Cargando...
Edificio central de Ancap.

Economía y Empresas > Empresas públicas

Cómo le fue a las cuentas de Ancap en el primer semestre y por qué UTE le dio una mano

La empresa registró pérdidas en el mercado monopólico de combustibles por el rezago en el precio de las tarifas pero obtuvo resultados positivos en ventas a otros mercados

Tiempo de lectura: -'

10 de septiembre de 2021 a las 05:02

Ancap presentó  este jueves los resultados de la empresa correspondientes al primer semestre de año. Entre enero y junio el ente petrolero registró pérdidas en el mercado monopólico -regulado por el Precio de Paridad de Importación (PPI)-, pero que logró revertir por los resultados obtenidos en negocios a otros mercados, el efecto de la cobertura de tipo de cambio y el resultado de las sociedades vinculadas, donde sobresale la contribución de Ducsa (US$ 13,2 millones). De esa forma el resultado del grupo Ancap fue positivo en US$ 39 millones.

¿Qué dicen los números?

En el mercado monopólico de Ancap la pérdida fue de US$ 20 millones. En este período la empresa tuvo ingresos por debajo de los precios de importación durante casi 5 meses. También se dio el comienzo de la zafra de venta de supergás por la llegada de las bajas temperatura (implica mayor pérdida).

 “En este mercado monopólico las reglas están dadas. Ancap tiene que vender todo el volumen que demande el mercado al precio que fije el Poder Ejecutivo que ya estableció una regla. (…) Aquí deberíamos tender  a ser un poco más de cero, a tener una ganancia limitada”, afirmó el presidente de Ancap, Alejandro Stipanicic, durante la presentación de los resultados.

.

Por su parte, hubo ganancias por ventas a otros mercados y negocios, que ascendieron a US$ 14,5 millones. Aquí se incluyen, por ejemplo, exportaciones a zona franca, bunker, lubricantes y gas natural.  

“Acá está lo que le vendemos a las pasteras que se licita y que Ancap gana licitaciones por precio, lo que vendemos de bunker y de combustible de aviación que ahora se puede importar. Esta columna la vamos a tener que explicar cada vez más, porque acá es nuestra rendición de cuentas”, dijo Stipanicic.

También hubo ganancias por ventas de gasoil a UTE para generación de energía exportable (US$ 24 millones). Esa operación se vio puntualmente favorecida por la crisis hídrica que afecta a Brasil y que ha disparado las importaciones de energía uruguaya desde el país vecino.

De acuerdo a la presentación del balance,  Ancap cerró el semestre con un resultado operativo positivo de US$ 35,5 millones. Eso fue contrarrestado por una pérdida financiera de US$ 18,5 millones. En tanto, las sociedades vinculadas al grupo aportaron ganancias por US$ 17 millones, y  contabilizando otros US$ 5 millones de resultado por impuestos a la renta, el resultado global fue positivo en US$ 39 millones en el semestre.

Dos trimestres muy distintos

En los primeros 5 meses del año los precios de venta de Ancap estuvieron por debajo del PPI. Aun así, en el primer trimestre el resultado operativo fue positivo (US$ 36 millones) por la influencia positiva que tuvieron los inventarios de crudo adquiridos a precios internacionales en 2020 y previo a la suba del petróleo. Además, como las ventas de supergás no fueron significativas ese implicó menor pérdida.

En el segundo trimestre el resultado fue de equilibrio (-US$ 0,5 millones) dada la mayor influencia de los inventarios adquiridos luego de la suba del petróleo y la devaluación de la moneda, a lo que se suma un crecimiento en la demanda de supergás.

La no adecuación del precio de venta a la evolución del mercado internacional significó para Ancap una pérdida de ingresos de US$ 117 millones en el período.  De esa cifra US$ 44 millones corresponden a la brecha de precio del supergás, US$ 49 millones a nafta Súper, US$ 6 millones a nafta Premium y US$ 18 millones a gasoil.

Fue recién desde el 8 de junio que los precios de venta para gasolinas y gasoil pasaran a reflejar los valores de paridad de importación. En ese sentido, la empresa informó ayer que frente al riesgo de exposición de inventarios que supone la nueva metodología de fijación de precios utilizada por la Ursea, "se avanza en la contratación de coberturas para su mitigación".

Por otro lado, el presidente de Ancap señaló que la situación financiera de la empresa “es buena”, aunque “no se está cómodo ni tirando manteca al techo”. Para atender la urgencia de caja que se planteó en la primera mitad de año y poder cumplir con distintas obligaciones, la empresa solicitó autorización al Poder Ejecutivo para renovar créditos bancarios inicialmente por US$ 40 millones, y luego por US$ 100 millones adicionales. Según Stipanicic, “quizás no será necesario” contratar la totalidad de esos préstamos.

 

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...