Fútbol > HISTORIAS

Juan Acosta repartió pizzas, vivió en la sede de Cerro Largo, salvó una vaca y lo descubrió Forlán para Peñarol

La historia del lateral derecho de Peñarol que fue figura ante River Plate y busca renovar su contrato tiene ribetes propios que pintan lo pintoresco del fútbol uruguayo

Juan Acosta se está ganando con mucho trabajo un nuevo contrato en Peñarol en base a rendimientos

Tiempo de lectura: -'

09 de marzo de 2021 a las 05:04

Había abandonado el liceo en su ciudad, Rocha, pero defendía al club Lavalleja, el mismo en el cual su padre era y es ídolo, a tal punto que un mini estadio lleva su nombre y su apodo: Juan “Joya” Acosta. A su papá le dicen ese apodo por el peruano Juan Joya, quien descolló en Peñarol en la década de los años de 1960.

Entonces Juan Acosta, este que lleva el nombre de su papá y que fue figura el sábado en el lateral de Peñarol ante River, es Joyita, como le gritaba en cada práctica de Cerro Largo el exaurinegro Carlos Bueno.

Mientras jugaba en Lavalleja de Rocha, comenzó a repartir pizzas por la ciudad. Un tiempo después trabajó “en la construcción, obrero del campo y después en una oficina”, recuerda a Referí desde Colombia -donde juega en Bucaramanga-, Bruno Téliz, uno de los amigos que le dejó el fútbol y Cerro Largo.

Juan Acosta defendiendo a Cerro Largo y una discusión con Gonzalo Bergessio de Nacional

Fue contratado por Rocha FC, pero le tocó bajar de la Segunda división profesional a la ex C. Se fue a probar a Atenas, pero al final lo sedujo una oferta de Cerro Largo que aún estaba en Segunda.

“Me lo recomendó un señor de Rocha y le compramos la ficha al club Lavalleja. Vino a Cerro Largo y alternó como titular y suplente, pero era muy profesional. Un ejemplo. Por eso le renovamos”, explica el presidente del club arachán, Ernesto Dehl.

Danielo Núñez le puso los puntos en el primer amistoso a Juan Acosta y desde allí, el futbolista cambió para bien

Pero llegó otro técnico que le mostró el camino: Danielo Núñez. “Cuando fuimos a jugar el primer amistoso contra Gremio de Bagé, sus características como futbolista eran muy pobres. Estaba más preocupado por pelear que por jugar y en el entretiempo le hice saber lo que quería, que no era eso precisamente. Así se convirtió en lo que es hoy, que ya se consolidó como profesional. Fue el punto de partida para que hoy sea lo que es. Era un jugador de campeonato de barrio cuando llegó”, recuerda Núñez a Referí.

Y agrega: “Quería más una riña dentro del campo de juego que jugar. Fui firme y contundente: ‘O corrige, o no tiene lugar’, le dije”.

Juan vivía en una pieza que quedaba al fondo de la sede de Cerro Largo. Allí pasaba los ratos libres junto a Bruno Téliz y a veces, con algún otro compañero. "Retomamos los dos el liceo en aquellos tiempos".

“Éramos tres en un cuarto y se trajo la moto de Choby, su madre, de Rocha y nos manejábamos en la motito jugando en la B. Un tío camionero se la llevó. Anduvimos hasta cuando jugábamos en Primera y en gran campaña. Un par de veces nos dejó a pata, siempre se nos pinchaba, pero algún conocido nos arrimaba. Era un peligro y todavía, sin casco. En Melo, si andás con casco sos un extraño”, dice su excompañero.

Bruno Téliz, cuando jugaba en Cerro Largo, marcando a Gonzalo Bergessio; Téliz fue compañero y es muy amigo de Acosta y dialogó con Referí

Ignacio Lasarte, hermano del técnico de la selección chilena, Martín Lasarte, es coach deportivo de Cerro Largo desde hace tres años. Así habla de Juan Acosta.

“Yo lo embromaba porque soy hincha de Lavalleja de Minas y él de Lavalleja de Rocha. Carlos Bueno era el líder emocional y vio en Juan un referente del equipo. Fue transformando su juego, escuchando mucho a Danielo. Jugaba por derecha o por izquierda, le agregó mucha velocidad y me reía mucho con él cuando vimos que los rivales empezaron a marcar sus subidas. Los rivales empezaron a tomar medidas para cortarle el avance. Yo le decía: ‘Dejaste de ser un jugador de marca y los rivales toman precauciones para que no subas, tiene que ser un incentivo de un cambio deportivo importante”, explicó Lasarte a Referí.

Entonces recuerda una anécdota que pinta lo que significaba Juan Acosta en aquel plantel.

“Fueron a entrenar a Los Pinos en las afueras de Melo, donde hay una segunda cancha de fútbol. Era un lugar empantanado y una vaca se cayó dentro de esa especie de ciénaga formada por barro. Quedó hundida, y Juan fue uno de los que más pidió con otros para sacarla de ese pantano. Te lo pinta de cuerpo entero como pionero”.

