Cargando...

Qatar 2022 > ANÉCDOTAS MUNDIALISTAS

Mi último Mundial: el día que a Luis Suárez le pesaron las piernas en un partido

Luis Suárez jugará en Qatar el último Mundial de su carrera como futbolista y repasó junto a Referí los momentos más importantes de los tres que disputó: Sudáfrica 2010, Brasil 2014 y Rusia 2018

Tiempo de lectura: -'

10 de noviembre de 2022 a las 05:01

Luis Suárez participará en Qatar con 35 años y 9 meses, del cuarto y último Mundial de su carrera como futbolista. El primero fue en Sudáfrica 2010, cuando tenía 23 años y era estrella del fútbol holandés jugando en el Ajax. Cuatro años más tarde llegó a la Copa del Mundo de Brasil en plena vigencia en el Liverpool inglés, aunque tuvo que someterse a una operación en la rodilla que puso en duda su participación hasta último momento. El tercero fue en Rusia 2018, con 31 años y en la cúspide de su trayectoria como 9 indiscutible del Barcelona.

El delantero de Nacional repasó junto a Referí los momentos más trascendentes de cada uno de los torneos mundiales que disputó.

Sudáfrica 2010: “Me pesaban las piernas”

Uruguay debutó contra Francia el 11 de junio en Ciudad del Cabo. El partido terminó 0-0 y Suárez no la pasó bien el día anterior.

“Habré dormido cuatro o cinco horas, de los nervios de debutar en el Mundial. No podía imaginar cómo iba a ser, me pesaban muchos kilos las piernas. Entré a calentar y escuchar el ruido de las vuvuzelas; hasta hoy escucho el sonido de ese día. Todo eso hizo que tuviera un mal partido, que no me sintiera cómodo y no pude sacar una buena experiencia de tanto nervio que tenía”, recordó el delantero 12 años después de aquella primera experiencia.

El festejo con Cavani en 2010

Su actuación fue calificada con 4 puntos en el suplemento Al Toque de El Observador y el exdelantero Wilmar Cabrera, que analizó para este diario a los delanteros en ese partido, señaló: “No le llegó la pelota y no se juntó para armar jugadas con Forlán”.

El plantel celeste se concentró durante el Mundial de Sudáfrica en la ciudad de Kimberley, el lugar que eligió Óscar Tabárez para reproducir una réplica del Complejo Celeste en tierras africanas.

Kimberley fue una ciudad que se postuló como subsede, pero no fue elegida. Por esa razón, estaba lista para el Mundial, pero sin el ruido mundialista que quería evitar el entrenador de la selección.

Suárez recordó que compartía la habitación con Martín Cáceres: “La rutina era ir a entrenar de mañana, nos bañábamos, dormíamos siesta y después estábamos en Kimberley que había una sala donde nos juntábamos a jugar al truco, a la Play, algunos al ping pong. Lo disfrutamos mucho y hace tantos años que hay cosas que las vas olvidando”.

Los consejos de Forlán y de Lugano

Diego Forlán es 8 años mayor y Diego Lugano 6 años que Suárez, por lo que siempre les daban consejos al delantero que estaba empezando a trazar su camino en el fútbol de élite.

“El mejor consejo que me dio Forlán -reconoció Suárez a Referí- fue cuando me dijo que no dejara de ser yo y que siempre tenía que tener un segundo más para pensar, porque me veía atropellado, apurado todo el tiempo y yo era así. A veces me decía, 'Guacho, goleador, tenés que tener un segundo más, no hagas todo a las apuradas'. Había tardes, momentos que estábamos en la concentración, y le pueden preguntar a Diego, que yo iba a la habitación y Diego me abría la puerta y me decía ‘pasá, pasá’, y me preguntaba cómo me estaba yendo, hablábamos de él en el Atlético, yo en Holanda. Fueron charlas que vivía mucho en ese momento. Quieras o no, éramos competencia, porque a veces el Maestro tenía que decidir por uno u otro, porque también estaban Edi (Cavani), el Loco (Abreu), y Diego me decía, ‘si llegás a tener ese segundito más de pausa...’. Hubo una jugada contra Paraguay acá en el Estadio, en la que normalmente yo enganchaba y le pegaba, pero ese día hago un enganche, tengo para pegarle y en ese segundito justo vi que venía Diego y se la di”.

