8 de mayo 2024 - 2:00hs

¿Sabía que algunos alimentos cotidianos podrían incrementar significativamente el riesgo de desarrollar cáncer? A menudo pasamos por alto la influencia directa que nuestra alimentación puede tener en nuestra salud a largo plazo, especialmente en lo que respecta a enfermedades y tumores malignos.

Nichole Andrews, una destacada nutricionista y oncóloga de Estados Unidos, enfatiza la importancia de una alimentación consciente como método preventivo contra el cáncer. En su reciente publicación, El azúcar no alimenta el cáncer: la guía completa para la prevención del cáncer, nutrición y estilo de vida, Andrews expone cómo ciertos hábitos alimenticios, que muchos consideran inofensivos, son en realidad factores de riesgo significativos para esta enfermedad.

Riesgo de cáncer: aseguran que estos dos alimentos podrían ser perjudiciales para la salud

La dieta juega un papel crucial en la salud general, y ciertos alimentos están especialmente relacionados con un incremento en el riesgo de cáncer.

Más noticias
Carne molida
La relación entre la carne procesada y el cáncer es cada vez más evidente gracias a estudios recientes.

La relación entre la carne procesada y el cáncer es cada vez más evidente gracias a estudios recientes.

Entre estos, las carnes procesadas y el alcohol son dos de los más significativos.

Carnes procesadas y alcohol: un consumo moderado podría reducir los riesgos de cáncer

  • Carnes procesadas:
      • Clasificación por la OMS: ya en 2015, la Organización Mundial de la Salud clasificó a las carnes procesadas como cancerígenas.
      • Estudios recientes: investigaciones indican que el consumo frecuente de estos productos puede aumentar el riesgo de cáncer hasta en un 40%.
      • Productos incluidos: se consideran carnes procesadas, el jamón, las salchichas, el pepperoni y otros embutidos.
      • Riesgos identificados: el consumo de estos alimentos ha sido vinculado con un mayor riesgo de cáncer de estómago y colorrectal, debido a los nitratos y las altas temperaturas usadas en su procesamiento.
      • Descubrimientos genéticos: investigadores identificaron los genes HAS2 y SMAD7 que potencian el riesgo de cáncer colorrectal asociado al consumo de carne roja.
  • Alcohol:
    • Información de los CDC: todos los tipos de bebidas alcohólicas, incluyendo el vino, la cerveza y los licores, están relacionados con un aumento en el riesgo de cáncer.
    • Descomposición en acetaldehído: el cuerpo convierte el alcohol en acetaldehído, una sustancia que daña el ADN e impide su reparación, aumentando el riesgo de mutaciones cancerosas.
    • Impacto en el cáncer de hígado: casi el 60% de los casos de cáncer de hígado están relacionados con el consumo de alcohol, incluso ocasional.
    • Otros cánceres relacionados: el alcohol también aumenta el riesgo de cáncer de mama, colon, boca, garganta y esófago.
Vino
Investigadores advierten que el consumo excesivo de alcohol está directamente relacionado con un mayor riesgo de cáncer.

Investigadores advierten que el consumo excesivo de alcohol está directamente relacionado con un mayor riesgo de cáncer.

Alimentos que ayudan a prevenir el cáncer, según expertos en salud

Aunque no existe una solución mágica que prevenga completamente el cáncer, integrar ciertos alimentos en nuestra dieta puede ayudarnos a disminuir el riesgo de desarrollar esta enfermedad.

brócoli
El brócoli y otras verduras crucíferas contienen isotiocianatos, compuestos que podrían ayudar a prevenir el cáncer.

El brócoli y otras verduras crucíferas contienen isotiocianatos, compuestos que podrían ayudar a prevenir el cáncer.

La Sociedad Estadounidense contra el Cáncer resalta la importancia de incorporar alimentos con propiedades anticancerígenas en nuestras comidas diarias.

Alimentos recomendados:

  • Brócoli y otras crucíferas: verduras como el brócoli, las coles de Bruselas, la coliflor y la col son ricas en isotiocianatos, compuestos que ayudan a eliminar toxinas y reparar células, jugando un papel crucial en la prevención del cáncer.
  • Tomate: rico en licopeno, un antioxidante que le da su color rojo característico y que ha sido vinculado con la reducción del riesgo de cáncer de próstata.
  • Porotos, frijoles y leguminosas: estos alimentos son altamente proteicos y ricos en fibra, esenciales para la salud intestinal e inmunológica.
  • Nueces: contienen grasas saludables, proteínas y fibra. Los estudios indican que su consumo regular puede reducir el riesgo de varios tipos de cáncer, especialmente los relacionados con el aparato digestivo.
  • Verduras de hoja verde: espinacas, col rizada, lechuga romana, entre otras, proporcionan protección adicional contra el cáncer gracias a sus nutrientes esenciales.
  • Té verde: fuente de flavonoides, con potentes efectos antioxidantes. El flavonoide kaempferol, en particular, ha demostrado tener efectos protectores contra el cáncer.
Temas:

Alimentación Cáncer Salud

Seguí leyendo

Más noticias

Te puede interesar

Más noticias de Uruguay

Más noticias de Argentina

Más noticias de Estados Unidos