Cargando...

Economía y Empresas > Mercados

Tras avanzar casi 6% este año, ¿qué puede pasar con el dólar en 2022?

El endurecimiento de la política monetaria en EEUU favorecerá la trayectoria al alza del tipo de cambio en el mercado local

Tiempo de lectura: -'

31 de diciembre de 2021 a las 05:04

El debilitamiento que había insinuado el dólar a nivel local en línea con el escenario global continuó presente durante buena parte de 2021, aunque con el paso de los meses se fue consolidando otro escenario internacional que ahora da pie a un fortalecimiento del billete verde durante el año próximo.

Así la divisa en Uruguay se movió influenciada principalmente por las noticias provenientes sobre la salud de la economía de EEUU y en menor medida por algunos factores domésticos. Y si bien la incertidumbre siguió presente en los países vecinos, ese ruido no tuvo casi incidencia.

En diálogo con El Observador, el economista de CPA Ferrere, Nicolás Cichevski, recordó que entre febrero y marzo las perspectivas de una recuperación más rápida que lo previsto anteriormente de la economía de EEUU y de la economía mundial, basada en la vacunación contra el covid-19, derivaron en una expectativa de que el proceso de normalización monetaria comenzaría más temprano que tarde.

Eso tuvo su reflejo en el mercado local, que tras el arranque de año con un dólar sin grandes movimientos, tuvo dos meses en que la divisa ganó espacio, y desde niveles de $ 42,5 llegó a ubicarse en valores por encima de los $ 44,  hasta tocar un máximo de $ 44,6.

Luego el valor del dólar en Uruguay oscilo entre $ 44 y $ 43 hasta el mes de agosto, cuando se descolgó de ese piso luego de una racha bajista de cinco semanas. Esa racha también coincidió con el primer ajuste de tasa de interés que resolvió el Banco Central (BCU) a nivel doméstico. Más tarde, en octubre, la divisa recuperó posiciones gradualmente hasta terminar diciembre en $ 44,7 en el interbancario, con una suba anual acumulada de 5,6% en comparación al valor cierre del año anterior ($ 42,34).

Según el economista de PwC, Ramón Pampín, en 2021 hubo eventos en que los inversores adelantaban las subas de tasas y el movimiento de capitales provocó subas en tipos de cambio. Luego con “una acción muy firme y con un buen poder de comunicación” por parte de la Reserva Federal (Fed) se logró asumir como una acción aislada y la Fed siguió “marcando la cancha” y difiriendo suba de tasas para el largo de plazo (en aquel momento para 2023- 24). Esto provocó que la suba de la paridad peso-dólar se revirtiera en parte.

Para Pampín, en la medida que transcurrió el año, la postura más agresiva de la Fed —en acelerar el pasaje a una política monetaria contractiva— explica la suba del tipo de cambio del segundo semestre. Ello a pesar que el ajuste de tasa del BCU “morigeró” la suba del tipo de cambio respecto a otros países, explicó.

Lo que viene

¿Qué esperar en 2022? Cichevski afirmó que  se prevé una suba del tipo de cambio de alrededor de 5% (menor a la inflación proyectada de 7,4%), fundamentada en la necesidad del BCU de elevar las tasas de interés.

 De todas formas, subrayó que el “mapa” de riesgos desde el plano internacional es al “alza”, con un escenario financiero más adverso que lo previsto actualmente (derivado fundamentalmente de una mayor persistencia de la inflación en EEUU). “Eso contribuiría a una suba más fuerte del dólar”, apuntó.

La Reserva Federal prevé tres subas de tasas en 2022, cuando antes se proyectaba que eso ocurriría recién en 2023. “Un escenario financiero más adverso, por ejemplo derivado de una inflación aún más persistente que lo previsto hoy en día, debilitaría las monedas de los países emergentes”, añadió el economista.

En una línea similar, Pampín explicó que la Fed ya “ha instalado que la inflación no es más transitoria”, y que quiere acelerar el tapering (retiro gradual de los estímulos económicos), aunque seguirá siendo ordenado.

“Esto va a provocar que el tipo de cambio siga subiendo en Uruguay. La suba de la tasa que se seguirá dando en el año por parte del BCU, más la buena calificación y valoración crediticia de Uruguay, va a permitir seguramente que el país siga captando recursos, y estos en algunos casos son ingresos de dólares a la plaza, que presionan a la baja.  No obstante, esos factores no lograrán neutralizar las presiones al alza que vendrán desde EEUU”, consideró el economista.

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 345 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 345 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 345 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...