Una jugada icónica: salvó un gol contra Ghana en 2010 y lo expulsaron

Lugano también le dio muchos consejos a Suárez: “De la Tota Lugano miles, porque era un capitán con todas las letras, en todo sentido, te convencía. ‘Guacho hijo de... nos vas a llevar al Mundial’. Recuerdo un partido contra Perú, muchísimas cosas que me quedaron para siempre”.

Suárez marcó su primer gol mundialista contra México en la fase de grupos de Sudáfrica, pero los que más recuerda el delantero son los dos que le hizo a Corea del Sur en octavos de final, el 26 de junio en Port Elizabeth. Uruguay ganó 2-1 y clasificó a cuartos.

Esos goles marcaron un mensaje de autoestima y confianza que me hizo crecer mucho, porque los elogios te hacen más grande -aunque a veces también te debilitan-, pero en ese momento me hicieron sentirme importante en esa selección en la que estaban Diego, la Tota, Fucile, el Ruso, y fue un lindo momento”.

Brasil 2014: “Pensé que se me terminaba la carrera”

El Mundial de Brasil 2014 tiene un costado heroico y otro de enorme tristeza para el goleador histórico de la selección.

Tres semanas antes del inicio, Suárez tuvo que pasar por el quirófano para una operación de meniscos de la rodilla derecha.

El homenaje al kinesiólogo Walter Ferreira que lo recuperó para 2014

Con una gran incertidumbre y una recuperación a contrarreloj junto al kinesiólogo Walter Ferreira, llegó para el segundo partido frente a Inglaterra el 19 de junio de 2014 en el Arena San Pablo. Ese día Uruguay ganó 2-1 y los dos goles los hizo él.

En el partido siguiente, contra Italia, Suárez mordió a Giorgio Chiellini y fue expulsado por la FIFA del torneo. Regresó solo a Uruguay y se refugió con su familia en su casa de Ciudad de la Costa, donde mucha gente concurrió a brindarle apoyo desde la calle.

Llegué a casa y cuando me quedé solo sentí tristeza, decepción, no solamente por mi, sino que estaba decepcionando a mi familia, a Walter (Ferreira), a la selección y a todo mi país. Me sentí culpable de como estaba todo el país en esa situación y no enfocado en mis compañeros, que estaban por jugar los octavos de final de un Mundial (frente a Colombia). Me sentí decepcionado y la pasé muy mal, que no tenía ganas de nada, pensé que se me acababa la carrera. En el momento que me echan y hablo con Walter, le dije me arruiné la carrera, me querían dos equipos grandes y me arruiné la carrera. Él me dijo que no, que donde fuera iba a ser goleador y la iba a romper. Después me fui para el medio de la nada a descansar, a desconectar, hasta que viene lo del Barcelona”, contó Suárez de esos días de angustia.

La polémica jugada con Chiellini en 2014

Con sinceridad, recordó que lloró mucho: “Sentía que había defraudado, había cometido un error, me costó asimilarlo. Cuando fui a Barcelona tuve que empezar con un sicólogo y ahí te empezás a dar cuenta de donde viene todo. Son problemas que vas acumulando y en vez de expresarlos, de ser más abierto, te vas guardando, tanto las tristezas como las alegrías y por algún lado largas todo eso. Sentirme responsable contra Italia porque Uruguay va empatando y queda afuera del Mundial es un error mío, porqué yo me sentía responsable. Era algo que yo quería cargar en ese momento y después te das cuenta que no tendría que haber cargado con eso y si hubiese sido más abierto, expresar mis sentimientos en ese momento, capaz que no hubiese mandado la cagada que me mandé”.

Contra Italia Uruguay ganó 1-0 con gol de Diego Godín sobre el final y se clasificó a octavos de final. Antes del partido contra Colombia que se jugó en el Maracaná y que marcó la eliminación de los celestes, Suárez fue obligado a dejar Brasil y luego la FIFA lo sancionó con 9 partidos y 4 meses sin poder siquiera ingresar a los estadios de fútbol.

