Cargando...
El presidente del BCU durante el almuerzo de ADM.

Economía y Empresas > Política monetaria

Labat defendió suba de tasa: "Queremos ser serios y estar entre los buenos alumnos de la clase"

El presidente del Banco Central señaló que reducir la inflación “es la mejor contribución” que puede hacer la institución para el crecimiento del país a largo plazo

Tiempo de lectura: -'

18 de mayo de 2022 a las 17:44

“Queremos ser serios y estar entre los buenos alumnos de la clase”, afirmó este miércoles el presidente del Banco Central (BCU) Diego Labat para referirse a unos de los desafíos principales que tiene la institución: reducir la inflación. Durante el tradicional almuerzo de trabajo organizado por la Asociación de Dirigentes de Marketing (ADM), el titular del BCU centró uno de sus mensajes principales en reafirmar “el compromiso” de la institución para cumplir con los objetivos trazados en esa materia.

El economista expuso sobre cómo una inflación alta afecta el crecimiento de largo de plazo e incide negativamente en las decisiones diarias de las empresas y todos los agentes económicos, que “terminan tomando malas decisiones” o no todo lo “eficientes que quisieran”.

“La mejor contribución que puede hacer el BCU al crecimiento de Uruguay es tener una inflación baja. Nos importa la inflación porque nos importa el crecimiento”, remarcó mientras ilustró con gráficas lo ocurrido en últimos 20 años donde el indicador promedio guarismos de 8% anual.

“Para el crecimiento no es lo mismo inflación de 8% que de 3%. Un país como Uruguay que tiene dificultades para tener tasas de crecimiento más altas requiere reformas y  cambios con mirada de largo plazo. En esos cambios serios se incluye bajar la inflación”, afirmó ante ejecutivos de empresas públicas y privadas.

En otra parte de su presentación, Labat repasó los pasos que ha dado la nueva política monetaria. Entre ellos destacó el uso de la tasas de interés como instrumento de política monetaria y que según dijo “trasmite de la mejor manera la señal que se le quiere dar al mercado”.

También se refirió al programa de desdolarización de la economía y afirmó que “se han hecho casi todos los deberes. (…) Lo que nos está faltando y que es condición necesaria para poder avanzar es lograr tener una inflación baja, cosa que hoy no tenemos”, reconoció.

“Este nuevo marco de la política monetaria es el mejor régimen que el país puede tener. Empezó a dar ciertos resultados después de un importante salto que tuvimos en los primeros meses de la pandemia, incluso hasta estar dentro del rango (3% a 7%). Lo mismo pasó con las expectativas sin llegar a alcanzar el objetivo que queríamos. La política monetaria en Uruguay funciona, no siempre llegamos rápidamente a los resultados que queremos. Los procesos de desinflación en la región y en el mundo con países con historia larga de inflación se resuelven con perseverancia”, afirmó Labat.

El día después de la “ola”

En relación a la aceleración de los precios ocurrida en los últimos meses, el titular del BCU expresó que “claramente lo que hay son presiones externas” que están actuando en Uruguay y en el mundo.

“Antes teníamos una inflación alta respecto a los países de la región y ahora estamos en el montón. La pregunta que nos tenemos que hacer es ¿qué va a pasar cuando esta ola pase y esos países empiecen a bajar? ¿Uruguay se va a volver a quedar arriba o va a acompañar con políticas serias el combate a la inflación?”, se preguntó.

De inmediato se refirió a cómo han reaccionado los países de la región para combatir el  problema,  y señaló que Uruguay ya tuvo siete subas de tasas de interés.  “Claramente las condiciones monetarias de la pandemia fueron lo suficientemente laxas para permitir el retorno de la actividad, pero se acabó el momento de esa laxitud y expansión. Llegó el momento  de empezar a retraer y de empezar a que la política monetaria tome el sentido que tiene que tener”, señaló Labat.

El BCU decidió dar inicio el martes a una "fase contractiva" (elevar el costo del dinero) de la política monetaria para anclar las expectativas inflacionarias a su objetivo de política. Tras la reunión del Comité de Política Monetaria (Copom), el Directorio de la institución decidió un incremento de la tasa de interés de política monetaria (TPM) en 75 puntos básicos (0,75%), hasta 9,25%.

Además, en "la senda de ingreso gradual a la fase contractiva de la política monetaria, se prevén al menos dos aumentos adicionales de 50 puntos básicos (0,5%) en las próximas reuniones del Copom.

En Uruguay, tanto la inflación (9,4% en los 12 meses a abril) como las expectativas de inflación (6,8% a 24 meses) continúan fuera del rango meta, mientras que la actividad económica se ha recuperado a niveles por encima de la prepandemia, lo que se refleja en buenos indicadores del mercado de trabajo.

Si bien se proyecta una moderación para la segunda mitad del año— quedará bastante lejos de la meta oficial (5,8%). Tanto los analistas privados como los empresarios prevén una inflación de 8,5 % para el cierre de 2022, según la última encuesta de expectativas divulgada este martes por el BCU. 

“Hoy tenemos una inflación bastante por arriba de lo que quisiéramos y este año va seguir así. Teníamos objetivos muy ambiciosos para fin del 2024 (cerrar en 3,7%). Seguramente la convergencia a esos objetivos sea bastante más lenta de lo que quisiéramos. Lo que quiero recalcar y manifestar es el compromiso de seguir avanzando hacia ese lugar”, insistió el titular del BCU.

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 345 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 345 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 345 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...