19 de mayo 2024
Dólar
Compra 37,45 Venta 39,65
3 de marzo 2023 - 17:22hs

Un tribunal bielorruso condenó al ganador del premio Nobel de la Paz 2022 Ales Bialiatski a 10 años de prisión tras considerarlo culpable, junto a otros activistas de Derechos Humanos, de "financiación de acciones colectivas que atentan gravemente contra el orden público".

Así lo denunció la ONG Viasna (Primavera), fundada por el propio Bialiatski, en un comunicado que precisa que los otros dos activistas condenados son Valentin Stefanovitch y Vladimir Labkovitch, quienes recibieron penas de nueve y siete años de prisión, respectivamente.

Bialiatski, nacido en Rusia en 1962, brindó a través de Viasna servicios legales y financieros para ayudar a los manifestantes que participaron en la ola de protestas contra el gobierno de Alexandr Lukashenko en 2020.

Más noticias

Además, es vicepresidente de la Federación Internacional de Derechos Humanos y recibió el año pasado en el marco de la guerra en Ucrania el Nobel de la Paz junto a la ONG rusa Memorial y la organización ucraniana Centro para las Libertades Civiles.

La líder opositora bielorrusa Svetlana Ijanovskaya, que se encuentra en el exilio tras ser perseguida en su país y quien compitió por la presidencia bielorrusa en 2020, criticó la decisión de la justicia y aseguró que lo ocurrido es "un juicio falso".

Ijanovskaya llamó a la comunidad internacional a "hacer todo lo posible para liberar” a los condenados, calificó las sentencias como una “vergonzosa injusticia" y denunció que en Bielorrusia existen unos 1.500 prisioneros políticos.

Muchos de los presos fueron arrestados durante las protestas de 2020, que se dispararon cuando Lukashenko se declaró vencedor en unas elecciones que la oposición tachó de fraudulentas y le permitieron al actual presidente, aliado de Vladimir Putin, acceder a un sexto mandato consecutivo.

Bialiatski, Stefanovitch y Labkovitch fueron encarcelados en el marco de esas manifestaciones, al igual que un cuarto acusado, Dmitri Soloviev, juzgado en rebeldía tras haber huido a Polonia y condenado a ocho años de cárcel.

Bialiatski fundó y dirigió durante varios años Viasna (el principal grupo de Derechos Humanos del país que gobierna desde 1994 Lukashenko), ONG que desempeñó un papel clave en la documentación de las medidas represivas y las detenciones de los manifestantes.

La ministra alemana de Asuntos Exteriores, Annalena Baebock, calificó de "farsa" el proceso y señaló que los cuatro activistas fueron sentenciados por su "compromiso con el derecho, la dignidad y la libertad de las personas en Bielorrusia".

Según Viasna, hay 1.461 presos políticos en Bielorrusia, situación que llevó a los Estados Unidos y sus aliados de la OTAN a aprobar varios paquetes de sanciones contra el país por la represión de las protestas de 2020.

Además del juicio contra Bialiatski, hay otros abiertos contra activistas del movimiento democrático. Uno de ellos contra Svetlana Tijanóvskaya, otra destacada figura opositora que vive exiliada, quien, al igual que varios de sus colaboradores, es juzgada actualmente en rebeldía.

También están siendo juzgados varios periodistas encarcelados de la página web Tut.by, principal medio independiente del país que el gobierno calificó como “extremista”. Sobre ellos recaen una serie de acusaciones, como evasión fiscal e incitación al odio.

En febrero ya fue condenado a ocho años de cárcel el periodista y activista Andrzej Poczobut. A mediados de febrero también se inició el juicio a los tres fundadores del medio de comunicación opositor Nexta, que también desempeñó un rol importante en las protestas de 2020.

Temas:

Ales Bialiatski nobel de la paz preso

Seguí leyendo

Te Puede Interesar