2 de junio 2024 - 12:36hs

La suerte del futuro gobierno de Claudia Sheinbaum se juega centralmente en una pregunta: cómo será su vínculo con el presidente saliente, el popular Andrés Manuel López Obrador. Esa es una de las claves que, hacia adelante, identifica Lila Abed, directora del think tank Instituto México e integrante del Wilson Center.

En diálogo con El Observador USA, esta prestigiosa analista y ex funcionaria de la Fiscalía General de México además opina sobre la relación bilateral con Estados Unidos, la crisis migratoria, el crecimiento de la violencia, el ascenso de las bandas narco y la promesa de construir un muro por parte de Donald Trump.

"México acaba de elegir a su primera mujer presidenta. Es un momento sumamente importante y único en la historia del país. Si bien en ciclos electorales previos hubo candidatas a la presidencia, esta fue el primero en que las dos coaliciones más importantes presentaron mujeres. Ya estamos ante el futuro sexenio liderado por Claudia Sheinbaum", le dice Abed a El Observador.

Más noticias

"La gran duda por delante es qué tipo de influencia va a jugar Andrés Manuel López Obrador. Y si Sheinbaum va a ser una estricta continuación de la cuarta transformación que impulsó AMLO en 2018, si decide mantener la mayoría de las políticas que inició su antecesor o si va a dejar una huella particular", plantea la integrante del Wilson Center.

Con tantos antecedentes en América Latina de choques entre líderes carismáticos y sus herederos en el poder, ¿cómo imagina la convivencia entre AMLO y Claudia Sheinbaum?

La historia de la política mexicana demuestra que, a pesar de que el presidente en turno designa y escoge con el famoso de “dedazo” a su sucesor, el que toma la silla presidencial suele distanciarse del que los puso ahí.

¿Esta vez será diferente?

Va a ser un poco diferente por varias razones. La primera es que López Obrador llegó al poder rompiendo un esquema que llevaba ya a muchos años cementado. Él llega en 2018 con más del 50% del voto popular, algo que no había ocurrido desde antes del 2000, cuando se hizo la transición a un sistema mucho más plural y democrático en México, tras 71 años de gobierno del PRI. Tiene niveles de popularidad sumamente altos. Fundó Morena, el partido que impulsó a Claudia Sheinbaum. Él estratégicamente ha escogido a los diferentes candidatos y hay una lealtad profunda de su base electoral.

original-B1C2398C-95E6-4534-BC55-0301DE1D2CEE.jpeg

¿Le costará la gobernabilidad a Claudia Sheinbaum?

Por el simple hecho de que Sheinbaum no es AMLO, se le va a dificultar mantener el pulso, el control de Morena y el Congreso. Entonces va a ser fundamental que siga presente de alguna forma López Obrador. Sheinbaum ha dicho que planea continuar con los proyectos de infraestructura, programas sociales y política exterior. En seguridad y temas energéticos hay algunas diferencias en su plataforma, pero en términos generales se espera continuidad. Sheinbaum es científica, una ingeniera ambiental con experiencia en la ONU, familiares en Estados Unidos y varios puestos en el servicio público de México. Ella sabe cómo liderar, tiene experiencia gobernando y no se va a dejar domar por López Obrador, aunque ella también es muy inteligente y sabe que lo necesita.

0603_Lila Abed Impronta

¿No prevé choques entre AMLO y Sheinbaum en el corto plazo?

Puede haber fricciones, pero no las van a hacer públicas. No creo que haya roces públicos como en la política en México y alrededor del mundo. Puede haber diferencias, encuentros y confrontaciones entre los dos, pero las van a mantener privado, salvo que López Obrador no sienta que Claudia está siendo la sucesora que él imaginó. Ahí podría presionar de forma más pública.

"El 30% del territorio mexicano está controlado por cárteles narco"

¿Qué puede y debería cambiar en temas de seguridad, ante la consolidación de la violencia y las bandas narco?

La política de "abrazos, no balazos" que impulsó el presidente López Obrador ha dejado mucho que desear, a pesar de que dicen que ha habido una reducción importante de homicidios. En realidad ha sido el sexenio con la mayor cantidad de homicidios en la historia de México: más de 175 mil homicidios, más de 100 mil personas desaparecidas, múltiples feminicidios, 10 a 11 mujeres mueren todos los días por cuestión de género, hubo 34 asesinatos de candidatos, 37 periodistas asesinados. La situación en México está que arde en cuestiones de seguridad, más el crimen organizado. El general del Comando Norte de Estados Unidos dijo que el 30% del territorio mexicano está controlado por los cárteles.

¿En materia de seguridad, Sheibaum puede ensayar cambios?

