Nacional > JUNTA

Frente Amplio arremete contra Sergio Botana en Cerro Largo

Los ediles de izquierda exigen conocer el número exacto de funcionarios

Tiempo de lectura: -'

02 de febrero de 2018 a las 05:00

El año empezó movido en Cerro Largo. Las declaraciones del intendente Sergio Botana, en las que admitió que contrató a 202 funcionarios "fuera de la norma" para "hacer justicia", sacudieron el verano arachán y fueron el centro del debate en la primera sesión de la Junta Departamental, realizada este jueves por la noche.

Allí, la bancada de ediles del Frente Amplio manifestó su rechazo al proceder de Botana y solicitó obtener "números claros" acerca de la cantidad de funcionarios de la comuna.

La edila del Frente Amplio, Natalia Saracho, reeditó un pedido de informe que realizó en 2016, cuando pidió conocer "la dotación seccional" de toda la intendencia. Según lo expuesto en el nuevo pedido, la anterior respuesta que dio la intendencia "resultó insatisfactoria, ya que se trataba de una fotocopia de los cuadros de cargos y categorías del Presupuesto Quinquenal" y "no aportaba ningún dato".

El nuevo pedido, por ende, exige que se explicite el número de funcionarios, el nombre de cada uno, la tarea que desempeña, la categoría y escalafón, el sueldo base, las compensaciones, la diferencia de sueldo y fecha de ingresos.

"El objetivo es cotejar con lo que tiene la Oficina Nacional de Servicio Civil (ONSC) y lo que manifiesta el intendente", explicó a El Observador el edil frenteamplista Dardo Pérez. "Entendemos que Botana no está diciendo la verdad, cuando dice que tomó esas 202 personas como cargos de confianza. Los cargos de confianza son 163 a los cuales les inventó nombres, para asesores de él y referentes que no tenían lugar para estar", denunció el edil.

Pérez dijo que Botana "multiplicó los cargos de confianza" y creó oficinas como "la dirección de Oportunidades, de Espacios verdes, de Espacios públicos, y de Superficies. También está el director de Maquinaria, el de Obra, el de Caminería Rural, y otro de la Mesa de Caminería Rural".
Según el edil, "más de la mitad son inventos de este período" pero "no están en el Presupuesto" aprobado por la junta. "Hay muchos que no sabemos lo que hacen. Son como el submarino, sabés que existen pero no dónde están".

Según los números de la ONSC, la Intendencia de Cerro Largo tiene 1.504 funcionarios públicos, de los cuales 417 están presupuestados y 1.087 están por contrato. En el Frente Amplio entienden que el número total de funcionarios supera los 2 mil.

Cambio de normas
Las normas que rigen el ingreso de funcionarios a la intendencia de Cerro Largo se hizo más laxa durante la primera administración de Botana.

En 2005, con la comuna bajo el mando de Ambrosio Barreiro, se aprobó en la Junta Departamental un artículo, incluido en el Presupuesto Quinquenal, que disponía que regulaba las contrataciones municipales. "El ingreso de los funcionarios contratados se efectuará por el mecanismo del concurso para los cargos administrativos y por el sorteo para los cargos de servicio", establecía el artículo 36° de esa ley.

Cinco años más tarde, ya bajo la administración Botana, el presupuesto incluyó un artículo que derogó el anterior y fijó una nueva regla: "el ingreso de funcionarios con carácter de contratados se realizará evaluado las capacidades, la formación y la situación social de los postulantes a los cargos, mediante la forma de concurso o sorteo. Deróganse todas las demás disposiciones que en forma expresa o tácita se opongan al presente artículo".

Declaraciones y reacciones
Luego de que El Observador publicara el pasado sábado un informe en el que se hacía mención al aumento de los cargos de confianza en la comuna arachana (que pasaron de 0 a 163 entre 2015 y 2016, según datos de la Oficina Nacional de Servicio Civil), Botana salió públicamente a explicar las razones detrás de esos números.

En diálogo con El Observador, dijo que luego de asumir su segundo mandato en 2015, reintegró a 202 personas que habían sido corridas "a lo perro" por Saravia, en el período en el que estuvo al mando de la intendencia mientras Botana hacía campaña por la reelección.

Según el intendente, esas personas pasaron a figurar como cargos de confianza porque entraron sin concurso. Aunque admitió que el mecanismo de contratación de todas esas personas fue "fuera de la norma", dijo que se trató de "un acto de justicia" con gente que fue "víctima de una feroz persecución política".

Sus palabras provocaron la reacción de dirigentes de distintos partidos. El senador del Partido Independiente, Pablo Mieres, también cargó las tintas contra el intendente nacionalista y dijo que sus declaraciones son "un papelón muy grave", que "deja al descubierto el manejo irregular de la gestión pública a nivel departamental". En su mensaje, publicado en Twitter, Mieres agregó: "Cuestionamos los acomodos y despilfarros vengan de donde vengan".

El presidente del Frente Amplio, Javier Miranda, declaró a La República que Botana "metió 202 personas por la ventana" y dijo que hay que "bajar el costo del Estado" en casos como ese.
Por su parte, el exdiputado por Cerro Largo e integrante de la Mesa Política del partido de gobierno, Yerú Pardiñas, dijo a radio Carve que Botana "trata de generar confusión para eludir responsabilidades" y que "toma gente propia de su sector por compromiso de campaña electoral".
REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...