Fútbol > INTERMEDIO

Cómo explicar lo inexplicable del debut de Nacional

Nacional generó juego, abrió la cancha, tuvo situaciones, modificó sistemas pero chocó con un golero iluminado y un error defensivo lo condenó

Tiempo de lectura: -'

14 de julio de 2019 a las 05:00

Seis claras situaciones de gol en el segundo tiempo. Defensor Sporting arrinconado contra su arco. Asedio permanente. Generación de juego por las bandas. Cambios de sistemas para modificar el resultado. Y un golero rival sacando pelotas increíbles. ¿Cómo explicar lo inexplicable del debut con derrota de Nacional en el Intermedio ante Defensor?

En el fútbol no gobierna la lógica. Está claro. Tampoco los merecimientos. El juego se trata de meter la pelota adentro. Después se ingresará en el análisis de las formas de ganar. Pero la conclusión marca que Nacional mereció mejor suerte en su cancha. 


Álvaro Gutiérrez habló de tres aspectos en el juego: la recuperación de la pelota, el desarrollo del juego y la culminación. Nacional falló en uno y terminó perdiendo.

¿Esto puede determinar preocupaciones para el futuro? De ninguna manera. Tan solo las lógicas y necesarias del que no la emboca. Preocupado debería haberse retirado el entrenador si el equipo no hubiese generado nada. 

La prueba más contundente es que Defensor no defendió bien. Lo ganó porque Nacional falló de cara al arco rival y porque el golero violeta, Sebastián Fuentes, sacó varios balones con destino de gol.

¿Qué mostró el equipo de Gutiérrez? Fútbol por bandas. Salió con Kevin Ramírez por izquierda y Matías Zunino por la derecha. Chori Castro libre y Bergessio moviéndose por todo el frente de ataque. El 9 bajó varios metros para ejercer de pívot y lanzar.

El técnico tricolor explicó los motivos por los cuales lo llevaron a inclinarse por Kevin Ramírez en la oncena: “Me jugué por Kevin porque es un jugador que en esa posición -por banda- es bueno. Va a la banda y es rápido”.

Nacional comenzó ganando con una pelota que peinó Bergessio primero y Kevin después la bajó de espaldas al arco para la definición cruzada del Chori Castro.


Cuando el partido se le puso cuesta arriba, el técnico Gutiérrez movió piezas y apostó por otra distribución de los hombres.

Al dar ingreso al argentino Gustavo Lorenzetti el equipo ganó en claridad de juego.

Allí abandonó el 4-4-1-1 para pasar a jugar con un 4-2-3-1. Por detrás de Bergessio, que fue el hombre de punta, paró a Ramírez por derecha, Lorenzetti por el centro y Chori Castro en la izquierda. A ello sumó la llegada de laterales.

¿En qué falló Nacional?


Visto su dominio a lo largo de todo el juego y la situaciones de gol generadas, está claro que al bolso le faltó meterla.

Se encontró con un golero inspirado pero hay que decir que hay goles que habitualmente Bergessio no marra. Y esta vez falló. Son partidos.
“Si vos definís bien el golero no llega”, dijo claramente Gutiérrez.

Preocupaciones defensivas


A la hora de analizar los problemas que puede tener este Nacional de cara a lo que viene, hay que decir que en el fondo no se mostró sólido.
Guzmán Corujo cometió serios errores que podían haber liquidado el juego antes. Cotugno tampoco estuvo claro.

No se le puede achacar el penal a Corujo porque la pelota le da en la mano de forma accidental. 

Pero en el transcurso del juego perdió seguido con Nicolás González. Se dejó ganar peligrosamente la posición en dos oportunidades que podían haber terminado en gol violeta.

Felipe Carvalho también perdió una pelota en la que terminó recriminándole al golero Mejía que la sacara en largo en lugar de pretender salir jugando.

Los dos centrales albos son altos y corpulentos por lo que muestran deficiencias cuando los encaran con pelota dominada o en velocidad.

El gol que le dio el triunfo a los violetas en el Parque Central es producto de un tiro de esquina y un cabezazo de Martín Rabuñal libre de marcas.

No importa entrar en detalles sobre el jugador que perdió la marca, el detalle justamente es que esta problemática se repite desde el Apertura.

El técnico lo había anunciado en el mes de mayo luego del partido con Progreso. “Nos complicó de a ratos y las pelotas quietas mostraron que hay que trabajar porque son pequeños indicativos de cosas a corregir”.

La posición de Fernández


Sobre los cambios que realizó el entrenador de Nacional se generaron algunos comentarios. Acaso el único detalle que llamó la atención fue la posición de Sebastián Fernández, que jugó bien abierto por izquierda.

Los antecedentes de Fernández dicen que hiere cuando anda merodeando cerca del área. Sus goles son todos similares, pescando, ganando un rebote o con oportunismo. 

La realidad marca que Nacional se llevó un golpe inesperado. Había cerrado el Apertura dejando la imagen de que se venía en la Tabla Anual. Dio un paso atrás. Pero en generación de juego sumó más aprobaciones que preocupaciones. Por eso lo inexplicable de su derrota. 

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...