Cargando...

Mundo > Cambio climático

Temperaturas de hasta 45 grados desatan incendios forestales en Europa

España, Portugal, Francia y Gran Bretaña bajo un clima abrasador que los expertos vinculan al cambio climático por la emisión de gases

Tiempo de lectura: -'

13 de julio de 2022 a las 18:00

Después de España, que alcanzó los 45 grados de temperatura en algunas regiones y Portugal con hasta 40 grados, una ola de calor extremo se abatió este miércoles en Europa occidental y se mantendrá hasta el fin de semana según los pronósticos meteorológicos.

Las previsiones indican que el jueves será el día de mayor calor, extendido ya a Francia y Gran Bretaña, que sumado a la sequía favoreció el estallido de incendios forestales en regiones boscosas.

La ola de calor instalada en el oeste europeo "afecta principalmente a España y Portugal, pero está previsto que se intensifique y extienda", declaró en Ginebra Clare Nullis, portavoz de la Organización Meteorológica Mundial.

Estas temperaturas extremas producen sequía e impactan a los glaciares en los Alpes, advirtió la vocera, una semana después del desprendimiento de una parte del glaciar italiano de la Marmolada, que dejó once muertos.

Según los científicos, existe una relación directa entre las olas de calor y el cambio climático, ya que las emisiones de gases de efecto invernadero aumentan su intensidad, duración y frecuencia.

En España, la casi totalidad del país se encontraba este miércoles bajo alerta por sofocantes temperaturas, que en algunas zonas superaron los 45º C, reportó la agencia AFP.

A las 18 (16H00 GMT), los termómetros habían registrado 45,6º C en Almonte (Andalucía) y 45,4º C en Olivenza (Extremadura), mientras que en otras localidades sobrepasaron los 44º C.

El jueves "se espera que sea el día álgido de este episodio de ola de calor", advirtió la oficina española del clima Aemet.

El fenómeno meteorológico, que comenzó el fin de semana pasado y se extenderá al menos hasta el domingo, se traduce esta jornada en temperaturas "sofocantes" en el conjunto del país, con regiones como Andalucía (sur), Extremadura (suroeste) o Galicia (noroeste) bajo alerta roja.

Salvo el archipiélago atlántico de Canarias, todas las otras regiones españolas estaban bajo alertas de diversos niveles por el calor, pero, en principio, no batirán el récord absoluto en España, de 47,4º C, registrados en agosto de 2021 en Montoro, cerca de Córdoba.

Al menos 3.500 hectáreas ardieron en una zona montañosa ubicada entre Extremadura y Castilla y León por un incendio que logró ser estabilizado por los bomberos, que batallaron contra las llamas toda la noche, informaron las autoridades regionales.

Al noroeste de Madrid, unas 500 personas fueron evacuadas preventivamente por otro fuego, también en vías de ser controlado.

Incluyendo el actual, España ha sufrido cinco episodios de temperaturas excepcionales en poco menos de un año. El mayo pasado fue el quinto mes del año más caluroso desde que comenzó el siglo.

Por la ola de calor, junto al déficit de precipitaciones en la península ibérica en lo que va del año, el riesgo de incendios es extremo en todo el país, según los servicios de prevención y extinción de incendios forestales.

Con el mercurio por encima de los 40° C, Portugal siguió sufriendo este miércoles un calor agobiante.

Una persona murió en un incendio en la región de Aveiro, al norte del país, según los servicios de emergencia.

El centro del país, presa de las llamas desde hace varios días, sigue siendo la zona más afectada por los incendios forestales, que volvieron a activarse desde el martes por la tarde debido al calor y el viento.

El miércoles por la mañana, cuatro grandes fuegos movilizaban a más de 1.500 bomberos en los municipios de Leiria, Pombal y Ourém, a poco más de 100 km de Lisboa.

"Portugal está viviendo un periodo de máximo riesgo de incendios, y por desgracia en muchos frentes", tuiteó el miércoles el primer ministro Antonio Costa.

El país aún tiene presente en su memoria los devastadores incendios de 2017, que causaron la muerte de unas 100 personas.

En cuanto a Francia, se trata de la segunda ola de calor en apenas un mes, con temperaturas superiores a los 30º C en gran parte del país e incendios forestales.

Las altas temperaturas durarán al menos hasta inicios de la próxima semana. En el suroeste del país se esperan temperaturas de hasta 39º C.

Dos incendios, activos desde el martes, calcinaron ya 1.700 hectáreas de bosques en la región de Burdeos (suroeste).

El segundo se declaró cerca de la turística Duna de Pilat, situada en la bahía de Arcachon. Las llamas, que consumieron unas 700 hectáreas de viejos pinos y obligaron a evacuar a unos 6.000 pobladores de forma preventiva.

La primera ministra, Elisabeth Borne, urgió a su gobierno a movilizarse frente al "rápido impacto" del calor "en la salud de la población, en particular de los más vulnerables".

En el Reino Unido, el servicio meteorológico emitió un aviso naranja ante una "ola de calor extrema" a partir del domingo, con temperaturas superiores a los 35º C.

La compañía de agua instó a los británicos a ahorrar hasta la última gota, lo que incluye calentar sólo lo estrictamente necesario para su taza de té.

Y en Grecia, un helicóptero que ayudaba para apagar el incendio en la isla de Samos se estrelló en el mar Egeo, dejando tres desaparecidos.

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 345 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 345 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 345 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...