Rusia 2018: “No fui el Luis que quería ser”

Para el Mundial de Rusia 2018 realizó una preparación física individual, similar a la que había hecho Diego Forlán antes de Sudáfrica 2010. Suárez quiso experimentar, pero no le salió bien, según comentó a Referí:

“En la preparación para Rusia quise experimentar, no llegar como llegó Diego, pero si prepararme de una forma parecida, hacer ejercicios, trabajos, que yo no estaba acostumbrado. Intenté experimentar y creo que no me salió o no me sentí cómodo a la hora de jugar los partidos. Me sentía pesado, en ningún momento fui el Luis que yo quería ser. En ninguno de los partidos me sentí bien en Rusia, por más que hice goles y todo. No creo que hay sido la preparación, sino que fue una mezcla de todo. Lo hablé con Diego en su momento, quería hacer cosas parecidas, estuve con un profe, previo al Mundial estaba con el equipo, pero no me sentí como me quería sentir”.

Un gesto durante el Mundial de Rusia 2018

El huso horario, el clima distinto, todo coadyuvó para que no se sintiera cómodo: “Estuve mucho tiempo sufriendo las horas de sueño, no me había pasado nunca, en Rusia también la luz era muy temprano, me acuerdo que nos fuimos de acá y había seis horas menos, me despertaba muy temprano, me dormía tarde, dormía como tres horas de siesta. Tenía todo cambiado y en ningún momento me sentí cómodo. Lo disfruté, pero futbolísticamente no quedé conforme con lo que podía rendir en ese Mundial”.

En Rusia, la celeste avanzó hasta cuartos de final, donde cayó frente a Francia. Suárez marcó dos goles, en la victoria 1-0 contra Arabia Saudita y en el triunfo 3-0 contra la selección local, ambos partidos del grupo. Junto a Muslera, Godín y Cáceres, fueron los únicos cuatro jugadores que disputaron los 450 minutos (5 partidos completos) de Uruguay en el torneo.

Qatar 2022: El último Mundial

Para el Mundial de Qatar, Suárez se prepara con la idea de disfrutarlo y con los antecedentes de la experiencia recogida.

Así lo cuenta él: “Me preparo de la forma del jugador con experiencia, del jugador que quiere estar bien físicamente, futbolísticamente, y disfrutarlo. Es mi último Mundial, lo voy a disfrutar muchísimo, desde donde me toque estar: si me toca jugar hasta que me de y si me toca en el banco ayudar, pero disfrutarlo porque es el último, que mis hijos disfruten de ese momento. Y los uruguayos también tienen que disfrutar este Mundial porque hace muchos años que Uruguay no va a cuatro mundiales seguidos; debemos sentirnos orgullosos de esta generación de jugadores”, indicó.

Contra Francia, en 2018

La última vez que la celeste participó en cuatro Copas del Mundo continuadas fue en Chile 1962, Inglaterra 1966, México 1970 y Alemania 1974.

Suárez no tiene cuentas pendientes, excepto ganar: “Me toca defender a mi país de la mejor manera posible, de la forma que intenté hacerlo en todos los mundiales, y obviamente que poder jugar otro Mundial. Tengo que estar orgulloso de la carrera que hice con la selección de mi país. La única cuenta pendiente es ganar y que Uruguay intente llegar lo más lejos posible y porque no, soñar en grande”.

En total, Suárez jugó 13 partidos, acumuló 1.169 minutos, marcó 7 goles y fue una vez expulsado (contra Ghana en 2010) en las tres citas mundialistas en las que participó.

En 2010 Uruguayo terminó cuarto, en 2014 llegó hasta octavos de final y en 2014 hasta cuartos de final.

Sudáfrica 2010

FechaRivalRes.MJGolesFase
11-JunFrancia0-073 Grupo
16-JunSudáfrica3-090 Grupo
22-JunMéxico1-0851Grupo
26-JunCorea del Sur2-1832Octavos de final
2-JulGhana1-1 (4-2)120 Cuartos de final
10-JulAlemania2-390 Tercer puesto

Brasil 2014 

FechaRivalRes.MJGolesFase
19-JunInglaterra2-1882Grupo
24-JunItalia1-090 Grupo

Rusia 2018 

FechaRivalRes.MJGolesFase
15-JunEgipto1-090 Grupo
20-JunArabia Saudita1-0901Grupo
25-JunRusia3-0901Grupo
30-JunPortugal2-190 Octavos de final
6-JulFrancia0-290 Cuartos de final

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 345 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 345 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 345 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...