Fútbol > EN RACHA

Las claves del dulce momento de Nacional

De la mano de Medina, el tricolor se hizo muy fuerte en el Parque y suma ingresos en las copas

Tiempo de lectura: -'

16 de agosto de 2018 a las 05:00

Nacional se clasificó el martes a octavos de final de la Copa Sudamericana y por ahora es el único equipo uruguayo que se aseguró esa fase en el ámbito internacional. También lo puede lograr Defensor Sporting, que este jueves tiene la difícil misión de remontar un 0-2 ante Fluminense para no quedar eliminado y dejar a los tricolores con la exclusividad. Ya son historia Peñarol (Libertadores y Sudamericana), Wanderers (Libertadores), Cerro, Boston River, Rampla Juniors y Danubio (Sudamericana).

Nacional, además, ganó los dos torneos cortos que se disputaron este año entre casa: el Apertura y el Intermedio. Y por si esto fuera poco, es el líder absoluto del Clausura con cuatro fechas disputadas, y de la Tabla Anual (acumulado de todos los torneos) con siete puntos de diferencia sobre Peñarol que está en segundo lugar y a 19 de Danubio que se encuentra tercero.

Pero hay más datos que endulzan el presente deportivo del equipo que dirige Alexander Medina. Este año no perdió aún en el Gran Parque Central, ni local ni internacionalmente, donde jugó 16 encuentros. Recuperó presencia en su terreno y se hizo fuerte de local. Años atrás sufrió duros traspiés en su cancha frente a su gente: por Sudamericana lo eliminó Atlético Paranaense en 2006 (1-4), Universidad de Chile en 2011 (0-2) en aquel partido que quedó trunco porque un rollo de serpentinas impactó en el línea y también perdió contra Independiente Santa Fe en 2015; por la Libertadores, solo el año pasado cayó en su cancha frente a Zulia de Venezuela, Lanús y Botafogo.

Hace 21 partidos que no pierde en el campeonato local, desde que Progreso le ganó 2-1 el 4 de marzo en el Nasazzi. Esa derrota y la sufrida ante Peñarol por la Supercopa (3-1) en el primer partido oficial del año, son las únicas de 2018 ante equipos de la AUF.

El debut en Primera División del Cacique Medina como entrenador, el continuo recambio de jugadores que hizo el DT cuando le tocó jugar a dos frentes logrando resultados positivos; el acierto en la titularidad del volante Christian Oliva que rápidamente se convirtió en uno de los mejores jugadores del primer semestre, en la contratación de Luis Aguiar, un jugador controvertido por su pasado aurinegro pero que ya se metió a los hinchas en el bolsillo, y la graduación sin apuro de algunos juveniles como Gabriel Neves o Brian Ocampo, también suman a favor.

El manejo del plantel, en sociedad con los capitanes de turno (Polenta, Conde, Arismendi, Fucile) para que el atraso de cuatro meses en los sueldos no repercutiera en la cancha, es otro detalle a tener en cuenta en este camino. "No es nuevo en el fútbol uruguayo (la penuria económica), no quiere decir que esté bien, pasamos por anteriores etapas de la misma forma y hay que encarar esta situación, hablarlo en los momentos que no tenemos partidos y buscar soluciones. Los dirigentes dieron la cara, están buscando recursos para solucionar este tema, los jugadores lo entendieron y están mentalizados en lo deportivo, enfocarse en rendir dentro de la cancha", dijo Medina hace un par de semanas en Los Céspedes.

Acumula 39 partidos oficiales, con 27 victorias, ocho empates y cuatro derrotas. Tiene 72 goles a favor y 30 en contra. Deportivamente, estos ocho meses del año son para elogiar.

El sabor amargo

En la cancha, perdió los primeros dos clásicos (uno amistoso y el otro por la Supercopa) y fue eliminado de la Libertadores en un partido frente a Estudiantes de La Plata donde le servían tres resultados para clasificar: ganar, empatar y hasta perder por un gol. Cayó 3-1 y más allá del polémico arbitraje del paraguayo Mario Díaz de Vivar que lo perjudicó, el tricolor no supo mantener el marcador que le favorecía hasta el minuto 62.

Aún así, el largo camino del equipo en la competencia internacional permitió al club recaudar una buena cantidad de dólares. Nacional tuvo que sortear dos fases de la Libertadores para meterse en la fase de grupos. Por cada una de ellas recibió US$ 400 mil de la Conmebol. Luego, por los tres partidos de local que jugó en su grupo cobró US$ 1.800.000. En total, por su participación en el torneo continental más importante cobró US$ 2.600.000.

El tercer puesto en su grupo lo eliminó de la Libertadores, pero lo clasificó a la Sudamericana en la que ya se aseguró US$ 300 mil por el partido contra Sol de América y US$ 375 mil por el que viene en octavos de final. El total hasta ahora en las dos competencia suma US$ 3.275.000. En la cancha se cumple, aunque las cuentas sigan con números en rojo.

Las claves del momento

La llegada de Medina
Después de la salida de Martín Lasarte, la comisión directiva asesorada por el gerente deportivo Alejandro Lembo lo reemplazó con Alexander Medina, que ya tenía un año y medio de trabajo en el club dirigiendo a la Tercera división. Vistos los resultados resultó un gran acierto. El Cacique logró un buen funcionamiento del equipo, con ideas modernas del juego y como él mismo dice habitualmente, Nacional es competitivo aún a nivel internacional.

La columna vertebral
El funcionamiento del equipo se basa en jugadores experimentados en determinados sectores del campo. Conde y Mejía son goleros de jerarquía; Espino logró regularidad en el lateral izquierdo; Oliva, Zunino y Aguiar se consolidaron en el mediocampo, mientras que Fernández y Bergessio mantienen un nivel alto en el ataque. Además tiene recambio con Viudez, con Romero, con Barcia, con el Chory Castro que aún no rindió todo lo que puede.

El corazón y los goles
El argentino Gonzalo Bergessio no fue la primera opción de centrodelantero, pero su llegada fue otro acierto. Es el goleador del equipo con 16 tantos convertidos, pero además una pieza fundamental por lo que lucha y cómo genera espacios para sus compañeros. Seba Fernández es el corazón del hincha adentro de la cancha y autor de siete goles, la misma cantidad que tiene Matías Zunino, que en los últimos partidos recuperó su valor en la oncena.

Agenda cargada

El plantel de Nacional entrenó este miércoles en Los Céspedes preparando el próximo partido, el domingo a la hora 18 frente a Progreso en el Parque Central por la quinta del Clausura, sin perder de vista el encuentro de ida por la Sudamericana el miércoles de la semana próxima a la hora 19:30 de visitante. De inmediato el equipo de Medina tendrá encuentro exigente por el torneo local frente a Defensor Sporting, en el estadio Luis Franzini. Una agenda cargada tiene el tricolor.

Las cifras del ciclo Medina

US$ 3.275.000 de dólares ganados por superar fases en las copas internacionales

16 partidos sin perder en el Parque Central con el Cacique

21 partidos invicto en el Uruguayo desde la derrota con Progreso en el Nasazzi por el Apertura.

72 goles
anotados en 39 partidos contra 30 en contra.

27 partidos ganados de los 39 dirigidos contra cuatro derrotas y ocho empates.

6 partidos de local sin recibir goles por copas internacionales.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Cargando...