8 de julio 2024
Dólar El Observador | Auspicio BROU Cotizaciones
Compra 39,00 Venta 41,20
4 de febrero 2023 - 12:37hs

El primer ministro de Japón, Fumio Kishida despidió este sábado a Masayoshi Arai, un colaborador cercano, por comentarios discriminatorios sobre las minorías sexuales en un momento en que un escándalo de origen familiar tenía eco en los medios.

Los comentarios de Arai se produjeron inmediatamente después de la noticia de que Shotaro Kishida, el hijo mayor del primer ministro y su secretario ejecutivo fuera noticia en los medios por salir de compras y hacer turismo en Europa, Canadá y Estados Unidos usando vehículos oficiales cuando acompañó a su padre en enero.

Masayoshi Arai, un burócrata de élite que se desempeñó como secretario ejecutivo del primer ministro, dijo que "no querría vivir al lado" de una pareja LGBT y que "odiaría incluso verlos". Luego de que los medios difundieran sus expresiones, Arai se retractó rápidamente de lo dicho, pero el primer ministro les dijo a los periodistas que se tomaba el tema “muy en serio” y reemplazaría a funcionario por Sadanori Ito, actual director de personal del ministerio de Economía.

Más noticias

Kishida comentó sobre el hecho que “los comentarios fueron escandalosos y completamente fuera de línea con el enfoque del gabinete para respetar la diversidad y crear una sociedad inclusiva”.

Antes de la retractación, Arai había dicho que, si se introdujera el matrimonio entre personas del mismo sexo en Japón, "cambiaría la forma en que es la sociedad" y que "bastantes personas abandonarían este país".

Arai hizo ese comentario durante una conversación extraoficial con periodistas en la oficina del Primer Ministro con respecto a la posición cautelosa que mantiene Kishida sobre el reconocimiento legal del matrimonio entre personas del mismo sexo.

El mismo viernes, Arai volvió a hablar con los periodistas, para decirles que retiraba sus comentarios y se disculpaba “haber usado expresiones que pueden causar malentendidos".

"Lo siento por causar problemas al primer ministro, ya que él no piensa así. Le causé problemas debido a mis propias opiniones y no es deseable que ningún funcionario en cargos como el mío diga tal cosa ", agregó el secretario.

Muchos miembros del conservador Partido Liberal Democrático (PLD) liderado por Kishida se han opuesto al matrimonio entre personas del mismo sexo, citando “los valores tradicionales del país”, como el papel de la mujer en la crianza de los hijos.

Es probable que los comentarios de Arai lleven al bloque de oposición de tendencia izquierdista a interrogar a Kishida sobre sus puntos de vista fundamentales sobre las familias en Japón durante la actual sesión parlamentaria, que comenzó el 23 de enero.

A fines del año pasado, el tema LGBT atrajo la atención pública cuando el legislador del PLD, Mio Sugita, entonces viceministro parlamentario de Asuntos Internos y Comunicaciones se vio obligado a retractarse de comentarios anteriores contra las parejas de minorías sexuales.

Sugita, quien fue despedido por Kishida en diciembre, ya había sido criticado en 2018 por decir en un artículo de una revista que el gobierno no debería apoyar a las parejas de minorías sexuales porque no pueden tener descendencia y, por lo tanto, "no son productivas".

Japón sigue siendo la única nación del G7 que no reconoce el matrimonio entre personas del mismo sexo ni las uniones civiles.

Una serie de escándalos y pasos en falso del primer ministro han llevado los índices de aprobación de su gestión por debajo del 30% en las últimas encuestas, lo que implica un serio contratiempo cuando se aproximan las elecciones locales de esta primavera.

(Con información de agencias)

Seguí leyendo

Te Puede Interesar

Más noticias de Argentina

Más noticias de España

Más noticias de Estados Unidos