Nacional > Elecciones

Socialistas evaluarán conducta de legisladores para definir alianzas políticas

El congreso comenzó a delinear los criterios que se seguirán en busca de garantizar la unidad de acción y no perder el voto 50

Tiempo de lectura: -'

25 de febrero de 2019 a las 05:00

La plataforma electoral y las alianzas de cara a las próximas elecciones nacionales fueron parte de los temas centrales abordados este domingo durante el Congreso del Partido Socialista del Uruguay, que tuvo lugar en el club Atenas. Aunque se considera que todavía es temprano para definir la política de alianzas que seguirá el partido, sí se comenzaron a plantear algunos criterios que deberán estar sobre la mesa cuando llegue el momento de dar esos pasos.

En diálogo con El Observador la senadora Mónica Xavier dijo que uno de esos criterios pasará por darle un “énfasis especial” a lo que proponga cada departamento. “Uno puede priorizar la lista al Senado o la lista a Diputados. En algunos períodos se evaluó críticamente que estuvo más priorizado las alianzas para conformar un Senado más potente que la posibilidad de potencializar las alianzas en el territorio. (…) Entonces, sin ser excluyentes, sí tener el mayor respeto por los propuestas que surjan desde los departamentos”, afirmó.

Pero para la diagramación de esas alianzas se tomará en cuenta el comportamiento que hayan tenido los potenciales aliados en la actual legislatura. “En este período legislativo el voto 50 ha estado  permanentemente en cuestión por diversos actores. Es muy importante que nosotros evaluemos cuál ha sido el comportamiento a la hora de haber tenido coherencia con un principio tan caro para el Frente Amplio, como es la unidad de acción”, afirmó Xavier.

En esta legislatura un caso notorio ha sido el del diputado Darío Pérez (Liga Federal) que ha dejado al oficialismo sin los votos necesarios para aprobar algunas iniciativas de ley. Por ejemplo, en diciembre pasado el Frente Amplio (FA) no pudo levantar el receso parlamentario para votar la ley de financiamiento de partidos y campañas electorales. Antes el mismo legislador había planteado reparos con el proyecto de reforma de la Caja Militar. Y en marzo de 2018 había aportado a la oposición el voto con el que se aprobó el proyecto de ley de vivienda popular. También el diputado Sergio Mier (Liga Federal) trancó en el Parlamento artículos de la última ley de Presupuesto y complicó la votación en la cámara de representantes en 2015.

Por otra parte, un segundo  criterio a tener en cuenta para las alianzas será el comportamiento ético. “Aunque nunca ha sido un situación de corrupción lo existente en la fuerza política, sí hemos tenido serios problemas éticos”, afirmó Xavier.  En tercer lugar mencionó a la equidad de género. Según la senadora,  se deberá tener en cuenta que las alianzas no desvirtúen la paridad de género, que fue incorporada en el estatuto del partido hace cuatro años atrás.

El domingo también  se pusieron a consideración los énfasis que tendrá la plataforma electoral y que tienen como base el programa del Frente Amplio. Uno es el desarrollo integral con diversificación productiva,  capacitación e investigación.  Otro de los ejes  pasará por la vivienda y el entorno, con el objetivo de eliminar la pobreza infantil.  “Se redujo la pobreza, casi se eliminó la exclusión, pero en esos segmentos más jóvenes los niveles son el doble de la población general”, afirmó Xavier.

“¡Pucha que tenemos desafíos, si los tendremos!”. Así resumió el precandidato del FA, Daniel Martínez, lo que tendrá que afrontar el partido en caso de ganar las elecciones este año. En el día de su cumpleaños número 62, Martínez participó el sábado del congreso socialista, con un discurso que hizo hincapié en que la coalición de izquierda está dispuesta a asumir esos desafíos.

“Remamos contra ideologías y formas de hacer políticas arcaicas, pero el FA siempre ha salido adelante, aún en la derrota. Vamos a tener que seguir remando, estamos en una situación compleja por muchas razones”, comentó Martínez. Dentro de esas “situaciones complejas”, el frentista se concentró en dos aspectos: la educación y el futuro del trabajo y la desigualdad de género.

Mencionó los cambios rápidos que suceden en el mundo. “A veces cuesta darnos cuenta. Se calcula que dos de cada tres niños que nacen van a trabajar en tareas que no existen”, remarcó. Sobre la educación, el precandidato se refirió al aumento del presupuesto desde que el FA asumió en el gobierno en 2005, y respaldó el “compromiso de país” de lograr el 6% del PBI para la educación más el 1% para la investigación. “Lo tenemos que hacer”, dijo.

Añadió que se necesita “aprender de los cambios de la sociedad. Lo peor que le puede pasar a un político de izquierda es la soberbia, perder la capacidad de mirar a los ojos de la gente y entender qué pasa y escucharlos. No se es de izquierda si no se escucha a la gente, si no se tiene un mano a mano, si estamos sentados en el escritorio, si no vamos al comité de base”.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...