Terremoto en Taiwán deja al menos 7 muertos y más de 200 heridos

Los equipos de rescate continúan trabajando contrarreloj


Los equipos de rescate de Taiwán trabajan contrarreloj en el salvamento de supervivientes y la búsqueda de 76 desaparecidos por el terremoto de 6,4 grados de magnitud que sacudió la ciudad de Hualian y dejó al menos 7 muertos y más de 200 heridos.

En los rescates, dificultados por la ola de frío que se vive en la zona, participan 644 militares y más de 750 efectivos de la policía y bomberos, con equipos de excavadoras y detectores de signos vitales, informó el primer ministro isleño, Lai Ching-de.

Un total de 227 personas fueron rescatadas, según las cifras publicadas por el Centro de Respuesta ante Emergencias.

Lea también: Nieve en el desierto y tiburones congelados durante la ola de frío

El jefe de gobierno anunció ya una partida de US$ 300.000 millones de Taiwán para las víctimas y sus familiares, lo que incluye indemnizaciones y ayudas extra para alojamiento y atención médica.

La presidenta taiwanesa, Tsai Ing-wen, también compareció con motivo de la catástrofe natural y prometió "no abandonar los esfuerzos de rescate mientras exista la más mínima probabilidad de salvar vidas".

Entre los edificios afectados se encuentra el Hotel Tongshuai, donde los primeros pisos se hundieron dejando atrapados a tres empleados, de los que dos fueron rescatados con vida de los escombros tras 15 horas de trabajos, mientras que la tercera, una mujer, es uno de los fallecidos en el terremoto.

"Estaba a punto de salir de mi trabajo cuando llegó el terremoto", dijo a la prensa uno de los rescatados, Chen Ming-hui.

Lu Chih-son, de 35 años, que asistió al rescate de una veintena de personas, vio tambalearse el edificio residencial Yun Tsui y contó que vió "cómo la planta baja se hundía en el suelo. Luego siguió hundiéndose e inclinándose aún más, y el cuarto piso se convirtió en la planta baja".

"Mi familia está indemne, pero un vecino sufrió una herida en la cabeza y sangra. No nos atrevemos a volver a casa. Hay numerosas réplicas", añadió.

Estaba durmiendo y de repente estaba de pie

Chen Chih-wei, de 80 años, estaba durmiendo en su apartamento del último piso del edificio cuando se produjo el sismo. "Mi cama quedó en posición vertical, estaba durmiendo y de repente estaba de pie", dijo a la AFP.

El anciano logró arrastrarse hasta el balcón para esperar a los efectivos de rescate.

El epicentro del terremoto se situó a 18,3 kilómetros al noreste de la ciudad de Hualien.

Desde el pasado fin de semana se han registrado cientos de seísmos de distinta intensidad en la isla, incluyendo uno de magnitud 6,1 el domingo, una fuerza poco usual -pese a la frecuente actividad sismológica en Taiwán- que desencadenó especulaciones sobre el advenimiento de un fuerte terremoto.

Taiwán se encuentra en el llamado anillo de fuego del Pacífico, una zona de gran actividad sísmica, y en 1999 registró un terremoto de magnitud 7,6 que causó 2.415 muertos.

En Hualien viven unas 100.000 personas. Sus calles resultaron dañadas por la fuerza del terremoto, que dejó a cerca de 40.000 viviendas sin agua y a unas 1.900 sin electricidad.



Fuente: AFP Y EFE

Comentarios

Populares de la sección