Nacional > Frente Amplio

El MPP activó el factor Mujica, que Martínez tanto necesita

En un escenario de fragmentación del Frente Amplio, el mujiquismo apuesta por reafirmarse como primera fuerza

Tiempo de lectura: -'

02 de septiembre de 2019 a las 05:02

Por Gonzalo Charquero y Santiago Soravilla

El candidato del Frente Amplio Daniel Martínez y el expresidente José Mujica tienen una historia política cargada de desencuentros pero la coyuntura los volvió a encontrar y esta vez uno necesita del otro.

En las últimas dos elecciones nacionales uno de cada tres uruguayos que votaron al Frente Amplio eligieron dentro del oficialismo por el Movimiento de Participación Popular (MPP), la agrupación liderada por Mujica que este viernes 30 lanzó su campaña en el Museo del Carnaval.

Con el posicionamiento de Óscar Andrade y Carolina Cosse en la Lista 1001 como “una especie de fórmula alternativa” – según definió la vicepresidenta Lucía Topolansky en FM Del Sol-, el MPP anuncia que saldrá a recorrer el territorio en busca de mantenerse como la primera fuerza del Frente Amplio de la mano de Mujica, su mayor carta electoral.

Además la agrupación cuenta con recursos económicos y un nivel de organización que otros sectores no tienen. El mujiquismo proyecta una campaña nacional de dos meses, mientras la mayoría de los grupos frenteamplistas tiene previsto desplegarse más sobre los últimos 30 días.

El arranque de la maquinaria del MPP y la capacidad electoral de Muijica es esperada con expectativa en la cúpula del oficialismo, dentro de un partido de gobierno donde los tiempos electorales se dilataron más de lo previsto en cerrar los acuerdos por sublemas y meterse de lleno en la planificación operativa de la campaña.

La sucesión de fricciones luego de las internas por el armado de las listas y las alianzas llevaron a que todavía haya sectores enredados en esos líos, pero al mismo tiempo Martínez necesita que el aparato partidario se mueva cuanto antes.

En un escenario de fragmentación sectorial, en el Frente Amplio señalan a Mujica como una de las armas que tendrá el candidato para empezar a movilizar a los frenteamplistas, sobre todo en las ciudades más pobladas del interior y en la zona metropolitana de Montevideo.

En las elecciones nacionales de 2009 el MPP fue la primera fuerza del Frente Amplio con 364.696 votos, un 33,7% del total de todo el oficialismo. Lo siguieron el Frente Líber Seregni (27,1%) y el Partido Socialista (14.7%).

En el 2014, el Espacio 609 obtuvo 348.757 votos, lo que representó un 31,8% entre los frenteamplistas. En la anterior campaña lo siguieron el ahora desmembrado Frente Líber Seregni (18,3%), la también desfondada Lista 711 de Raúl Sendic (14,1%) y el Partido Socialista (12,2%).

Según diversas encuestas que se manejan en el comando de campaña frenteamplista, el mujiquismo sigue siendo la fuerza con mayor intención de voto. 

Además del interior, en el MPP advierten que la otra zona clave a reforzar en lo que resta de campaña es la periferia de Montevideo y el área metropolitana. Para ese electorado miden de reojo el desempeño que pueda tener Juan Sartori, aunque el candidato a Senador del Partido Nacional sigue con frentes abiertos en la interna blanca y ahora enfrenta la renuncia a su sector de su exdirector de campaña, Óscar Costa luego que se divulgaran audios con instrucciones a periodistas del portal Ecos para que publicaran información tendenciosa contra Luis Lacalle Pou.

En la última elección el oficialismo creció en el interior y cayó en la capital. En el interior el Frente Amplio obtuvo 623.923 votos en el año 2014 y en 2009 había tenido 574.488 adhesiones. En Montevideo el FA obtuvo 484.916 en 2014 y en 2009 había tenido 519.381.

La campaña

Pese a que advierten que le caerán con críticas por la gestión de ANCAP, el nivel del déficit fiscal y el aumento de los homicidios, en el MPP preparan herramientas para salir a la ofensiva. Dirigentes y militantes del sector estudian detalles de los programas de gobierno de los candidatos Luis Lacalle Pou (Partido Nacional) y Ernesto Talvi (Partido Colorado) para salir con cuestionamientos.

Mujica saldrá a todo el interior y en su entorno aseguran que no parará hasta el 24 de octubre. Otros dirigentes también harán giras por los 19 departamentos.

Junto a Mujica y a Lucía Topolansky, estarán en la primera línea de esa campaña otros dirigentes más jóvenes como el diputado Alejandro Sánchez, el intendente de Canelones, Yamandú Oris, el senador Charles Carrera, una de las vicepresidentas del Frente Amplio, Sandra Lazo, y los diputados Daniel Caggiani y Sebastián Sabini.

Los dirigentes tienen registradas unas 300 actividades que hicieron antes de las internas y ahora buscarán apretar el acelerador en los dos meses que quedan con la educación y la vivienda como ejes de campaña.

Así, el Espacio 609 se posiciona como un actor clave de la campaña y el desempeño en las urnas del oficialismo dependerá en buena parte, otra vez, de los votos que junten Mujica y los suyos en la periferia de Montevideo y en el interior.

Diplomacia y liceos

Este domingo, durante una mateada en el callejón de la Universidad de la República, Mujica arremetió contra las propuestas de Talvi de crear 136 liceos y reorientar la diplomacia para que deje de ser de “cóctel” y las embajadas pasen a ser grandes oficinas de ventas. 

“Nos están dando clases por todos lados. Te dicen que van a hacer eso y al ratito te dicen que no entran más empleados públicos. ¿Vas a hacer oficinas en el exterior? Mira que sale caro tener gente en el exterior... ¿y vas a hacer 100 y pico de liceos? ¿Y los vas a atender con robots? No me jodas, me estás peleando con el sentido común”, dijo.

El expresidente se mostró de acuerdo en concentrar recursos en los “barrios pobres” pero pidió preguntarle a las doñas “qué es lo que quieren” porque no pueden “bancar que un gurí vaya al liceo cinco años porque precisa plata para la leche mañana”. 

“Muchísimos de esos gurises precisan una capacitación rápida para traer un mango porque no tienen la capacidad de los sectores de las clases medias donde papá y mamá bancan a la nena 5 años”, sentenció.

Una historia de desencuentros
El historial del vínculo político entre Daniel Martínez y José Mujica cuenta con cruces públicos de declaraciones y diferencias electorales en la interna del Frente Amplio. El expresidente opinó en julio de 2018 que el ahora candidato "no calza con el anterior" y el postulante socialista afirmó al inicio de 2019 que para el líder del Movimiento de Participación Popular "no es tan importante la gestión" como para él.
Su historia de cruces tuvo el capítulo más sonado en 2010, cuando el Partido Socialista pretendía impulsar a Martínez como candidato único del oficialismo pero el mujiquismo y los astoristas lo bloquearon y la comuna quedó en manos de la comunista Ana Olivera. Martínez finalmente ganó la Intendencia Municipal de Montevideo al derrotar a Lucía Topolansky y cuando asumió dejó al MPP fuera de su gabinete.
REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...