Economía y Empresas > Lujo

Lunas de miel VIP: los pedidos más excéntricos de los multimillonarios

Ovation Vacations organiza viajes para las personas más ricas del mundo

Tiempo de lectura: -'

23 de julio de 2018 a las 08:33

Un minibar con 16 tipos diferentes de preservativos, lavado de dinero, estadía VIP para tres médicos que administren vitaminas intravenosas para la resaca y alfombrar un yate entero. Estas son algunas de las historias más disparatadas que recuerdan los empleados de Ovation Vacations, la consultora de viajes encargada de planear las lunas de miel de los más ricos del mundo. Brandon Presser, periodista de Bloomberg, trabajó encubierto en la firma y descubrió cómo es cumplir las solicitudes más excéntricas.

"Haríamos cualquier cosa por nuestros clientes siempre que sea legal en el país que están visitando", afirma Jack Ezon, presidente de la compañía. Ovation Vacations cuenta con 30 agentes y organiza alrededor de 200 viajes para recién casados al año con un costo promedio de US$ 50.000 cada uno. No obstante, la mayoría de las lunas de miel suben de precio apenas comienzan a surgir los detalles. Los aviones privados, el tiempo de estadía y el destino son algunas de las variables que pueden hacer crecer el desembolso a siete cifras.

La comida es uno de los temas en los que más hincapié hacen las parejas. Según Presser, es muy común que soliciten que sus cortes de carne favoritos –de su carnicería preferida– vuelen con ellos en el avión para poder disfrutarlos durante su viaje. En otra ocasión, una estrella de pop exigió que lleven diariamente pitaya fresca a sus vacaciones en Islandia para poder preparar licuados frescos todas las mañanas. También son moneda corriente las particularidades de magnates, empresarios y famosos a la hora de armar la cama o el tipo de papel higiénico que quieren tener en el baño.

Lea también: Los 10 hospedajes más populares en Instagram, según Airbnb

Algunas celebridades son capaces de desembolsar una buena cantidad de dinero con tal de que sus pedidos se hagan realidad. Una actriz gastó US$ 40.000 para que elevaran el lavabo de granito de su habitación de hotel 17 centímetros para no tener que agacharse cada vez que quisiera lavarse la cara. En tanto, otro cliente pagó US$ 80.000 para alfombrar su yate de 64 metros con el objetivo de que su esposa pudiera utilizar sus stilettos a bordo. Una pareja prefirió gastar US$ 2.250 por día para alojar a tres médicos alemanes para que les suministraran una solución intravenosa de vitamina B-12 y así sufrir menos las resacas de champagne.

Pero no todas las historias resultan tal cual lo planeado. Según recuerda Ezon, una pareja decidió cancelar todo y separarse luego de pasar 36 horas en Las Maldivas. Mientras que una clienta le arrojó platos a una asistente por el simple hecho de haberse olvidado la salsa picante para sus huevos revueltos. "Adherimos al mismo credo que Ritz-Carlton: 'somos damas y caballeros sirviendo a damas y caballeros'", señaló el ejecutivo y reveló que existe una lista negra con los clientes que se pasan de la raya.

Si bien asegura que ha recibido pedidos por lavado de dinero y cocaína de algunos clientes, Ezon destaca que la mayoría buscan diferenciar sus lunas de miel con experiencias exclusivas como pasar una noche en el Palacio de Versalles o reunirse en privado con el presidente ruso, Vladimir Putin. Entre los viajes más caros planeados por Ovation se encuentran una aventura de un mes en un yate por África, por el cual un multimillonario desembolsó US$ 1,8 millones, y un tour de 45 días por Oceanía y el Sudeste Asiático para una familia real que costó aproximadamente US$ 1,6 millones.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Cargando...