Cargando...
Sendic a la salida de comparecer ante el Tribunal de Conducta Política del Frente Amplio

Nacional > OPINIÓN / GONZALO FERREIRA

El nuevo error político de Sendic que pone en un brete al FA y al gobierno

La decisión de ir ante el Tribunal de Conducta Política por el uso de las tarjetas tendrá efectos colaterales

Tiempo de lectura: -'

01 de julio de 2017 a las 05:00

En otros tiempos, comparecer ante el Tribunal de Conducta Política del Frente Amplio era como enfrentarse al examen de un profesor implacable.

El solo hecho de tener que declarar ante figuras históricas y de una trayectoria intachable como el general Víctor Licandro, el socialista Guillermo Chiflet o el sacerdote Uberfíl Monzón llevaba a que cualquier militante o dirigente frenteamplista -por más seguro que estuviera de sus actos- sintiera que le corría un frío por la espalda.

Los indagados sabían que iban a ser ametrallados con preguntas dirigidas al hueso del asunto en cuestión y que no se le permitiría ningún desliz. El prestigio del tribunal, basado en el nombre de sus integrantes, lograba que los plenarios del Frente Amplio aceptaran sin dudar las recomendaciones de sanciones, expulsiones o archivos de expedientes que proponían los examinadores.

El tiempo pasó y el ejercicio del gobierno cambió muchas cosas de la estructura y el funcionamiento de la coalición frenteamplista. El caso del vicepresidente Raúl Sendic pondrá otra vez a prueba el prestigio del tribunal, presidido ahora por Jorge Brovetto e integrado por los dirigentes Nicolás Grab, Enio Martínez, María Elena Martínez, Jaime Igorra y Juan Carlos Ferreira.

La primera señal de las acciones del tribunal no parece ser muy positiva. Porque para poder indagar a fondo a una persona lo primero que hay que hacer es investigar en profundidad en las sospechas que lo involucran.

Y, hasta ahora, la sucesión de hechos es la siguiente: Sendic anunció el 8 de junio que quería someterse al tribunal frenteamplista para que lo juzgara por el uso de las tarjetas corporativas de ANCAP, es decir, un día después de que el semanario Búsqueda publicara los datos de sus llamativos gastos en joyerías y tiendas de ropa, entre otras adquisiciones. Tan solo veinte días después ya estaba declarando ante sus compañeros, sin que, por ejemplo, ANCAP enviara toda la información a la Junta de Transparencia y Ética Pública (Jutep). ¿En ese lapso el Tribunal de Conducta Política del FA pudo obtener toda la información necesaria como para preguntarle a fondo sobre sus gastos? ¿Sendic logró responder por qué, por ejemplo, se compró un colchón con la tarjeta corporativa de ANCAP o por qué la usó en una tienda de Apple? Ante la opinión pública aún no lo hizo.

Y es ahí donde se está jugando el partido. Muchos ciudadanos, incluso frenteamplistas, quieren respuestas y están disconformes con la actitud del vicepresidente.

Por eso mismo parece un error político grave para sus intereses llevar este tema de las tarjetas corporativas al Tribunal de Conducta Política. Así, Sendic conduce al Frente Amplio y al gobierno a un callejón sin salida.

Porque si el vicepresidente sigue sin explicar por qué usó de esa manera los dineros públicos, y el tribunal lo exime de culpa, todo el Frente Amplio aparecerá cubriendo su actitud, de la misma manera que lo hizo con el escándalo del inexistente título de licenciado.

En ese momento todo el Frente Amplio a través de su plenario nacional lo respaldó y acusó a diversos medios de comunicación de una campaña en su contra. Un año y medio después, Sendic reconoció que fue un "error" usar un título que no tenía y dejó al FA en offside.

Pero, así como una absolución de Sendic por parte del tribunal puede parecer sospechosa y displicente, una decisión condenatoria dejará al gobierno expuesto a las críticas por sostener a un vicepresidente cuestionado por sus propios compañeros.

Con la decisión de comparecer ante el tribunal de conducta, Sendic parece haber buscado blindarse para cuidar el capital político que le queda. Lo que no parece darse cuenta es que así embreta al partido a tomar una postura que hasta ahora evitó. Expone al FA a asumir un riesgo gigante que tendrá efectos colaterales diversos sea cual sea la decisión final.

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 345 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 345 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 345 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...