Nacional > Toma de rehenes

El relato sobre el "momento terrible" que se vivió dentro de la peluquería de Pocitos

La dueña de la peluquería dijo que el hombre fue agresivo al principio y luego "entró en razón"

Tiempo de lectura: -'

11 de enero de 2019 a las 08:51

Quienes estuvieron varias horas secuestradas dentro de la peluquería Amor Mío lo vivieron como “una película”. Así lo describió Mónica Fernández, dueña del local, para quien lo que se vivió fue “un momento terrible”.

"Estamos conmovidos, asustados, y sanos físicamente. Ninguno tiene claro la trascendencia de lo que se vivió", dijo en entrevista con Telenoche esta mañana. 

Fernández relató que el joven protagonista del secuestro llegó hasta la peluquería y pidió para hablar con una de las empleadas, que era su expareja. La dueña del lugar le pidió que se fuera, el hombre se negó y fue ahí que sacó un arma y les pidió a todas que se tiraran al piso. "Ella tiene 18 años y sentía empatía por el momento que estaba viviendo. Había tenido un episodio de violencia, pero ninguno pensó que él iba a llegar a hacer eso”, dijo al informativo.

Fernández dijo que quienes quedaron secuestradas pudieron mantener la calma y que ella decidió hablarle como si fuera su hijo. “Él entró en razón, tomó dimensión de lo que había hecho. Fue agresivo cuando entró, estaba muy sacado, después, nos permitió llamar a nuestras familias, nos dijo que quedáramos tranquilos porque necesitaba negociar con la Policía para que no lo mataran”, agregó.

La relación entre el hombre y la pareja se había cortado luego de que la joven, de 18 años, se cansara de violencias físicas y verbales, según contó a El Observador una compañera de la mujer. La dueña del local ayudó a su empleada e intermedió con los familiares del hombre luego de que ella contara lo que estaba viviendo. Hasta la semana pasada la situación se había tranquilizado, según el relato de la compañera, que prefirió no revelar su nombre. Pero la situación se descontroló este jueves.

En un video difundido en Facebook por el atacante se veía a un hombre joven con un arma en la mano apuntando a su expareja. En la peluquería había varias personas tiradas sobre el piso. “Acá estamos con esta gente hermosa. Con esta putita que traiciona. Miren, miren, esta trola traicionó”, decía el hombre mientras acercaba el arma hacia el rostro de la mujer.

“Y ahora va a morir. Ahora vamos a morir todos. Mirá como estamos acá. Esto me encanta. Eso es lo que no quería. Eso es lo que busca esta perra”, agregó antes de cortar la transmisión.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...