gobierno, construir un muro, sino que que abolir el Congreso, de tal manera que la única voz importante fuera la suya".

El jefe de personal de Trump, Mick Mulvaney, dijo el domingo a CNN que los negociadores demócratas parece que el sábado fueron a hablar "para entretenerse".

Pero tanto demócratas como republicanos han intentado culparse por el cierre del gobierno, un polémico ritual político casi único en el sistema estadounidense. 

"Este 'shutdown' podría terminar mañana y también podría durar por mucho tiempo", dijo Trump. "Realmente depende de los demócratas", siguió.

Trump reiteró que muchos trabajadores federales están de "acuerdo al 100%" con sus demandas, mientras aseguró que tiene un "tremendo apoyo dentro del Partido Republicano". 

A Trump no le importa

Construir un muro en los 3.200 kilómetros de frontera entre Estados Unidos y México fue una de las principales promesas de campaña de Trump, quien ha equiparado a los migrantes con crimen, drogas y pandillas.

Mulvaney ha concluido que los demócratas "piensan que están ganando la batalla política y son vehementes porque creen que el presidente está pagando el costo político. Eso es lamentable".

Un líder demócrata involucrado en las negociaciones, el senador Dick Durbin, dijo que no puede "decir que estemos cerca (de la solución)", dijo a la CBS, "porque el presidente ha dejado claro que no le importa".

A medida que el impacto del cierre del gobierno se extiende, con reportes de que puede afectar a los subsidios de alimentos para los más pobres y el retorno de impuestos de los que mucha gente depende cada año, el presidente insiste en que los estadounidenses entienden su postura.

"Estoy seguro de que la gente que esta del lado receptor hará los ajustes, siempre lo hacen, y la gente entiende".

El "shutdown" ha dejado sin paga a los agentes de seguridad del transporte y a empleados del FBI.

El popular museo Smithsonian, a solo unos bloques de la Casa Blanca, se ha visto obligado a cerrar, mientras que parques nacionales tienen la basura acumulada y los baños sucios.

Fuente: AFP

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 345 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 345 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 345 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...