Nacional > Homicidios

Los Patas Blancas y una emboscada en Pan de Azúcar que terminó con dos asesinatos

La policía investiga un enfrentamiento en el  que hubo varios disparos y que terminó en un doble asesinato

Tiempo de lectura: -'

20 de mayo de 2019 a las 11:59

Dos personas esperaban dentro de un auto la llegada de otro. Estaban estacionados en la intersección de las rutas 9 y 93, cerca de Pan de Azúcar (Maldonado). Eran las cinco de la mañana de este domingo cuando llegó otro coche que llevaba a seis pasajeros. Fue una emboscada: quien iba de acompañante en el auto que interceptó al otro disparó a mansalva y mató a dos jóvenes, uno de los cuales tenía varios antecedentes penales –había estado preso por un homicidio cometido en 2015– y era un importante integrante de una banda del barrio de Maldonado Nuevo conocida como Los Patas Blancas. Se trata de un grupo familiar que es seguido de cerca por la policía desde hace varios años, según dijeron fuentes de la investigación a El Observador.

El otro joven que murió no tenía antecedentes, pero tanto a él como al resto de los que iban en el auto emboscado –que debieron ser todos internados por heridas de bala– se los cree integrantes o cercanos a esa banda. Las víctimas recién habían salido de Viejo Tacuarí, un boliche ubicado a cinco kilómetros de donde ocurrió el ataque, y en donde horas después apareció el auto –un BYD– que usaron los agresores. La policía –que no se explica por qué apareció el coche en ese lugar y no oculto en otra parte– lo supo porque los cuerpos llevaban las pulseras de esa discoteca.

Hasta el momento no hubo detenidos, pero los investigadores confían en las cámaras de seguridad del Ministerio del Interior que estaban en el lugar y que registraron cómo fue interceptado el auto. Sin embargo, una de las preocupaciones de la policía ahora es que el hermano del delincuente asesinado quiera vengar el ataque. Ya se incautó el auto de los sospechosos y tienen elementos para encontrarlos.

El joven de 20 años que murió en el lugar, apodado el Junior, estuvo internado pocos años en un centro del Instituto Nacional de Inclusión Social Adolescente por haber asesinado, cuando tenía 16 años, a Camila Weissel. Según publicó El País, la joven murió luego de recibir ocho disparos de un total de 26 que disparó Junior en julio de 2015. La escena había sido similar. Fue una emboscada en la que el atacante tenía la intención matar al novio de la adolescente –por un ajuste de cuentas– y realizó los disparos también desde un auto a otro.

Pero las autoridades no han podido hasta ahora reunir pruebas como para llevar a la Justicia a los Patas Blancas para que sean indagados por narcotráfico, que es a lo que, según cree la policía, se dedica esta banda. "Hace al menos cuatro años que estamos tras ellos", dijeron las fuentes, y añadieron: "No se regalan y hasta ahora solo hemos agarrado perros".

Perros, en la terminología narco, son aquellos "más débiles", que se encargan de trasladar la droga de un punto a otro e incluso de venderla, pero cuando son capturados se adjudican la responsabilidad por la tenencia de la droga y no confiesan para quiénes trabajan. 

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...