Economía y Empresas > REFORMA JUBILATORIA

Caja militar tiene déficit de US$ 450 millones y sus proyecciones no están incluidas en el borrador de la reforma jubilatoria

Por cada activo del Sistema de Retiros y Pensiones de las Fuerzas Armadas, hay dos pasivos 

El Sistema de Retiros y Pensiones de las Fuerzas Armadas, conocido como la caja militar

Tiempo de lectura: -'

17 de febrero de 2021 a las 05:00

La Comisión de Expertos de la Seguridad Social (CESS) está en la segunda etapa de la elaboración del diagnóstico de la reforma jubilatoria, tras la prórroga que le otorgó el gobierno por 45 días para elaborar un diagnóstico definitivo. Los 15 expertos recibieron un segundo borrador por parte del presidente, Rodolfo Saldain, y el PIT-CNT ya marcó reparos por la información de la caja militar. 

La información del borrador del diagnóstico incluye las proyecciones de todas las cajas paraestatales, con la excepción de la caja policial y la caja militar, un sistema que desde la central sindical consideran "inviable", según dijo a El Observador el director del Banco de Previsión Social (BPS) en representación de los trabajadores, Ramón Ruíz. 

El borrador del diagnóstico incluye el resultado financiero de las Fuerzas Armadas, que concluye que hay tiene un déficit de US$ 450,5 millones, según los datos del 2019 que aportó el Sistema de Retiros y Pensiones de las Fuerzas Armadas. 

Los ingresos de la caja militar en 2019 fueron de US$ 216,1 millones (por montepíos y aportes personales, traspaso de aportes y pasividades a cargo de Rentas Generales por ley), mientras los egresos fueron de US$ 666,5 millones (por retiros y pensiones con fondos propios y por retiros y pensiones con cargo a Rentas Generales). 

El déficit de la caja militar aumentó de forma constante en el último quinquenio: en 2015 la asistencia financiera fue de US$ 362 millones; en 2016, US$ 379,5 millones; en 2017, US$ 419 millones y en 2018, US$ 450,5 millones. 

Cuando el Ministerio de Defensa se presentó en la CESS para aportar los datos de la caja militar, aportó una proyección hasta el 2025. "Si bien la tendencia continúa siendo creciente, proyectamos que el crecimiento será cada vez menor en los próximos cinco años", dice el documento. A partir de la tendencia, la cartera aseguró que en 2025 el aporte del Estado será de $ 2.004 millones por mes (unos US$ 47 millones a valores de hoy).

Las proyecciones de las otras cajas paraestatales fueron estimadas por un período de tiempo más prolongado: la Caja de Profesionales incluyó datos hasta 2038 y la Caja Bancaria hasta 2063, aportó Ruíz. 

En 2019, la caja militar tuvo 27.133 cotizantes y la relación de activo/pasivo es 0,53. Es decir, cada dos pasivos hay un activo. El monto promedio de las jubilaciones del sistema jubilatorio de las Fuerzas Armadas es de $ 42.163, según los datos que aportó Ruíz. 

El delegado de la central sindical aseguró que este es el instituto que "más problemas tiene" a futuro y sostuvo que el análisis debe comenzar por este asunto. Sin embargo, el director –que ha oficiado del PIT-CNT en este tema– cree que el gobierno no incluirá a la caja militar en la reforma. "Si queda afuera lo que importa no es el déficit", sostuvo. 

De todas maneras, la reforma del Sistema de Previsión Social de las Fuerzas Armadas aprobada en 2018 "aproxima" las reglas de la jubilación al régimen general, dice el segundo borrador del diagnóstico presentado por Saldain, publicado por La Diaria este martes. Pero la caja militar "mantiene algunos elementos que suponen un tratamiento más beneficio para los jubilados", dice el documento. 

En la presentación del Ministerio de Defensa, se planteó que los argumentos para la reforma de 2018 fueron la disminución constante del personal activo, el incremento de pases a retiro a fuerzas de mayor portes, la revaluación de pasividades, la "demora" en procesar "reformas necesarias" y la "sanción de leyes que incrementaron las pasividades en curso". 

La reforma del 2018 fue "implementada en el sentido correcto", según la exposición, y ayudó a "corregir la trayectoria", pero la "demora" provocó que los cambios debieran "ser muy profundos". 

Entre otros cambios, la ley de reforma de la caja militar modificó el retiro voluntario, que pasó de 20 años de servicio efectivo a 60 años de edad y 30 años de servicios y se disminuyó la tasa de reemplazo. Para el retiro obligatorio, en cambio, hubo un incremento de edades de entre tres y ocho años para la configuración. 

El montepío pasó del 13% al 15%, lo que significó un US$ 2,6 millones menos de asistencia financiera; el aporte patronal, de 15% al 19,5% e implicó US$ 6 millones; los aportes por años bonificados, US$ 34 millones de promedio del próximo presupuesto; y los aportes por rubros que no aportaban, aproximadamente un 3%, según las estimaciones del Ministerio de Defensa. 

La CESS tendrá tiempo hasta el 20 de marzo para elaborar un diagnóstico definitivo de la reforma jubilatoria y luego comenzará la siguiente etapa prevista en la ley de urgente consideración. Los expertos tendrán 90 días más –aunque con la posibilidad de extensión– para elevar recomendaciones al Poder Ejecutivo. El documento se convertirá en un proyecto de ley que el gobierno espera que entre julio y agosto sea tratado por los legisladores. 

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...