Cargando...

Nacional > REGULACIÓN

Demoras en controles de calidad y distribución dejan a consumidores sin marihuana legal

Además, dos farmacias fueron intimadas por sus bancos para dejar de vender cannabis

Tiempo de lectura: -'

29 de agosto de 2017 a las 16:26

La escasez de marihuana y la falta de respuesta por parte del Instituto de Regulación y Control del Cannabis (IRCCA) sobre cómo evitar el bloqueo bancario, tienen en vilo a las 14 farmacias que todavía venden cannabis legal. Según supo El Observador, en los últimos días la farmacia Cáceres de Pocitos y la Medici de Paysandú fueron notificadas por los bancos con los que operan acerca de que tienen 30 días para dejar de vender marihuana o de lo contrario les cerrarán sus cuentas.

Ahora, ambas farmacias analizan si abandonarán la comercialización de cannabis, como ya lo hizo la farmacia Pitágoras de Montevideo, y la Carmelo de Colonia, o si continuarán trabajando con este producto aunque eso signifique quedar por fuera del sistema financiero.

Según había dicho a El Observador el representante del Centro de Farmacias, Pablo Durán, los comercios de Montevideo dejarían de vender si no surge una alternativa que les permita seguir siendo clientes del sistema financiero. Esa alternativa sería presentada, según le prometió a la gremial el subsecretario de Presidencia y director del IRCCA, Juan Andrés Roballo, el pasado martes, aunque eso nunca ocurrió.

Lea también. Herboristerías ven como un problema vender marihuana

Según informó el presidente del Banco Central (BCU), Mario Bergara, la solución para que el sistema financiero admita a clientes que venden marihuana está en que el Congreso de Estados Unidos apruebe una ley que le permita a las instituciones financieras aceptar fondos provenientes del cannabis. Por eso, el jerarca del BCU y Roballo viajarán en setiembre hasta ese país para reunirse con legisladores republicanos y demócratas que impulsan un proyecto de ley en ese sentido.

"A la larga esto se va a resolver cuando Estados Unidos cambie la ley federal. Hay 29 estados que están apuntando en ese dirección, tenemos la esperanza cierta de que esto se va a resolver", apuntó Bergara.

Mientras tanto, en Uruguay, las farmacias no tienen un panorama claro sobre lo que ocurrirá con este nuevo negocio que corre riesgo de quedar trunco. Uno de los comerciantes del interior del país consultados por El Observador, dijo estar preocupado porque un aislamiento del sistema financiero no le permitiría seguir aceptando tarjetas de crédito y débito, que son el principal medio de pago en su comercio.

Lea también. Cinco errores que ponen en riesgo la venta de marihuana legal

Por esa razón, intentó comunicarse con el IRCCA pero hasta ahora no ha tenido respuestas.

Según contó, para poder dar atención al gran número de clientes que llega a su local cada vez que recibe mercadería, decidió comprar una computadora, pero ahora no sabe si tendrá que dejar de lado un negocio que aporta un "importante" ingreso extra debido al bloqueo bancario.

Hasta ahora la mayoría de los comerciantes no han sido notificados por su banco, ya que utilizan cuentas a su nombre y no a nombre del comercio. Sin embargo, desde el IRCCA, Roballo ya alertó que al menos hasta que Estados Unidos no modifique su normativa, las farmacias que quieran vender marihuana deberán dejar de operar con bancos.

Lea también. Farmacias amenazan con bajarse sin solución bancaria


Escasez y controles lentos

La escasez de marihuana en farmacias no ha hecho más que empeorar desde que se puso en marcha la venta. Los casi 5.000 inscriptos que había en julio pasado ahora son 13.053, al tiempo que las farmacias que venden el producto se redujeron de 16 a 14 en las últimas semanas.

Un farmacéutico consultado por El Observador, criticó el hecho de que la mayor parte del tiempo no haya marihuana disponible y que, una vez que llega la mercadería, se agota en un día.

Sucede que cada farmacia puede tener hasta 2 kilos de stock, lo que representan unos 400 paquetes de 5 gramos. Si se tiene en cuenta que cada inscripto puede comprar hasta 10 gramos por semana, quiere decir que los consumidores podrían demandar hasta 130 kilos de droga semanalmente, pero la oferta (correspondiente a 14 farmacias) apenas llega a los 28 kilos.

Sin embargo, el IRCCA no distribuye la droga todas las semanas, e incluso algunos locales del interior del país aseguraron que han pasado casi un mes sin recibir el producto.

A su vez, desde varias farmacias comentaron a El Observador, que en su última entrega recibieron solo una de las dos variedades (la Alfa I), debido a que no contaban con existencias de la Beta I. Fuentes del sector dijeron que eso se debe a un retraso en los controles que realiza el IRCCA sobre el producto previo a su comercialización.

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...