Aquí puede haber una diferencia con lo que hizo López Obrador. Ella ha propuesto crear una agencia de inteligencia nacional para coordinar los tres niveles del gobierno en inteligencia y recopilación de inteligencia. También ha tratado de extrapolar varios programas que ella impulsó en la Ciudad de México para rescatar jóvenes vulnerables de la violencia y el crimen organizado. Por otro lado está a favor de la militarización de las fuerzas civiles, que puede ser una barrera en la cooperación de seguridad con Estados Unidos. El país que hereda Claudia Sheinbaum está muy complicado en materia de inseguridad.

0603_Lila Abed Seguridad

El fentanilo causó más de 100 mil muertes por sobredosis en EE.UU.

La producción y tráfico de fentanilo a Estados Unidos es el otro gran punto de tensión con los Estados Unidos. ¿Qué podría cambiar en ese aspecto?

El tema del fentanilo va a ser prioridad para el próximo gobierno de Estados Unidos porque ha causado una crisis de salud pública, con más de 100 mil muertes por sobredosis el año pasado. Ese opioide sintético es producido por los cárteles en México, con precursores químicos que llegan a puertos marítimos desde China. Frenar el flujo de estas drogas a Estados Unidos ha sido y seguirá siendo la prioridad de la Casa Blanca. Pero en esa cooperación se tienen que sumar temas de interés para México, como reducir el tráfico ilícito de armas de EE.UU. a México. Entre 70 y 90% de todas las armas que se encuentran en México han pasado por Estados Unidos. Veremos si Sheinbaum tiene la disposición de reinstaurar la confianza mutua entre las agencias de seguridad a ambos lados de la frontera, algo que se deterioró profundamente con López Obrador.

La crisis migratoria es eje central de la campaña en Estados Unidos, pero no lo fue en México. ¿Por qué y cómo cree que evolucionará ese tema?

Tiene que haber cooperación para enfrentar este gran fenómeno. Lo importante es entender que México ya pasó de ser solamente un país de tránsito para migrantes y se ha convertido en uno de destino para muchos. Se están quedando en territorio mexicano porque no han podido entrar de manera ilegal a Estados Unidos. Quien gane la Casa Blanca va a determinar la forma, la narrativa, el tono de la bilateral. Eso sí puede cambiar dependiendo de quién gane en EE.UU. Pero la crisis migratoria no cambiará, sólo se irá agravando mientras no se solucionen las razones de raíz que impulsan a los migrantes a salir de sus países, como la inseguridad, el cambio climático, la falta de oportunidades económicas. Estados Unidos puede tomar medidas muy fuertes, pero también necesita a México.

¿Por qué Estados Unidos necesita a México?

Estados Unidos tiene relaciones diplomáticas muy limitadas con países como Venezuela o Nicaragua y, por ejemplo, los venezolanos son grupo más grande de inmigrantes que está llegando a Estados Unidos. Entonces puede utilizar a México como intermediario entre estos países que forzosamente necesitan ser parte de la conversación. México va a cooperar a cambio de algo. Ese intercambio es el quid pro quo que hemos visto tanto con Biden como con Donald Trump. El tono contra los migrantes es a veces muy agresivo, causa polémica y emociones, pero en la práctica las cosas se reducen a cooperación sí o sí.

¿Pese a su retórica encendida, en la práctica Trump está obligado a negociar de con Sheinbaum?

En época electoral, lo que dicen los candidatos para ganar sobre la inmigración cambia cuando toman la silla presidencial. Importa lo que los candidatos dicen, pero hay que ponerle más énfasis a cuando inicie el próximo gobierno de Estados Unidos. Pensar en solucionar un tema tan integral y complejo como la migración con medidas muy sencillas es no entender la amplitud y profundidad de lo que implica.

México se consolidó como el primer socio comercial de EE.UU. en reemplazo de México. ¿Esa tendencia se profundizará en adelante?

La relación comercial entre México y Estados Unidos es una de las narrativas más positivas entre los dos países. En 2023, México se posicionó como su primer socio por encima de Canadá y de China, con 800 mil millones de dólares en intercambio. Están en un momento único. En la revisión del 2026 del acuerdo de libre comercio T-MEC con EE.UU. y Canadá ahí podrán salir ciertos roces, puntos a modificar o añadir, como la inteligencia artificial o la inversión china en México. Ojalá Sheinbaum los pueda resolver conforme al marco regulatorio del T-MEC. Pero al margen de eso Sheinbaum tiene que generar condiciones para atraer más inversión directa. Necesita reducir la inseguridad, que las reglas no cambien, que los inversionistas tengan acceso a la energía y que México tenga una fuerza laboral para integrarse a cadenas de suministro mucho más sofisticadas. Tiene que haber certidumbre. La inversión extranjera que se obtuvo con López Obrador fue a pesar de AMLO, no por AMLO.

Temas:

Claudia Sheinbaum Andrés Manuel López Obrador Fentanilo banda narco Narcotráfico

Seguí leyendo

Más noticias de Uruguay

Más noticias de Argentina

Más noticias de España