Nacional > CUIDADOS INTENSIVOS

Camas libres en CTI reabren debate por atraso en las cirugías

Los anestesistas piden operar más a pesar del covid-19 y el gobierno advierte por cuello de botella en el personal para CTI

Tiempo de lectura: -'

05 de diciembre de 2020 a las 05:00

Pueden pasar varios meses hasta que un paciente recibe el llamado de una mutualista para avisarle que, finalmente, va a ser operado. La Sociedad Anestésico Quirúrgico (SAQ) estimó que a esta altura del año hay alrededor de 40 mil cirugías atrasadas por la pandemia, en una situación de rezago que es histórica pero acentuada a raíz de la suspensión de las cirugías por dos meses entre abril y mayo, el momento de mayor incertidumbre por la propagación del coronavirus.


Sin embargo, las camas de CTI que eventualmente pueden ocupar los pacientes operados no se vieron afectadas por el coronavirus porque la ocupación de cupos de cuidados intensivos  por casos de covid-19 es del 2% (25 personas hasta este viernes), según informó este viernes el ministro de Salud Pública, Daniel Salinas. 
En Uruguay hay en total 900 camas de CTI y el 59% están ocupadas en todo el  país por diferentes enfermedades, lo que deja unos 360 cupos libres en el sistema. Hasta el 30 de octubre el ingreso más frecuente a CTI (58%) fue por hipertensión arterial, seguido de diabetes (22,21%), según datos del Registro Nacional de Terapia Intensiva.


Así las cosas, y en medio de la pandemia, la cantidad de camas disponibles en los hospitales reabrió el debate en ámbitos médicos sobre el atraso registrado en las operaciones.
Según la SAQ se deberían realizar 15 mil cirugías por mes. De esas, 9 mil corresponden al ámbito privado pero los anestesistas estiman en 2.500 la cantidad que no se realizan estos últimos meses. El Observador intentó comunicarse con el presidente de la Administración de los Servicios de Salud del Estado (ASSE), Leonardo Cipriani, para conocer los datos del prestador pero no obtuvo respuesta.
“Nunca hubo tantas camas de CTI libres como en estos meses”, dijo Daniel Montano, integrante de la SAQ, que critica que las mutualistas no hagan más cirugías “con la excusa de la pandemia”. “No se hacen porque nadie presiona”, afirmó.


Sin embargo, desde la Sociedad Uruguaya de Medicina Intensiva (SUMI) creen que es entendible la postergación porque la situación epidemiológica cambió y el sistema se puede empezar a sobrecargar si se le suman los ingresos a CTI por las cirugías.
Desde el gobierno, por su parte, advierten que en un eventual crecimiento de ingresos a CTI por covid-19 el problema no será la falta de camas, sino la carencia de personal. En este sentido también opinó el intensivista integrante del Grupo Asesor Científico Honorario, Arturo Briva, quien dijo a El Observador que el atraso se puede explicar por la suspensión de cirugías entre marzo y abril y que esa situación dejó en espera a varios pacientes. Sin embargo, aclaró que ahora las mutualistas “deberían estar operando, pero depende de la capacidad de cada prestador”. 


Los motivos por los que las mutualistas suspenden las cirugías a pesar de la baja ocupación de camas de CTI por covid-19 varían de un lado y otro del mostrador.
Algunos prestadores argumentan que priorizan determinadas operaciones porque el Ministerio de Salud Pública (MSP) ordenó tener un 40 % de camas disponibles para casos de covid-19.
EnASSE hay 59 camas de CTI libres y 42 más que pueden adaptarse a esa modalidad.
Casmu, por ejemplo, solo opera cirugías del día y a pacientes oncológicos. “Las demás están suspendidas por el exceso de pacientes que hay”, dijo el director técnico Marcelo Gilard, quien argumentó que si operan de forma normal no pueden tener la cantidad de camas de CTI libres requeridas por el Poder Ejecutivo. 
Hasta ahora, en esa mutualista además de cinco camas disponibles del CTI de covid-19, hay otras cinco en el área de cuidados intensivos para otras enfermedades.
Por su parte, Médica Uruguaya sí está operando todas las afecciones y tiene el 60% de las camas de CTI ocupadas, según afirmó el gerente general, José Bonanata. 

Falta de recursos humanos


“Estamos mal”, dijo el intensivista Arturo Briva consultado por la disponibilidad de personal en los CTI. Para el integrante del GACH uno de los motivos de las dificultades en los recursos humanos ocurre debido al personal en cuarentena preventiva por tener contacto con algún caso positivo fuera del ámbito del CTI.
“Hay un déficit crónico. El personal está cansando, certificándose, muy presionados”, dijo Briva y agregó que se debería capacitar personal ajeno a áreas de cuidados intensivos para atender un posible incremento en la demanda de la atención a pacientes graves.


El ministro Salinas anunció semanas atrás que el MSP estaba capacitando a “un gran número” de profesionales de la salud para sustituir al personal de CTI en caso de que se necesite.
Las palabras del jerarca cayeron mal en la SUMI, que mediante un comunicado calificó a la declaración como “poco feliz en los términos utilizados y conceptualmente equivocada”.
Pero en el mismo sentido que Salinas se manifestó el presidente de ASSE, quien dijo este viernes en rueda de prensa que “el cuello de botella (de los CTI) es siempre el personal médico, de enfermería, licenciados”.
La SUMI estimó que en Uruguay hay unos 600 intensivistas y que los recursos humanos no faltarían ante una situación de desborde. El dirigente de la gremial, Mauricio Bertullo explicó que, por ejemplo, en Uruguay hay un intensivista cada 5.500 personas mientras que Argentina tiene uno cada 19 mil. A su vez, la presidenta de la Federación Médica del Interior, Patricia Nava, dijo a El Observador que por ahora la falta de recursos humanos en el interior no es un problema y que “el mayor miedo” es quedarse sin cupos de camas para atender a todos los pacientes.
 

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...