En este video se puede ver cómo rescataron a la vaca. Acosta es quien la toma por una de las patas delanteras, mientras que Téliz lo hace de una de las traseras.

Su excompañero y amigo, Bruno Téliz, también colaboró en ese momento junto a otros futbolistas para sacar del fangal a la vaca, pero coincide en que la idea fue de Juan.

“Él tuvo la idea, nos llevó y la agarró de una pata a la vaca. Entre varios la sacamos”.

El presidente Dehl comentó a Referí que tuvo “un año en Primera espectacular, fue uno de los pilares del equipo”.

Ernesto Dehl, el presidente de Cerro Largo, habló sobre lo que significó Acosta en su club

Téliz dice que tras vivir en la sede y en la concentración de Los Pinos se fueron a vivir juntos. “Entre los dos nos alquilamos un apartamento en Melo y él cocinaba guiso. Pasábamos comiendo guiso (se ríe)”.

El buen nivel que tuvo en Cerro Largo que clasificó a la Copa Libertadores, lo hizo ganar el premio al mejor lateral derecho elegido en la encuesta Fútbolx100 de Referí.

En aquella época, un compañero “que lo ayudó mucho era Carlos Bueno, por el trabajo a nivel de grupo y en aconsejarlo permanentemente”, indicó Núñez.

Ese buen rendimiento hizo que Diego Forlán, recién contratado por Peñarol, se fijara en él.

“Se presentó el tema en una reunión de la comisión de fútbol en Punta del Este, en diciembre 2019. En ese momento se pensaba que Giovanni González se iba a ir porque estaba en la selección, aunque luego no sucedió. Juan llegó al club, se desgarró y estuvo varias semanas sin poder jugar”, explicó el entonces dirigente aurinegro Carlos Scherschener a Referí.

El 6 de enero de 2020, dos meses antes de la llegada de la pandemia a Uruguay, Juan Acosta se presentó para la primera práctica de Peñarol en el Estadio Campeón del Siglo

Téliz añade: “Me llamó que lo confirmaron de Peñarol, era el sueño de su vida, ya que es hincha desde siempre”.

A su vez, Danielo Núñez se suma al comentario. “Me contó que Forlán lo había pedido y le dije que era la posibilidad que espera todo jugador, que tenía que prenderse y más él que era hincha, se le daba todo. Tenía una alegría enorme, porque es de familia humilde. La madre iba a algunos partidos cuando jugaba cerca de Rocha con Cerro Largo. Fue criado desde abajo, con dificultades. Si hay alguien que se merecía esta oportunidad, era él”.

Con sus años de conocerlo, Lasarte explicó: “Creo que no estaba preparado para dar un paso tan grande, pero con trabajo y esfuerzo, llegó. Tenía una confianza ciega y lo logró. Tratar de afirmarse en un momento en que Peñarol estaba complicado, no es para cualquiera”.

No fue nada fácil. La lesión llevó a que recién pudiera debutar tras el retorno de la pandemia el 19 de agosto. Aún estaba Forlán y debutó en el Burgueño en la derrota por 2-0 ante Deportivo Maldonado.

Con Mario Saralegui jugó un poco más y Mauricio Larriera lo terminó confirmando. Claro, recién lleva ocho partidos y se le termina el contrato a fines de este campeonato.

El lateral derecho aurinegro, Juan Acosta, hasta ahora solo pudo jugar ocho partidos en la temporada

Lasarte sostuvo que Peñarol aprovechó su plantel y al que Giovanni González “era inamovible. El técnico Larriera lo puso al medio y a Juan de lateral. Eso seguramente lo ve el entrenador en las prácticas y le está saliendo muy bien”.

Hace seis años que está en pareja con Natalia, pero recién tiempo después de firmar con Peñarol pudieron vivir juntos, ya que en Cerro Largo no tenían las comodidades mínimas.

El presidente Dehl, dice que está “muy contento de que le vaya bien hoy también. Sacrificio, ser honesto en el fútbol y que dé sus frutos es muy bueno. Algo aportó Cerro Largo para que él también fuera exitoso”.

El sábado de noche ante River Plate, en el Estadio Campeón del Siglo, apareció el Acosta que fue a buscar Forlán. Desbordó, marcó muy bien y fue determinante en el equipo de Larriera, tanto que metió una gran pared con Giovanni González que terminó en su muy buena asistencia para Agustín Álvarez Martínez en el 2-0.

Mirá en este resumen la jugada del segundo gol de Peñarol en el que Acosta le da la asistencia a Álvarez Martínez.

“Sentía que no estaba dando lo que fueron a buscar”, dijo Acosta luego del partido.

Le quedan cuatro partidos hasta el final del Clausura y si Peñarol no entra en la definición del Campeonato Uruguayo 2020, se le termina el contrato.

En sus pocos encuentros ha demostrado ir de menos a más y en Peñarol estudian la posibilidad de que firme un nuevo contrato con la institución.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...