Cargando...
Series, chocolate y arquitectura, en el picnic de hoy

Estilo de vida > PICNIC!

La libertad que anhelamos y la que desperdiciamos

Chocolate para pascua, recomendaciones de series y películas, y más descubrimientos, en esta nueva edición de la newsletter Picnic!

Tiempo de lectura: -'

06 de abril de 2022 a las 11:32

Escribo este Pícnic! mirando el sol de otoño que agradezco con conciencia, que no es lo mismo que decir “qué lindo solcito”, sino más bien un “qué placer este sol que se cuela por mi ventana y me levanta el espíritu de un día cargado”. Este tipo de agradecimiento, creo yo, es parte de una libertad muy personal que todos tenemos y que escasamente ejercemos.
 
Esta semana te quiero hablar sobre la libertad, la que creemos que tenemos, la que dejamos pasar inconscientemente, la que valoramos tan poco cuando la gozamos, y añoramos tanto cuando no está. Todas estas reflexiones se me dispararon luego de escuchar un muy buen capítulo del podcast Radio Ambulante, titulado Toy Story, en el que una escritora cubana recuerda su niñez en la isla. En esa época los niños cubanos tenían derecho a ser dueños de tres juguetes y accedían a ellos a pura suerte. Si en un sorteo te tocaban los primeros números elegías los mejores; si te tocaba uno más adelante, elegías entre lo que quedaba. Años después, cuando la niña se hizo mujer y comenzó a estudiar, al ritmo de la caída de la Unión Soviética y de las restricciones que implicó para una Cuba dependiente de la maquinaria de la URSS, a Karla (así se llama la escritora, que ahora vive en Portugal) le tocó una bicicleta, que fue el medio de transporte impulsado por el gobierno cuando no llegaban ni autos, ni motos, ni combustible, ni casi nada. De niña no había aprendido a andar en bici, porque nunca le tocaba el número que le hubiera permitido hacerse de una de las pocas que estaban disponibles. De grande aprendió para ir a la universidad y así describe la sensación que sentía: “Podías pedalear por las calles así y… y no sé y sentir el viento. Y a veces me encantaba, por ejemplo, cuando llovía —porque en el Caribe llueve de pronto, brrrrr— y… y eso… se va a acabar el mundo y a los 15 minutos, se acabó. Y eso me encantaba. Eso me… me… era como una liberación, ¿no? Y me relajaba muchísimo”.
 
Todo esto sucedía en los 90, cuando comenzó en Cuba lo que el régimen llamó “Período Especial”, un eufemismo para describir una megacrisis que ya nunca más se fue. Mientras que su país se desmoronaba, mientras que -más que nunca- su familia buscaba la manera de arreglarse con escasos alimentos, mientras que debía decirle adiós a los que se iban, Karla encontró la libertad en una bici, la misma bici china o rusa que tenía que usar porque vivía en un país sin libertad. En otro contexto, con otra realidad más favorable, recordé en sus palabras el sentimiento de absoluta felicidad que sentía en las mañana frías de invierno cuando iba al liceo en bici, con el viento helado y algo salado que dejaba la costa en mis labios.
 
“A veces encuentras paz en los lugares más inesperados”, dice en un momento el conductor del podcast. No podría estar más de acuerdo. A veces nos despertamos malhumorados, protestamos por lo que hay que hacer o por que no hay nada que hacer, nos enojamos sobre todo con nosotros mismos, y olvidamos que tenemos muchas pero muchas libertades, algunas tan sencillas como agarrar la bici o salir a caminar o sentarte a mirar el sol de otoño. Soy Carina Novarese y te leo (e intento responder siempre) si me escribís a este mail. Que tengas una linda semana.

CONTENIDO EXCLUSIVO Member

Esta nota es exclusiva para suscriptores.

Accedé ahora y sin límites a toda la información.

¿Ya sos suscriptor?
iniciá sesión aquí

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 345 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 345 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 345 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...