Fútbol Internacional > LIBERTADORES

Nacional cumplió su profecía: perdió con Inter y se despidió de la Copa

Con un gol de Rodrigo Moledo de cabeza y otro de Paolo Guerrero sobre el final, el tricolor no inquietó a Inter que pasó a cuartos

Tiempo de lectura: -'

31 de julio de 2019 a las 18:48

La prioridad es el Campeonato Uruguayo y cortar el tricampeonato de Peñarol. Tanto se repitió esta máxima en Los Céspedes desde el 1º de enero de este año que la profecía de irse más temprano que tarde del plano internacional se cumplió. 

Nacional perdió anoche 2-0 contra Inter en Beira Río tras caer también de local, por mínima, la semana pasada y se volvió a despedir en los octavos de final de la Copa Libertadores. 

Lo que durante décadas fue un gran objetivo, la Copa, se transformó con el paso de los años en un torneo de mera figuración. Como el empleado que marca tarjeta y trabaja a desgano o sale a pasear.

Nacional se clasifica siempre. Pero no compite nunca. Y lo mismo que se expresó acerca de la eliminación de Peñarol aplica para el tricolor. Los dos están lejísimos, a años luz, de volver a ser competitivos en estas arenas que se los tragan vivos.   

Perder en casa, luego de haber hecho un muy buen primer tiempo, fue lapidario. Porque Nacional quedó obligado a ganar de visitante en el Beira Río y el planteo –fiel al estilo de Álvaro Gutiérrez– fue conservadurismo puro: Nacional jugó a no perder. Y, obviamente, perdió.  

¿Por qué? Porque el planteo no fue sustentable en la firmeza defensiva del equipo. El costado derecho de Guillermo Cotugno fue un canal de ataque continuo.

No solo falló el lateral sino también Matías Zunino que dejó terreno fértil a sus espaldas y también Guzmán Corujo que nunca llegó a tiempo a los escalonamientos en la marca.  

A Nacional le jugó a favor lo impreciso que estuvo en el último toque Nicolás López. 

El ex Nacional se fabricó espacios con su pique explosivo e intentó por todos los medios el gol. Pero entre Luis Mejía y su mala puntería no pudo. 

El gol cayó a través de una pelota quieta. Iban 15 minutos cuando Andrés D’Alessandro puso una bola azucarada en el área chica y el zaguero Rodrigo Moledo cabeceó a placer.

Falló Felipe Carvalho en el centro. Como en la ida cuando perdió la pelota que terminó en el gol agónico de Paolo Guerrero tras un cierre defectuoso de Matías Viña.

Antes de ese gol, Luis Mejía –quien volvió a la titularidad– le había sacado dos peligrosos remates al Diente López que también probó con una volea tras una gran jugada por derecha concebida por un pase de genio de D’Alessandro.

 

Dos goles, además, le anotaron a Nacional en ese primer tiempo, pero ambos fueron anulados, el segundo de ellos vía intervención del VAR.

Un equipo que sale a defender el área pero se muestra frágil entre líneas está condenado. 

¿Y en ataque? ¿Había plan? Había, aunque Inter dejó ver muy poco. Todo pasaba por algún chispazo de Gustavo Lorenzetti para pescar alguna piedra sucia y transformarla en cuestión de segundos en un diamante.

Ergo, a Gonzalo Bergessio no le llegó una sola pelota limpia en toda la noche. 

Además, Inter nunca tuvo la necesidad de asumir riesgos y siempre se cuidó en defensa. Los contragolpes tricolores no llegaron ni siquiera a la fase de concepción. 

Potente, de amplio recorrido y gran técnica de manejo, Patrick dominó el mediocampo donde Rafa García se debatió entre pifias insólitas y recuperos heroicos con ese estilo tan propio de jugar con el corazón en la mano. Gabriel Neves, el relojito del equipo y tal vez el mejor de Nacional en lo que va del año –más allá de la capacidad de desnivelar que tiene Bergessio– nunca se pudo adueñar de la pelota para soltar al equipo y hacerlo jugar. 

Entonces, en el segundo tiempo, Nacional redobló su apuesta. De jugar a no perder pasó a jugar a no ser goleado. 

Se cuidó al extremo de no arriesgar nada. A pesar de la necesidad, dosificó meticulosamente los minutos de Pablo Barrientos, el hombre que podía cambiar un panorama tan adverso.

Y así y todo siguió sufriendo cada vez que a Inter se le dio la gana de acelerar en el espacio. 

Flojo Corujo en las entregas y frágil Carvalho en el cuerpo a cuarto, el partido entró en una cuenta regresiva en el cual lo único que se podía entrever era si Inter iba o no a hacer más goles. 

Y el dilema lo resolvió el hombre. Guerrero. Si López tuvo tres claras y las falló el peruano demostró de lo que está hecho –clase mundial– en la jugada de cierre. Pique al vacío, control perfecto y definición de asesino. 

Ganó Inter y Nacional respira hondo. Se terminó esa molesta tarea de tener que viajar y subir al nivel de las exigencias del ritmo internacional. Al fin podrá dedicarse a lo que siempre dijo que quería ganar: el Uruguayo. 

La ficha

Nacional: Luis Mejía, Guillermo Cotugno, Guzmán Corujo, Felipe Carvalho, Matías Viña; Rafael García, Gabriel Neves; Matías Zunino, Gustavo Lorenzetti, Kevin Ramírez; Gonzalo Bergessio. DT: Álvaro Gutiérrez
Inter: Lomba, Bruno, Moledo, Víctor Cuesta, Uendel; Lindoso, Edenilson; Patrick, D'Alessandro; Nicolás López; Paolo Guerrero. DT: Odair Hellman
Cambios en Inter: 63’ Rafael Sobis x N. López, 69’ Nonato x R. Lindoso y 89’ Wellington Silva x A. D’Alessandro
Cambios en Nacional: 68’ Gonzalo Castro x K.Ramírez, 72’ Pablo Barrientos x G. Lorenzetti y 78’ Sebastián Fernández x M. Zunino 
Cancha: Beira Río
Juez: Fernando Rapallini (Argentina)
Goles: 17’ Rodrigo Moledo (I) y 90’ + 4’ P. Guerrero (I)
Amarillas: 22’ G. Corujo (N), 23’ M. Giarrusso (PF N), 26’ Bruno (I), 90’ + 1’ G. Neves (N)
 

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...